Una impugnación incomprensible

30.03.2022 | 00:02

Nadie pone en duda los valores que representan entidades como Cáritas, Cruz Roja o Secretariado Gitano y el trabajo que realizan en beneficio de la sociedad. Por este motivo, resulta del todo incomprensible e injustificable que hayan impugnado el I Convenio de Acción e Intervención Social de Navarra, dejando en la estacada a casi 2.000 profesionales del sector en la Comunidad Foral. Esta decisión es contraria a los valores que aparentemente identifican a estas organizaciones sociales y suena como un mal acorde en el peor momento. En el contexto actual, la impugnación del convenio supone un ataque directo a las opciones de mejora para las personas que trabajan con menores, familias, jóvenes en busca de empleo y con otros muchos colectivos en situación de vulnerabilidad.Como firmantes del convenio, desde UGT nos hemos puesto en contacto con estas entidades para reclamarles que reconsideren su posición, puesto que las personas directamente perjudicadas ni tan siquiera trabajan en estas organizaciones.El convenio que hemos logrado alcanzar posee un valor intrínseco real, ya que con su firma y publicación en el Boletín Oficial de Navarra estamos dotando de herramientas legales a las administraciones y a las empresas para poder hacer efectivas unas condiciones de trabajo dignas sin menoscabar las opciones de que cada empresa las pueda adaptar a su realidad concreta. Por ello, solicitamos a OEIS, la asociación empresarial que ha presentado la demanda y a la que pertenecen las citadas entidades, que retiren la impugnación y terminen de esta forma con la incertidumbre que aprisiona al sector.Es nuestra obligación realizar esta solicitud, así como trasladar a las citadas entidades y a la sociedad en general el malestar que produce la impugnación en las casi 2.000 personas profesionales en Navarra que se ven perjudicadas por esta decisión.

noticias de noticiasdenavarra