Jesús Santos| secretario general de UGT

"Una renta mínima no es beneficencia, sino un derecho"

25.04.2020 | 23:52
El secretario general de UGT, Jesús Santos.

El secretario general de UGT, Jesús Santos, reclama un plan de choque en Navarra con medidas acordadas entre el Gobierno, la patronal y CCOO

pamplona ¿Cómo celebra el 1 de Mayo?

–Conjugo la reivindicación con la festividad. Pero este año se presenta excepcional por el COVID-19. Volveremos a celebrarlo con CCOO, y en esta ocasión el lema es: Trabajo y servicios públicos. Otro modelo social y económico es necesario. En el momento de la proclamación del estado de alarma, UGT trabajaba a nivel confederal en el cambio de medidas de la reforma laboral y en el de las pensiones, y en eso nos hemos quedado. Además, gracias a los servicios públicos vamos a salir de esta pandemia. Incluso, aquellos que recortaron estos servicios en épocas pasadas, ahora reclaman el papel del Estado.

¿El sector público saldrá reforzado en esta crisis sanitaria?

–Sí, porque para afrontar las actuales necesidades requerimos de un Estado fuerte. Muchos hemos puesto en evidencia los recortes en sanidad, educación y en materia social en la crisis pasada que, además, redujo salarios. El Estado debe tener sus ingresos mediante una fiscalidad justa y progresiva, en la que pague más el que más tiene, para atender la emergencia social y la economía sumergida.

¿Qué modelo social y económico defiende su sindicato?

–Aquel que combata el trabajo temporal y los salarios bajos, donde prime la industria con empleo y sueldos más estables. Nuestro modelo social no debe dejar a nadie atrás. Si una persona se queda sin empleo, debe disponer de unos ingresos mínimos, y no es beneficencia sino un derecho.

¿Había pensado que el 1 de Mayo en la calle podía dejar de hacerse?

–Ni en los peores sueños. Cómo íbamos a pensar que este virus tan dramático que ha paralizado el país, iba a obligar a detener nuestro movimiento en la calle. En este punto, UGT quiere transmitir su más sincero pésame a las familias de las personas fallecidas y recuerda a aquellas que todavía se encuentran ingresadas en los hospitales o en residencias. También queremos hacer una mención especial a nuestros mayores, ya que están siendo golpeados en esta crisis sanitaria en lugar de estar disfrutando de la vida tras padecer una Guerra Civil, la posguerra, la dictadura y tras haber sustentado hogares con sus pensiones en la cruenta crisis anterior.

¿Cómo va a vivir su sindicato este 1 de Mayo?

–Diferente, con miles de personas que han perdido la vida, y con otras que se han quedado sin empleo o pueden perderlo. Vamos a reivindicar derechos sociales para evitar la indigencia. Existen medios digitales y virtuales para comunicarnos con nuestra gente y la sociedad. Vamos a dejar encendida la llama para mostrar que estamos más vivos que nunca.

¿Y usted?

–Quiero dirigirme a los afiliados, a la sociedad en general y atender a los medios. Si las tecnologías me lo permiten, lo haré desde casa; y si no puedo, me desplazaré hasta la sede del sindicato en Pamplona.

¿Cómo ha respondido UGT a las consecuencias laborales derivadas de este estado de alarma?

–Hemos tenido que modificar nuestro sistema de trabajo para ayudar a la gente de manera telemática, tanto a asalariados como a autónomos.

¿Cuáles serán sus reivindicaciones?

–Reforzar lo público, reactivar la economía, exigir medidas para apoyar la iniciativa privada (empresas y autónomos) porque las empresas son un todo compuesto por la patronal y las plantillas, asegurar el empleo y mantener las ayudas para la protección social de personas vulnerables. Algunos sectores no van a poder reanudar la actividad en el corto plazo y, por eso, va a ser necesario prolongar los ERTE por lo menos hasta final de año.

¿Todos los ERTE están justificados?

–La mayoría han sido por fuerza mayor, y muchos de ellos se han aprobado por silencio administrativo en Navarra. Inspección deberá revisarlos. Con lo cual, seguramente habrá habido algún abuso porque va en la condición humana. Pero, en el escenario actual, la gran mayoría de los empresarios no están por la triquiñuela.

¿Cómo va a afectar a los trabajadores la crisis económica?

–Nos preocupa todo, la salud de las personas es prioritario, pero debemos conjugarla con la reconstrucción de la economía y establecer una protección social para quienes se queden descolgados. Si somos capaces de generar empleo, habrá remuneraciones, que aporten impuestos suficientes para la protección social.

¿Qué medidas pueden adaptarse para paliar esa crisis que se vislumbra grave?

–En Navarra pedimos la reactivación urgente del Consejo del Diálogo Social para acordar un plan de choque con medidas en todos los ámbitos (empleo, empresa, materia social, etc), acompañadas de partidas presupuestarias para uno o dos años. Debemos aprobar estas iniciativas entre el Gobierno, la patronal y los sindicatos que favorezcan la reconstrucción económica y social. También debemos analizar si las ayudas que apruebe el Estado son compatibles con las de Navarra. Por ejemplo, si la renta vital que prevé el Gobierno central complementa la renta garantiza, parte del presupuesto de cien millones de esta última podían destinarse a otras medidas de reactivación.

¿Qué ha respondido el Gobierno?

–Que lo estudiará y contestará.

¿Qué pasará con el Plan de Empleo?

–En este momento queda minimizado, porque su diagnóstico está desfasado y su ejecución abarcaba un periodo de tres y cuatro años, pero con el actual escenario no se pueden hacer previsiones a largo plazo.

"En estos momentos, queda minimizado el Plan de Empleo que íbamos a confeccionar"

"Tenemos que conjugar la salud de las personas con la reconstrucción de la economía"

"Reivindicamos lo público, reactivar la economía, apoyar la iniciativa privada y la protección social"

"El Estado va a salir reforzado, porque en una pandemia como esta los servicios públicos son clave"

"Defendemos un modelo industrial que combata el trabajo temporal y los salarios bajos"

noticias de noticiasdenavarra