para evitar expulsiones por actividades sociales

El CIP Elizondo se suma al programa Tiempo Fuera de Educación

El convenio firmado ha dado cobertura a algo que ya se venía haciendo de forma intuitiva en el centro, colaborar con la residencia de personas mayores de la localidad

09.02.2020 | 07:48
El CIP de Elizondo ha formado a cientos de jóvenes del Bidasoa y Ultzama en 50 años.

PAMPLONA. El director general de Educación del Gobierno de Navarra, Roberto Pérez Elorza, y el director general de IDEA Asistencia SL, Rafael Sánchez-Ostiz Gutiérrez, han firmado este jueves en el CIP Elizondo el convenio Tiempo Fuera que sustituye las expulsiones del aula por acciones en beneficio de la comunidad.

A la firma han asistido también la directora del centro de ancianos de Elizondo y el equipo directivo del centro educativo, ha informado el Gobierno foral en una nota.

El convenio firmado en el CIP Elizondo ha dado cobertura a algo que ya se venía haciendo de forma intuitiva en el centro, colaborar con la residencia de personas mayores de la localidad. El programa Tiempo Fuera les da ahora un marco oficial para seguir trabajando de forma conjunta.

Durante la firma, la directora del centro, Maite Ariztegi Etxepeteleku, ha afirmado que "no tenemos muchas expulsiones a lo largo del curso, pero queríamos firmar este programa dentro de nuestra apuesta por trabajar la convivencia".

Por su parte, el director de la empresa que gestiona la Residencia de Elizondo, así como otras tres sedes en la comunidad, ha destacado que este acuerdo cumple también con el objetivo "dar a conocer el trabajo que hacemos en las residencias y que necesita además de profesionales".

Asimismo, el director general de Educación, Roberto Pérez Elorza, ha valorado positivamente el programa y ha resaltado que "a la vista está que además de funcionar para sustituir la expulsión por trabajos para el bien de la comunidad puede que, de paso, sirva como opción de empleabilidad en la propia localidad de los estudiantes".

El programa Tiempo Fuera tiene como objetivo que, en el caso de que el alumnado tenga conductas contrarias o gravemente perjudiciales para la convivencia en el centro educativo y se le aplique la medida de suspensión del derecho de asistencia a clase, se le reemplace dicha expulsión por la realización de actividades sociales con el objetivo de introducir un aspecto constructivo y ofrecer al alumnado la opción de colaborar en distintas actividades y conocer otras realidades sociales.

De este modo, además, se pretende motivar al alumnado con sus estudios e incluso orientarles hacia su futuro, incluyendo una perspectiva coeducativa. En el caso del CIP Elizondo el alumnado realizará actividades guidas por la empresa IDEA Asistencia SL quien en colaboración con el centro educativo establecerá cuales son las acciones más adecuadas para el alumnado expulsado.