Sancionados 20 jóvenes de fiesta en un pipero de Murchante en pleno toque de queda

16 de ellos se escondieron en dos tejados cuando llegaron los agentes, pero finalmente fueron identificados

19.08.2021 | 14:32
Imagen del pipero de Murchante donde los jóvenes estaban de fiesta.

Dos de los jóvenes fueron denunciados también por menosprecio a la autoridad, y otro por negarse a identificarse

Patrullas de Policía Foral de Tudela intervinieron la pasada madrugada en un pipero de Murchante, localidad que se encuentra bajo toque de queda durante 'las no fiestas', donde una veintena de jóvenes fueron identificados y denunciados por vulnerar la normativa sanitaria.

El suceso ocurrió poco antes de las 3 de la madrugada. Los agentes recibieron varias quejas vecinales por ruidos y música alta y se desplazaron al lugar. Al intentar acceder al cuarto, los ocupantes del mismo no atendieron a las llamadas de los agentes en un principio, si bien finalmente éstos pudieron acceder al interior. 4 de los 20 jóvenes se quedaron en la bajera mientras que los otros 16 se escondieron en dos tejados a los que accedieron a través de unas escaleras superiores, "jugándose el tipo". Tras unos minutos, todos fueron identificados y denunciados.

Los agentes pudieron constatar que ninguno de los jóvenes portaba mascarilla. Dos de los jóvenes además recibieron denuncia por menosprecio a la autoridad, y otro por negarse a identificarse.

Asimismo se les denunció por hacer uso de un pipero, cuando este tipo de reuniones están prohibidas, y por saltarse el toque de queda.

MÁS INFORMACIÓN DE MURCHANTE: El alcalde asegura "tener identificados" a quienes hicieron el escrache

La irresponsable acción de esta cuadrilla de Murchante dolerá mucho en los bolsillos. A modo orientativo, el incumplimiento de la obligación del uso de la mascarilla o uso inadecuado de la misma se sancionará con 100 euros. El Decreto Ley Foral establece tres tipos de infracciones, las leves, que se sancionarán con multas de entre 100 y 3.000 euros; las graves, que recogen sanciones de entre 3.001 y 60.000 euros; y las muy graves, que se sancionarán con multas de entre 60.001 y 600.000 euros. La apertura de locales, celebración de actos o realización de actividades que hayan sido expresamente prohibidas o suspendidas está tipificada como grave.

El Decreto Ley Foral también especifica las personas o entidades responsables de las infracciones. En el caso de las denominadas "bajeras de ocio", "pipotes" o similares, serán responsables las personas físicas que se encuentren ejerciendo la actividad ilícita.
 

noticias de noticiasdenavarra