Objetivo: doblegar al Barça

PRIMERA | Los culés buscan seguir dominando la Liga con mano de hierro. La llegada de Joao Félix al Atlético y de Hazard al Madrid alimentan las esperanzas para intentar destronar a Messi

10.02.2020 | 00:21
Messi levanta el trofeo de campeón de Liga.

pamplona - La Liga arrancó ayer a las 21.00 horas con el duelo entre el Athletic y el Barcelona en San Mamés, tres meses después de que el equipo de Ernesto Valverde se proclamara campeón. Comienza una nueva temporada en la que Leo Messi y compañía son los grandes favoritos al título. La escuadra blaugrana es el auténtico ogro del campeonato de la regularidad. Con ocho entorchados en once años, intentará ganar su liga número 27. El camino a un posible nuevo título se inició ayer en La Catedral.

Así, los refuerzos veraniegos no hacen más que engordar el favoritismo de los de Ernesto Valverde. Antoine Griezmann, Frenkie De Jong y Júnior Firpo han aterrizado en la entidad blaugrana para reforzar una plantilla que parecía inmejorable. Con todo, aún quedan unas semanas para que el mercado de fichajes se cierre y el capítulo de altas y bajas no parece estar cerrado. Todo apunta a que el Barça echará el resto por Neymar hasta el final. El año pasado los catalanes no completaron su mejor temporada, aun así volvieron a ser el conjunto más goleador -90 tantos a favor- y el segundo menos goleado -36 goles encajados-, solo por detrás del Atlético de Madrid.

Leo Messi, con 36 goles, fue el máximo artillero del campeonato. El argentino es una apisonadora en el torneo doméstico y semana tras semana hizo que sus rivales hincaran la rodilla. El argentino acabó por sexta temporada -tercera consecutiva- liderando el ranking de goleadores y esta temporada volverá a ser el arma principal de Valverde. Además, con sus trece asistencias, igualó a Sarabia en la tabla de mejores pasadores. El conjunto culé es una máquina perfectamente engrasada, que se construye desde atrás hacia adelante. Ter Stegen es uno de los mejores porteros de todo el planeta; para muchos, el mejor junto al esloveno Jan Oblak. En el curso 2018-19 fue el segundo guardameta menos goleado -32 goles recibidos- junto con Iago Herrerín, solo por detrás del colchonero -27 tantos recibidos-. Además, si el ataque blaugrana da miedo con futbolistas como Suárez, Dembelé, Griezmann, Coutinho y Messi, el bloque defensivo no se queda atrás. La pareja de centrales formada por Piqué y Lenglet es un muro para cualquier delantero. Futbolistas veloces como Jordi Alba y Firpo, más la calidad del centro del campo con figuras de la talla de Ivan Rakitic, Sergio Busquets y De Jong, hacen del Barcelona una locomotora perfecta.

A pesar del favoritismo indiscutible del conjunto barcelonés, Real Madrid y Atlético de Madrid han incorporado nuevas joyas a la liga para intentar destronar a Messi. Zinedine Zidane será el capitán del buque blanco, que se ha reforzado con jugadores contrastados de talla mundial como Hazard, Jovic y Mendy. A pesar de todo, la plantilla no ha sufrido una revolución total como se esperaba, y las dudas respecto a la nueva campaña afloran. Más si cabe después de una pretemporada de luces y sombras. El 7-3 que le endosó el Atlético escuece y solo un buen inicio liguero cicatrizaría semejante boquete.

