Más de 122.000 afiliados en Navarra son 'baby boomers'

El ministro Escrivá señaló que deberán trabajar más años o recortar su pensión, aunque luego rectificó

11.07.2021 | 00:19
El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, el pasado miércoles. Foto: Efe

Más de 122.000 cotizantes en Navarra se enmarcan en la generación de los baby boomers, aquellas personas nacidas entre 1960 y mediados de 1970, de las que el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, habló con motivo de la reforma de las pensiones consensuada entre el Gobierno, la patronal y las centrales UGT y CCOO.

El nacimiento de estas personas coincidió con una explosión demográfica en España; y por ese motivo, reciben este calificativo. Los baby boomers representan más del 42% de afiliados a la Seguridad Social en la Comunidad Foral –el colectivo con más peso–, y actualmente tienen entre 61 y 45 años aproximadamente.

Sin quererlo, el pasado 1 de julio estos cotizantes eclipsaron la firma del acuerdo de la reforma de las pensiones en Moncloa, porque Escrivá anunció que estos trabajadores y trabajadoras tendrán que reducir su pensión o ampliar su vida laboral para asegurar el futuro del sistema público. ¿El motivo? Este colectivo generará el mayor gasto hasta 2050.

El planteamiento surgió después de que el pacto entre Estado y agentes económicos y sociales haya suprimido el factor de sostenibilidad y lo haya sustituido por el mecanismo de equidad intergeneracional. Todavía se encuentra por definir su contenido y los actores implicados se han dado de plazo hasta noviembre de este año para llegar a un consenso, pero Escrivá ya adelantó que los baby boomers pagarán parte de esos platos rotos.

Navarra contabiliza más de 66.000 cotizantes hombres entre los 45 y 59 años; y más de 56.000 mujeres afiliadas en esa franja de edad.

"reflexiones en voz alta"




Las palabras de Escrivá suscitaron debate público, y rectificó un día después en la comparencia para valorar los datos del desempleo y de Seguridad Social de junio. A penas 24 horas pasaron entre una intervención y otra. "No tuve mi mejor día al hablar de algo que todavía está por definir. Eran reflexiones en voz alta sobre el mecanismo de equidad intergeneracional que tenemos que diseñar y discutir los próximos meses. Quizá se me entendió mal", manifestó Escrivá.

 

Sin embargo, de esas declaraciones puede deducirse que una de las propuestas del ministro para soportar el gasto de pensiones públicas para los próximos años pasa por un recorte de la prestación de esos más de 122.000 cotizantes en Navarra –nueve millones en España– o que trabajen más. "Eran reflexiones en voz alta", dijo el ministro. Así que pensar lo piensa, otra cuestión es que cometiera el error de expresarlo antes de tiempo.

Gobierno, patronal y sindicatos deben negociar ahora "cómo van a pagarse las pensiones" en este futuro próximo, ya que la jubilación de esta generación va a coincidir con una pirámide invertida, en la que la baja natalidad y el empeoramiento de las condiciones laborales con las últimas crisis no favorece ese sostenimiento. Actualmente la Comunidad Foral registra unos 100.000 cotizantes entre 20 y 39 años.

críticas




El secretario general de ELA, Mitxel Lakuntza, afirmó esta semana que el mecanismo de equidad intergeneracional es "un cheque en blanco al Gobierno para recortar las pensiones". A juicio del sindicato con el nuevo elemento para calcular las prestaciones "no se deroga" el factor de sostenibilidad sino que se sustituye por otro. De esta forma, consideró que el acuerdo ha estado precedido de una campaña de "desinformación y propaganda" durante la cual, "el único que ha dicho la verdad" ha sido Escrivá. Es "al que se le ha entendido" cuando indica que la generación de los baby boomers deberán "trabajar más o cobrar menos" en el momento de su jubilación.

 

Las asociaciones de pensionistas Oneka, Nafarroako Pentsionistak Martxan y Sasoia han convocado para el lunes 12 de julio una protesta para "denunciar el acuerdo sobre las pensiones". En su manifiesto reiteran que "el factor de sostenibilidad será sustituido por otro índice de equidad intergeneracional que todo parece indicar tendrá el mismo efecto negativo respecto a las nuevas pensiones, las cuales se reducirán de forma continuada y acumulativa, porque se basa en los mismos principios".

Por ahora, todo está en el aire porque los agentes deben negociar su funcionamiento, y eso deja a la espera a los más de 122.000 cotizantes de Navarra implicados en esta polémica, que representan cuatro de cada diez afiliados en la Comunidad Foral. En estos datos, no se han podido incluir las personas afiliadas en Navarra de 60 y 61 años ya que la estadística de la Seguridad Social agrupa a este colectivo en la franja de 60 y 64 años, sin poder hacer una división más detallada. El segmento de 60 a 64 años suma unos 12.000 hombres y unas 10.000 mujeres en Navarra.

el debate está abierto

Tras el revuelo del 1 de julio, esta semana Escrivá defendió que el sistema público de pensiones es "muy sólido", pero que afronta un problema acotado en el tiempo –la jubilación de la generación del baby boomers– que englobarán un mayor gasto hasta 2050 que hay que decidir cómo se paga. "Llegado el momento (...) si hubiera que añadir nuevas fuentes de financiación al sistema, que en cualquier caso son muy pequeñas (...), la disyuntiva es si se cubre con impuestos que los pagan todos o podría contemplarse la posibilidad de un mecanismo más selectivo", afirmó el miércoles 7 de julio en su comparecencia ante la Comisión parlamentaria del Pacto de Toledo.

De esta forma, el ministro abrió el debate sobre una cuestión que cree que hay que decidir en el ámbito social y político. Escrivá insiste en los baby boomers.

demografía

54.265 Navarros y navarras tienen entre 45 y 49 años, según el Instituto Navarro de Estadística (Nastat).

51.071 Personas en la Comunidad Foral tienen entre 50 y 54 años.

47.018 Suman entre 55 y 59 años en Navarra.

41.188 Navarros y navarras se encuadran en la franja de entre 60 y 64 años.

afiliados por cada pensión Actualmente la Comunidad Foral registra un récord histórico de cotizantes, un total de 292.738. Al mismo tiempo, el número de pensiones asciende a 139.269, según datos de la Seguridad Social. Esto significa que por cada pensión hay dos afiliados.

42% de cotizantes aproximadamente nacieron entre 1960 y 1975. Aproximadamente el 42% de los cotizantes en Navarra forma la generación baby boomers. El colectivo con mayor peso en la Seguridad Social. Las personas entre 16 y 29 años suponen el 14% del total de afiliados; y las enmarcadas entre los 30 y 44 llegan al 35,6% del total. Los trabajadores y trabajadoras, entre 60 y 64 años, el 7,5%; y aquellas que suman más de 64 años, aglutinan el 1,1% del total.

noticias de noticiasdenavarra