Imanol Erviti / CICLISTA DEL MOVISTAR TEAM

Imanol Erviti: "Hay que ver cómo se comporta Roglic esta última semana, tenemos que forzarle"

El Movistar Team llega a la última semana de La Vuelta metido de lleno en la pelea por el maillot rojo y Erviti apunta al Alto de Gamoniteiru como el escenario que decidirá todo.

31.08.2021 | 00:07
Imanol Erviti, en la 14ª etapa de La Vuelta 2021 entre Don Benito y Pico Villuercas. Foto: Movistar Team

pamplona – Imanol Erviti, ciclista navarro del Movistar Team, es una de los gregarios de lujo en el pelotón de La Vuelta. Las opciones de Enric Mas y Supermán López en la clasificación general pasarán, en buena parte, por sus piernas. El equipo español llega a la última semana de carrera corto de efectivos. Valverde y Jacobs tuvieron que hacer las maletas y ahora Movistar depende de la colaboración de los equipos rivales para agitar la carrera.

¿Cómo ha vivido La Vuelta hasta la fecha?

–Ha sido muy intensa y dura. El recorrido ha sido fuerte y me da la sensación de que ha habido pocas diferencias para como se ha corrido. El calor ha hecho mella y eso se va guardando en el disco duro. Los recorridos que preparan los organizadores de La Vuelta hacen que todos los años esté apretada y somete a los favoritos a examen desde el principio. Han buscado que las etapas llanas tuvieran el aliciente del viento, son días en las que no puedes ganar nada pero puedes perder todo. Mantener esa tensión desgasta y provoca fallos y sorpresas en los días siguientes.

¿Cómo valora el rendimiento del equipo?

–Hemos trabajado muy bien y estamos en la pelea. No hemos cometido fallos, estamos buscando los puntos débiles de los rivales tratando de ponerles las cosas difíciles. Veo al equipo metido en carrera, me gusta la actitud de todos a pesar de que las bajas nos han puesto las cosas difíciles.

¿Cómo están las piernas del equipo en la semana decisiva?

–Estamos bien, las dos bajas que hemos tenido nos han condicionado. Estar limitado de efectivos hace que tengas que pasarle la responsabilidad a otros, medir todos los movimientos que haces y no derrochar energías.

¿Cuál es el objetivo en esta última semana?

–El objetivo gordo es conseguir que haya movimiento y mejorar nuestro puesto en la general. La formula dependerá de las fuerzas que tengamos y de cómo se desarrollan las etapas. Estamos viendo las previsiones meteorológicas y otros factores que pueden influir, pero está claro que por mucho que planeemos esto no son matemáticas y puede ocurrir cualquier cosa.

¿Se esperaban que Enric y Supermán dieran un rendimiento tan alto después de competir en el Tour?

–No es una sorpresa, el año pasado ya hicieron una buena Vuelta. Miguel Ángel terminó un poco antes el Tour por la caída que sufrió y no hicieron las olimpiadas, eso les ha dado un punto a favor para llegar bien. Enric es un corredor que se recupera muy bien, prácticamente todas las vueltas que recuerdo ha acabado mejor de lo que empezó.

Está claro que Roglic es el rival a batir, ¿descartan a Yates, Bernal, Martin o Haig de la pelea?

–Para nada. Son ciclistas que se están defendiendo muy bien y van a ser huesos duros de roer. Todavía no han hecho una gran carrera, pero no es una casualidad que después de dos semanas estén en las posiciones de cabeza. Tienen un muchísimo nivel y esto no está cerrado. Yates es súper agresivo y el domingo volvió a hacer uno de esos movimientos bestias para ganar unos segundos al final. La categoría de Egan, Jack Haig con un equipo muy fuerte, no se puede descartar a nadie. Si alguno de ellos flaquea esta semana trataremos de sacarle de la pelea.

¿Cuál es la receta para ganar a Roglic?

–La verdad es que su equipo está muy fuerte, tiene a Kuss y Kruijswijk para ayudarle, dos corredores de mucha calidad que todavía están a buen nivel. Hay que ver cómo se comporta esta última semana Roglic. Hizo algunas cosas que nos han llamado la atención. Atacó en Málaga exponiéndose a un patinazo como el que tuvo y no se si estará con la confianza a tope. Para saber en qué estado está hay que forzarle. Hay equipos rivales que están en la misma situación que nosotros y eso puede convertirles en nuestros aliados para intentar agitar la carrera. Nosotros somos los más limitados en efectivos y esperamos que los intereses compartidos con otros favoritos cambien la clasificación.

¿En qué escenario se decidirá La Vuelta?

–En la crono de Santiago se ajustarán los tiempos, pero el día del Gamoniteiru parece que es el más importante. Los puertos que preceden a la última ascensión van a ser muy exigentes.

¿Cuál es la hoja de ruta para esta última semana?

–En los Lagos de Covadonga tiene pinta de que Roglic tendrá compañeros que estén con él hasta el final y limiten la batalla a la última subida. El Gamoniteiru será la última batalla, muchos ciclistas tratando de mejorar puestos y otros tantos defendiéndolos, una etapa con muchos intereses cruzados. No creo que pase demasiado en el Alto de Castro de Herville, mucho se tiene que liar el asunto para que cambien las posiciones de la general en la última etapa.

noticias de noticiasdenavarra