la carta del día

Ocho años de Martes al Sol

04.08.2020 | 01:04

el 4 de agosto Martes al Sol celebraremos nuestro octavo aniversario en este curso atípico 2019/2020.

Los primeros martes de mes, a las 19 horas, en Carlos III frente a Diputación, Martes al Sol nos juntamos en una concentración-asamblea, ocupando el espacio público para denunciar nuestro cada vez más injusto e irracional modelo social, recogiendo los temas que van a estar en la calle en el mes correspondiente, a los que hacemos de altavoz a través de los organismos que los protagonizan, y sirviendo de espacio de encuentro y reflexión. Naturalmente, al margen de los temas programados, es un espacio abierto a la aportación de cualquiera de las personas que en él participan.

El eje que nos vertebra es el incremento de la pobreza y las desigualdades, producidas por una economía en la que el beneficio se impone a la satisfacción de las necesidades de las personas. Signo de esa marcha social en declive es el que muchos de los temas lejos de resolverse se reiteran y agraven: migraciones, vivienda, pensiones, precariedades, mujer, y juventud, deuda, deterioro de la sanidad y la educación€, mientras que el dinero público se despilfarra en macro-proyectos, de los que el TAV puede ser el más emblemático, en un pretendido desarrollismo, esclavo de la competitividad y sin ninguna autonomía económica. Un insensato ir a más que cada día deja en la cuneta a mayores sectores sociales, arrasa el planeta, deteriora el medio ambiente y no es ajeno al surgimiento y difusión de la actual pandemia coronavírica. La aparición entre nosotros de movimientos como Alianza por el Clima es un dato positivo al que intentamos acoger en nuestras actividades.

Son temas que procuramos que estén presentes en todas las movilizaciones, como la desarrollada en la huelga del 30 de enero impulsando un "piquete social", junto con todos los organismos que trabajan esos temas mencionados.

Este curso de estado de alarma, confinamiento y restricciones de libertades hemos dejado de desarrollar nuestras concentraciones de abril y mayo y el recordatorio de la catástrofe, para nosotros muy significativa, de Bangladesh. Hemos intentado suplir esa carencia mediante eventos virtuales, lo que nunca es lo mismo, y rápidamente hemos tratado de recuperar nuestra actividad lo más normalizada posible, procurando que la seguridad y la protección no nos paralicen.

La reactivación de la actividad social, siempre central, es en este momento más imprescindible. El tratamiento dado al coronavirus va a significar una "crisis" en nada inferior a otras precedentes; estas crisis los poderes económicos y políticos las afrontan tratando de relanzar el modelo desarrollista, exigiendo sacrificios que recaen con mayor peso sobre quienes están peor situados en la escala social, ampliando y acentuando las pobrezas severas y las desigualdades. Para Martes al Sol esta crisis –con todas las alarmas de todo tipo que el coronavirus ha desatado y con las reflexiones que el confinamiento y la sensación de peligro han propiciado– es la ocasión para una reorientación de nuestro modelo económico y social. Una austeridad, un aminoramiento del consumo podíamos considerarlo sensato si se aplica sensatamente, si se dirige al mucho gasto superfluo, si garantiza la cobertura de las necesidades básicas de las personas, de todas las personas. Como dice nuestro lema: "Contra las desigualdades sociales. Pobreziarik ez".

Que esta crisis no la paguen quienes están más empobrecidas.

El 4 de agosto la celebración de nuestro octavo aniversario también será atípica.

Será celebración el hecho de juntarnos para darnos renovados impulsos. Invitamos al conjunto de la sociedad, de forma especial a las personas y organismos que vienen participando en algunas de nuestras actividades: los amigos de las PAH, de la Red de Lucha contra la Pobreza, de los grupos de mujeres, del Consejo de la Juventud, de SOS Racismo, Pamplona Ciudad de Acogida, Papeles Denontzat, de la Red de Autodefensa Laboral, de la Plataforma Navarra de Salud, de Alianza por el Clima, de Mugitu, Nafarroa Bizirik, colectivos de pensionistas€ y todas las personas que durante el año nos acompañan.

¡Ánimo!

Los autores son integrantes de Martes al Sol