Un balón y una canasta para descubrirse

28.06.2021 | 00:39
Participantes en el programa, con rectores de los centros y varios jugadores que se acercaron para despedir el curso.

La Federación Navarra de Baloncesto, de la mano de Álex Calvo, impulsa un programa donde el baloncesto ayuda a alumnos con diferentes necesidades

Un balón de baloncesto y una canasta. Dos simples objetos para muchos pero que pueden significar un gran cambio en la vida de otros. Eso les ocurre a los participantes del programa de Autodescubrimiento que lidera la Federación Navarra de Baloncesto a través de Álex Calvo ( Entrenador y educador) en diferentes centros escolares de la Comunidad Foral. Una actividad en la que se intenta llegar a jóvenes con diferentes problemas y darles herramientas para reorientar su vida y su futuro. El éxito es tal que lo que comenzó en el IES Julio Caro Baroja ha ido expandiéndose y ya llega hasta a cuatro centros.

"Empieza gracias a la orientadora del Caro Baroja en colaboración con la FNB. Existía la necesidad de encontrar alternativas educativas para un perfil de alumnado que tenía dificultades para adaptarse al aula ordinaria. De esta manera, se emplea el deporte como una forma de cambiar su percepción del centro educativo", cuenta Álex Calvo, responsable del programa y recientemente galardonado por el Instituto Navarro del Deporte por haber demostrado "su implicación con la humanidad que pone en los proyectos, uniendo a las personas y creando vínculos firmes con ellos". Pablo Bretos, presidente de la FNB, también cuenta cómo se inició todo. "Un día tomando un café, Merche, mi mujer, me explicó la problemática que tenían en el centro y vi claro que podíamos echar una mano a través del baloncesto. Que se estableciese una interrelación entre el deporte y las clases. Además, le dije que tenía la persona idónea que era Álex. La primera experiencia fue positiva y, después, tras unas reuniones con el Ayuntamiento de Egües, el club de baloncesto y el centro, se unió el C.P. Hermanas Úriz de Sarriguren. Si conseguimos hacer una unión educativa y formativa, este proyecto tiene muchas posibilidades de cuajar y de enganchar a gente que, por causas de la vida, se han despistado. Ahora, por ejemplo, tenemos una chica que comenzó en este proyecto y es árbitra en la Federación", recalca.

Pero, ¿y los centros? La opinión de los responsables escolares no puede ser más positiva.

Bakartxo Garjón es la directora del IES Caro Baroja, el primer centro que se adhirió a este programa cuenta su experiencia: "Nosotros teníamos un perfil desmotivado y absentista. Comprobamos que cuando tenían baloncesto, venían. Álex tiene una gran habilidad para conectar con los alumnos, conecta con todos, incluso con los que tienen una gran dificultad de aprendizaje. El primer año fue duro y la relación con los profesores aún no estaba bien engrasada, pero con el tiempo ha ido mejorando cada año un poco más. Álex conoce a los profesores y se genera una relación mejor". "Al principio los chavales trabajaban bien, pero nos costaba hacer ese traslado al aula. Tal vez nos faltaban herramientas de comunicación y coordinación con el profesorado, pero con los años lo hemos ido desarrollando y este año he estado supercontento. Había mucha comunicación y yo podía usar el espacio no solo para reducir el absentismo o mejorar sus relaciones y habilidades sociales, sino que pudiesen mejorar también sus resultados académicos", comenta Calvo.

El programa "Autodescubrimiento" cuenta con el apoyo del Instituto Navarro del Deporte del Gobierno de Navarra, el Ayuntamiento del Valle de Egüés y Caixabank. Sin embargo, su continua expansión hace que la Federación Navarra de Baloncesto esté buscando nuevas fuentes de financiación.

"Es un proyecto que no podemos dejar. Los alumnos no se van a las 12.00 a otro sitio a no dar clase, sino que están trabajando unas competencias y valores que son más necesarios para ellos que lo que están dando en ese momento", finaliza Garjón.

el paso a primaria El programa fue perfeccionándose y otros centros se mostraron interesados en añadirlo a su oferta educativa. Por ejemplo, el centro de las Hermanas Pi de Sarriguren. Eso sí, para niños de Primaria. Esto supuso un cambio para Álex, que tuvo que adaptar su lenguaje. "No es lo mismo hablar a un adolescente que a un niño. Están en etapas diferentes y tenemos que cambiar de registro para llegar a ellos."

Adriana Oloriz es la actual jefa de estudios del centro y detalla las mejoras que han tenido algunos de sus alumnos tras ser incluidos en este proyecto. "El perfil del alumnado ha ido evolucionando. Al principio teníamos problemas de conducta, que también se da en Primaria, no solo en Secundaria. Es un programa que funciona también por la figura de Álex, que tiene una fuerte conexión con los chavales. Nosotros cogíamos perfiles diferentes, tanto disruptivos como con dificultades de relacionarse. Por ejemplo, había una chiquilla que al principio tenía problemas para relacionarse y tras este programa consiguió estar con más niños e, incluso, se apuntó a un equipo del Valle de Egüés. A día de hoy, no tiene nada que ver lo que era". De hecho, en este centro vieron los resultados casi al momento. "Parece que en Primaria no hay absentismo, pero nosotros hemos visto como chavales que no venían, han comenzado a asistir cuando tenían baloncesto".

La experiencia ha sido tan positiva que el programa no solo se va a hacer en el colegio, sino que ya también pasa al Instituto de Sarriguren de Secundaria. "Veíamos la necesidad de que se diera el paso a Secundaria, con el Instituto. Gracias a la implicación del Instituto y el Ayuntamiento no se va a quedar solo en el colegio", Eva Blanco secretaria de Hermanas Úriz Pi. "Veníamos con unas referencias muy buenas y nuestro alumnado viene de ahí, así que Álex ya lo conocía. Todo nos llevaba a prolongar el programa en nuestro centro", Roberto Pérez, director.

los protagonistas "Las familias no se niega ninguna. En cuanto les explicas el programa son todo comentarios agradables y de repetición", explica Bakartxo Garjón, a lo que Adriana Oloriz añade que "es un programa fundamental para su autoestima. A veces destacan en el deporte y ellos ven un espacio dentro de la escuela en el que están triunfando". Y es que el programa no tiene nada más que buenas reseñas. Por eso sigue en expansión y para el curso que viene ya tiene otro centro interesado: IES Plaza de la Cruz. "Queremos unirnos para el curso que viene. Es lo que estábamos buscando hace tiempo. Para el alumnado disruptivo o desmotivado, que hay en muchos institutos. Encima no suelen ser personas con reconocimiento. Este tipo de opciones es donde pueden presentar otra cara. Es una iniciativa fantástica. Ojalá otras entidades también las llevaran a cabo", cuenta María Jesús Gastesi, directora del centro. "Si no fuera por el programa habría suspendido mucho más", cuenta uno de los jóvenes que está en el programa. "El baloncesto es una herramienta privilegiada que les permite aprender a gestionar emociones y situaciones que les ocurren en el día a día. El alumnado participante sabe la teoría de ciertas competencias y valores, pero necesita experimentarlas y el espacio de Autodescubrimiento demuestra ser un contexto idóneo para ello", termina Álex.

Hoy, a las 17.30 horas, se celebra en el Navarra Arena la gala 'Valores del deporte'. Los galardones, concedidos por el IND, han recaído en esta ocasión en Hicham Amhaouch, Naiara Biurrun, Álex Calvo, Leticia Romero, Ipartenis Club y Ayuntamiento de Barañáin.

noticias de noticiasdenavarra