Precisamente, el conjunto de Simeone se presenta como la gran alternativa. Griezmann, Rodri, Diego Godín y Juanfran Torres han abandonado la nave colchonera, pero la llegada de Joao Félix ha supuesto una inyección de moral entre los aficionados madrileños. El joven portugués saltó al estrellato la pasada campaña en el Benfica y los rojiblancos no lo dudaron: pagaron 126 millones de euros y se hicieron con los servicios de un futbolista que a sus 19 años es toda una estrella mundial. Cuatro goles y tres asistencias en cinco choques de pretemporada han subido la moral al cuadro de Simeone, que espera dar guerra este año. Un 7-3 al Real Madrid y un 2-1 a la Juventus en pretemporada alimentan las esperanzas colchoneras de hacer algo grande este año.

aspirantes a europa Nadie duda que Real Madrid y Atlético de Madrid son los grandes aspirantes a complicarle la vida al todopoderoso Barcelona de Ernesto Valverde, pero hay una serie de equipos que darán mucha guerra y que aspiran a puestos continentales. En ese segundo escalón de la Liga se encuentran conjuntos como Valencia, Sevilla, Villarreal, Athletic y Real, entre otros.

Los equipos vascos son clásicos en La Liga y se espera que Real Sociedad y Athletic peleen por Europa. El Athletic de Gaizka Garitano está en la guerra por los puestos nobles. Tras un primer tercio de campaña desastroso con Berizzo al mando, los leones reaccionaron y se quedaron a centímetros de entrar en competición europea. Esta temporada, el deseo en San Mamés es ser competitivos desde el principio del campeonato y fijarse objetivos realistas con el tiempo. Si Williams, Muniain y compañía juegan a su máximo nivel, no hay duda de que la escuadra vizcaína estará en la pelea por meterse en Europa League. Quién sabe si en algo más.

Los donostiarras se han movido mucho y bien en el mercado de fichajes. Han aprovechado oportunidades de mercado como la de Portu y Odegaard, además de hacerse con una perla de futuro como Alex Isak. El quedarse fuera de la Europa League en la última jornada hizo mucho daño en Donostia y los txuri-urdin buscarán lamerse sus heridas con un curso de sobresaliente.

Por otro lado, Marcelino García Toral y su característico 4-4-2 llevaron al Valencia a terminar cuarto la pasada campaña. Además, lograron doblegar al Barça en la final de Copa y este año quieren seguir en esa progresión ascendente. La marcha de Rodrigo al Atlético, que ya no está tan clara, podría debilitar sensiblemente la plantilla. No obstante, los valencianistas no deberían tener problemas de cara a gol, ya que Gameiro y Maxi Gómez -fichado desde el Celta- aseguran una buena cuota.

El Sevilla, por su parte, ha vivido una reestructuración completa este verano. El regreso de Monchi a la dirección deportiva trajo consigo el fichaje de Julen Lopetegui. El entrenador de Asteasu vivió una campaña muy complicada después de que fuera despedido un día antes de empezar el Mundial de Rusia 2018 por haberse comprometido a dirigir al Real Madrid. Su aventura apenas duró un par de meses y acabó marchándose goleado en el Camp Nou y con la sensación de no controlar una plantilla de alto nivel como la madridista. Monchi ha pedido un voto de confianza a la afición para su nuevo técnico. Eso más las once incorporaciones hacen que el Sevilla cuente con un plantel competitivo y completo.

el segundo escalón Villarreal y Celta no tuvieron una campaña 2018/19 sencilla. De hecho, sufrieron lo que no está escrito para mantener la categoría. Ambos equipos están obligados a mejorar sus prestaciones y se han reforzado para ello. Se espera una liga competitiva y una lucha frenética entre muchos conjuntos por puestos europeos. El Betis de Rubi ha añadido a dos estrellas como Nabil Fekir y Borja Iglesias para dar un salto de calidad. El mismo que esperan Eibar y Alavés.

Osasuna, Granada y Mallorca aterrizan en Primera con el objetivo de mantener la categoría. A priori son tres clubes que estarán en ese cuadrilátero de los que pelearán contra viento y marea por seguir en la máxima categoría estatal. Sin embargo, si se hacen fuertes en casa, todo es posible. Llega el momento de soñar a lo grande para 19 equipos. El objetivo: destronar al Barça.

noticias de noticiasdenavarra