Sin pedir permiso

El triunfo final de Pogacar en Valencia entronca con las emergentes figuras de Evenepoel, vencedor en la Vuelta a San Juan, el muestrario de Van der Poel y la potencia de Bernal, campeón del Tour.

12.02.2020 | 09:47
El joven esloveno Tadej Pogacar (Emirates) conquistó la Volta a la Comunitat Valenciana.

Los hilos del descaro, la exuberancia, la valentía, el deseo y la ambición tejen a la nueva generación de jóvenes que agita, furibunda, sin edulcorantes, el ciclismo. La generación Z no rinde pleitesía a los mitos. Ya está aquí. No está dispuesta a perder el tiempo. El futuro es presente para ellos. Se lanzan a por él. Irreverentes. Al asalto. Nada de contemplaciones ni de aguardar a que el tiempo les limpie el horizonte, de esperar a que se apagan las luminarias que aún parpadean para que ellos se enciendan e iluminen el ciclismo.

Bajo esos parámetros, capaces de puentear a la generación precedente, Tadej Pogacar (Emirates), apenas 21 años, Remco Evenepoel (Deceuninck), 20 recién cumplidos, Mathieu van der Poel (Féníx-Alpecin), 25, y Egan Bernal (Ineos), 23, quieren hacer suyas las carreteras para buscar la gloria. El comienzo de curso de todos ellos ha subrayado el legado de 2019. Es el momento de la confirmación. Como el segundo disco de los que alumbran una explosión con el primer trabajo.

El esloveno Tadej Pogacar cerró el domingo su superioridad en la Volta a la Comunitat Valenciana, su primer escaparate de la campaña. La etapa definitiva sirvió para que Jakobsen alzara los brazos en el esprint y se cincelara el podio definitivo con Pogacar, Jack Haig (Mitchelton) y Tao Geoghegan (Ineos). Pogacar conquistó la carrera después de vencer en las dos jornadas claves de la prueba con sendas exhibiciones en los finales en alto. Tercero en la pasada edición de la Vuelta a España, Pogacar, que este curso acudirá al Tour, resolvió con contundencia en Valencia en su estreno del curso. Dos etapas y general. Mejor imposible. "Ha sido una carrera increíble, he disfrutado de ella", apuntó Pogacar, que se refirió a la explosión de jóvenes talentos. "Aún queda mucho por delante, por supuesto voy a intentar ser lo mejor posible en cada carrera e ir mejorando. No sé cuál es la razón por la que ahora hay tanta gente buena joven entre los mejores, pero es bueno que haya gente tan joven ahí y veremos en el futuro hasta dónde podemos llegar". El mensaje de Pogacar, espléndido en Valencia, es un aviso para lo que resta de almanaque.

Del mismo modo satisfactorio comenzó la temporada para Remco Evenepoel, el imberbe belga procedente del fútbol que no deja de asombrar con sus actuaciones. Evenepoel sumó a su palmarés la Vuelta a San Juan en Argentina. Su estratosférica actuación en la contrarreloj -es campeón de Europa de la especialidad y subcampeón mundial- le validó el triunfo final en la carrera tras padecer en la última etapa. Pudo rehacerse a tiempo y sonreír. El vencedor de la pasada edición de la Clásica de San Sebastián parece no tener límites. "A nada que mejore en montaña, está llamado a ser un corredor muy importante. Los datos lo dicen", sugiere Pello Bilbao, ciclista del Bahrain, que no pudo seguirle el rastro durante la clásica cuando corría en el Astana. El equipo kazajo trabajó con entusiasmo para apresar al portento belga, pero resultó imposible.

messi y el ciclismo El día que Evenepoel rechazaba ser el Messi del ciclismo tras vencer en Argentina -le regaló una camiseta del 10 de la albicleste- en Suiza se proclamaba campeón del Mundo de ciclocross Mathieu Van der Poel, al que Alberto Contador compara con el astro argentino del fútbol por su capacidad de arrastre . "Van der Poel ahora se parece un poco a Messi. ¿Por qué? Porque quizás no apoyas al Barcelona, pero si tienes la oportunidad, vas allí para ver jugar a Messi", describe Contador sobre un ciclista que no deja de asombrar. Un auténtico imán. El neerlandés, el rey del ciclocross, fue vencedor en 2019 de la Amsteld Gold Race, la Flecha Brabançona y A través de Flandes. También se hizo con una vuelta por etapas: el Tour de Gran Bretaña.

El Tour genuino, el mito, el de Francia, coronó a Egan Bernal, que ha iniciado la campaña con el segundo puesto en los nacionales de Colombia de ruta y el tercer puesto en la prueba contrarreloj. Bernal demostró una descomunal potencia en montaña y la mentalidad que acompaña a los campeones para imponerse en una carrera que gestionó como un veterano para ser el mejor en los Campos Elíseos de París. Con apenas 22 años, la Bestia se elevó a los altares. En julio acudirá a Francia con la idea de revalidar su victoria. La generación Z no pide permiso.

https://www.noticiasdegipuzkoa.eus/deportes/ciclismo/2020/02/12/pedir-permiso/1013143.html