Plantean que la Iglesia asuma su responsabilidad como institución

Podemos Navarra solicita a la Fiscalía que estudie las posibilidades legales existentes

08.02.2020 | 22:00
Colegio de los Padres Reparadores en Puente la Reina.

PAMPLONA - Podemos Navarra solicitó ayer a la Fiscalía que "actúe para que la Iglesia asuma la responsabilidad de sus abusos sexuales" y afirmó que "no puede haber impunidad contra hechos gravísimos que atentan contra la integridad de las personas", si bien mostró su "respeto por la Iglesia Católica".

Tras las denuncias hechas públicas por abusos sexuales cometidos en los años 70 en el colegio de los Padres Reparadores de Puente la Reina por parte de dos antiguos alumnos, la formación morada planteó ayer que el Ministerio Público "estudie las posibilidades legales para que la propia Iglesia Católica asuma como institución la responsabilidad de los abusos sexuales cometidas en la misma". "Hay que solicitar a la Fiscalía que actúe para que se estudien todas las posibilidades legales para que sea la Iglesia Católica quien como institución asuma la responsabilidad por todos los hechos que se han producido durante el ejercicio de su actividad apostólica, docente u otras", según manifestó ayer en un comunicado Mikel Buil, candidato de Podemos a la Presidencia del Gobierno de Navarra.

OMISIÓN O ENCUBRIMIENTO Según señaló Mikel Buil en la citada nota, "es la Iglesia Católica la que ha creado las condiciones para que se produzcan estos hechos y después o bien ha omitido cualquier tipo de actuación destinada a colaborar con la Justicia y satisfacer a las víctimas o bien, lo que es más grave, se ha dedicado a encubrir los hechos y a sus autores".

Según la formación morada, "más allá de genéricas peticiones de perdón, el interés de la Justicia es que se depuren las responsabilidades individuales pero también las de la Iglesia como entidad jurídica bajo la que se han producido de forma sistemática estos hechos gravísimos". "Desde Podemos respetamos todas las creencias filosóficas y religiosas desde el reconocimiento a la libertad de culto y de conciencia, que nos parece un derecho humano básico. Pero nadie se puede amparar en ninguna institución para cometer o asegurar la impunidad de hechos gravísimos que atentan contra la integridad de las personas", finalizó. - D.N.