Pacto verde

Navarra, ejemplo de biodiversidad

05.06.2020 | 12:06
El proyecto LIFE NADAPTA, una estrategia integrada para adaptarnos al cambio climático.

Navarra tiene una hoja de ruta para adaptarse al cambio climático, con iniciativas y proyectos que posicionan a la Comunidad Foral en una situación de liderazgo medioambiental

RECIENTEMENTE la crisis del covid-19, y la designación de actividades medioambientales como esenciales durante la misma, ha puesto de relieve la importancia y el papel fundamental del sector ambiental en nuestra sociedad. La pasada semana, el director general de Medio Ambiente de la Comisión Europea, Daniel Calleja, y el Gobierno de Navarra aabordaron la realidad de la Comunidad Foral en la Unión Europea en materia ambiental. Lo hicieron a través de una videoconferencia encabezada por la Presidenta María Chivite y en la que se trataron, entre otros temas, la necesidad de avanzar en el Pacto Verde europeo o la agenda digital.

En su introducción, la Presidenta destaccó que "en Navarra tenemos nuestra propia hoja de ruta del cambio climático que surge de un proceso participativo muy amplio y que cuenta también con una importante dotación presupuestaria. Esta hoja de ruta ha servido de inspiración para el proyecto LIFE NADAPTA, que desarrolla una estrategia integrada para adaptarnos al cambio climático y que está dotado con 16 millones de euros". María Chivite señaló, además, que "estas, y otras muchas iniciativas, colocan a Navarra en una posición de liderazgo que ya estamos ejerciendo, por ejemplo, en el INTERREG LCA-FOUR-REGIONS, que encabeza nuestra Comunidad y en el que participan 9 regiones europeas".

Por su parte, Daniel Calleja indicó que "Navarra tiene mucho que decir en materia de biodiversidad" porque supera en promedio a la UE y es muy activa en proyectos LIFE. Además, y junto con la consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, Itziar Gómez, compartieron la importancia de avanzar en la estrategia De la Granja a la Mesa. Gómez apuntó que "uno de los elementos más interesantes para mantener un ecosistema sostenible es la agricultura sostenible y plantear el sistema alimentario como un todo, entendido con una lógica de todo el sistema, desde la producción y cadenas de valor, hasta que llegan al consumidor, garantizando así la calidad y un precio adecuado". La consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente ha destacado también la importancia de "que la agenda Navarra esté perfectamente alineada con las prioridades de Europa en este momento en el que el elemento climático y la economía circular se colocan como ámbitos clave de los planes de acción para la reactivación social y económica. Las agendas de economía circular, de biodiversidad y de la granja a la mesa nos van a permitir avanzar en inversiones productivas saludables para las personas y para el planeta".

Por otro lado, el director general de Medio Ambiente de la Comisión Europea destacó que Europa necesita una mayor capacidad de abastecimiento y que debemos recuperar un tejido productivo y apostar por más empresa europea y sostenible.