El Gobierno de Navarra convoca a los agentes sociales para analizar el impacto económico de la guerra en Ucrania

El Ejecutivo autonómico admite su preocupación por las consecuencias "muy negativas" que el precio de la energía y la escasez de materias primas va a tener en empresas y familias

10.03.2022 | 12:08
La presidenta María Chivite

El Gobierno foral ha citado a los agentes sociales reunidos en el Consejo Económico y Social para analizar la situación económica y valorar las consecuencias que la guerra de Ucrania va a tener en Navarra, y que se ha traducido ya en un aumento del precio de la energía y problemas para la adquisición de las materias primas.

Admite el Gobierno su preocupación por un escenario "muy complicado" y que va para largo, por lo que busca una cohesión política y social que facilite la toma de medidas extraordinarias. No hay de momento propuestas concretas porque, según admite la consejera de Hacienda, Elma Saiz, "es prematuro". Pero pocas dudas quedan ya que algo habrá que hacer. "Tenemos que afrontar una situación muy difícil", ha admitido Saiz.

El clima de preocupación es evidente en el Parlamento. Todos los grupos, menos Navarra Suma, ha preguntado al Gobierno foral qué piensa hacer. De momento, y junto con la convocatoria del CES, el Gobierno ha citado también a todos los grupos parlamentarios para debatir la situación, aunque aboga por la prudencia a la espera de las medidas que pueda poner en marcha el Gobierno central. La reunión de este fin de semana de los presidentes autonómicos puede dar alguna pista.

Así que por ahora el Ejecutivo foral se limita a analizar la situación. "Es prematuro para ofrecer estimaciones o predicciones. Y no sería adecuado enviar mensajes alarmistas o de excesivo optimismo", ha explicado la titular de Hacienda, que ha asegurado que por ahora se limitan a una "observación objetiva". En esa línea se ha situado también la presidenta, María Chivite, que ha asegurado que el Gobierno "trabaja con la sociedad y en coordinación con las administraciones" para tratar de hacer frente al "impacto económico" que la crisis va a tener en "empresas y familias"

Propuestas de los grupos


El debate en cualquier caso está ya abierto, y algunos partidos ofrecen ya su propia receta. La parlamentaria de Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón, ha reclamado al Gobierno foral que reclame al Estado que "intervenga la economía" y regule los precios de alimentos y servicios básicos.

Por su parte, Laura Aznal, de EH Bildu, ha considerado necesario aplicar ya medidas de ámbito tributario sin esperar a lo que pueda hacer el Gobierno de España. Aznal ha sido además muy crítica con Josep Borrell, que ha recomendado a los ciudadanos que reduzcan el consumo energético.

"La realidad es alarmante y los indicios son muy preocupantes", ha advertido Uxue Barkos, que ha reclamado una "revisión pronta" de los presupuestos de este año. "Es urgente una estrategia global a escala navarra ante lo que la realidad no está dibujando ya", ha señalado la portavoz de Geroa Bai.

En respuesta su socia de Gobierno, Chivite ha admitido que el margen de actuación en Navarra "no es grande", aunque ha avanzado que los tres departamentos con competencias en la cuestión energética trabajan ya "de forma coordinada" para tratar de limitar el impacto. "Estamos analizando presupuestariamente qué margen tenemos para habilitar recursos y vamos a trabajar con los sectores afectados", ha manifestado la presidenta.

noticias de noticiasdenavarra