Irache advierte sobre las web de entradas que encarecen el precio

En Navarra se han dado casos con localidades adquiridas para los conciertos de El Circo del Sol, Mark Knopfler o Ara Malikian

09.02.2020 | 02:11

pamplona - La Asociación de Consumidores de Navarra Irache ha lanzado una advertencia sobre portales de Internet de reventa de entradas de espectáculos que encarecen notablemente el precio a pagar.

Son decenas las personas que han acudido a la asociación porque han acabado pagando mucho más del precio anunciado por una entrada, en ocasiones más del doble. Algunos de estos portales están alojados en el extranjero, en Suiza o Estados Unidos, y cualquier posible reclamación resulta bastante complicada, más aún cuando la legislación sobre esta cuestión no es clara ni uniforme. Grupos y artistas como Robe Iniesta, Sôber o Marea han denunciado públicamente y específicamente que no compren entradas de sus conciertos en el portal Viagogo.

Estas páginas web aparecen de forma destacada en los primeros lugares cuando se utilizan buscadores de Internet para comprar entradas. El usuario piensa en muchas ocasiones que se trata de un portal oficial del organizador del espectáculo. Así, cumplimenta los datos, da el número de su tarjeta bancaria y compra las entradas. A veces en el último momento y otras ocasiones tiempo después se da cuenta de que ha pagado mucho más dinero del que valía la entrada, en ocasiones hasta se ha llegado a duplicar el precio.

Casos en Navarra Una persona compró seis entradas para el concierto que dará Mark Knopfler el 5 de mayo en el Navarra Arena. El precio oficial de las entradas en taquilla era de 61,50 euros cada una de ellas. Por tanto, de comprar de esta manera las entradas costarían 369 euros. Sin embargo, a través de un portal le acabaron cobrando por cada entrada 105 euros de precio, 38 euros por IVA y tasas de servicio y 1 euro por gastos de gestión. En total, acabó pagando 864 euros.

Otra persona compró dos entradas para un concierto de violín de Ara Malikian en el Navarra Arena. El precio oficial de las entradas era de 33,76 euros. Adquirió dos y en lugar de pagar 67 euros acabó pagando 136, dado que el precio de cada entrada se elevó a 48 euros y también se aplicaron 40 euros de gastos de gestión.

Tácticas agresivas Como se ha indicado, generalmente estas web se presentan como meras intermediarias entre particulares y no asumen la responsabilidad de la operación.

Eso sí, se utilizan técnicas agresivas de marketing que buscan la compra inmediata de las entradas. Por ejemplo, continuamente aparecen avisos como que hay mucha demanda, que otras personas están mirando la web, que quedan menos de 2% de entradas o que están a punto de agotarse. O dan un tiempo corto para comprarlas -seis minutos, por ejemplo- y el usuario ve cómo va corriendo el tiempo en una angustiosa cuenta atrás.

En el precio de la entrada anunciado no incluyen gastos de gestión, IVA o tasas de servicio, unos conceptos no siempre muy claros y que el consumidor no puede calcular a cuánto ascienden. Además, suele aparecer a un lado de la página, no muy destacado. - D.N.