La jueza deja libre al policía foral acusado de quemar el coche del novio de su expareja en Marcilla y le imputa varios delitos, entre ellos acoso

Le obliga a llevar una pulsera de control telemático y le impone una orden de alejamiento

29.04.2022 | 19:23

La titular del Juzgado de Instrucción y Primera Instancia número 1 de Tafalla ha dejado en libertad provisional este viernes al agente de la Policía Foral detenido esta semana por haber prendido fuego supuestamente a varios coches en Marcilla, entre ellos uno que era propiedad del novio de su expareja. La juez le imputa indiciariamente los delitos de acoso y hostigamiento, maltrato psicológico habitual en el ámbito de la violencia de género, descubrimiento y revelación de secretos y daños provocados por incendio.

SABER MÁS Detenido un policía foral por quemar el coche del novio de su expareja en Marcilla

El Ministerio Fiscal había solicitado el ingreso en prisión del agente de la Policía Foral, pero la jueza lo ha rechazado por considerar que no hay riesgo de fuga, si bien le obliga a llevar una pulsera telemática y le impone una orden de alejamiento de 1.000 metros respecto de su expareja.

El policía foral, destinado en la División de Protección de Autoridades, ha comparecido en la mañana de este viernes en el juzgado de guardia, días después de ser detenido por el propio Cuerpo autonómico. A pesar de que el Ministerio Fiscal ha solicitado su encarcelamiento, la jueza ha acordado su puesta en libertad provisional imputado por los delitos de daños por incendio, acoso, maltrato y revelación de secretos, por haber accedido a bases de datos de su expareja, al entender que no concurre riesgo de fuga.


Los hechos que motivaron que la Policía Foral iniciase la investigación ocurrieron durante la noche del 19 al 20 abril, cuando se registró un incendio en la vía pública en Marcilla en el que ardieron por completo dos coches, un Mercedes y un Opel Corsa, y resultaron afectados otros dos vehículos. Bomberos del parque de Peralta se encargaron de apagar las llamas.

Agentes de la Policía Foral, de Policía Judicial de la comisaría de Tafalla, se hicieron cargo de la investigación y localizaron una garrafa con combustible en las proximidades de los vehículos que ardieron. Tras las pesquisas correspondientes, los investigadores determinaron que el supuesto autor del incendio era un agente del propio Cuerpo autonómico, por lo que procedieron a su detención.

noticias de noticiasdenavarra