Meteoritos

Tormenta

07.02.2020 | 18:40

De bombas. El Parlamento de Navarra -votos del cuatripartito- rechaza las maniobras programadas para próximos días y pide el desmantelamiento del Polígono de Tiro de Bardenas Reales. Declaración institucional. Una más entre aprobadas y rechazadas. Puro disimulo de su impotencia política y legal. UPN, PPN y PSN -en su día también CDN- se pliegan a la calificación de "Zona de interés para la Defensa" y aceptan el argumento ministerial de falta de alternativas. Diez años del contrato de arrendamiento suscrito en 2008 entre el Ministerio de Defensa (Gobierno del PSOE, con Zapatero y Chacón) y la Junta de Bardenas. Prorrogable a otros diez. El acuerdo de la Junta registró el único voto en contra de Peralta, entonces con mayoría absoluta de la Unión Peraltesa de Izquierdas. Objeción al arrendamiento, pero aceptación de la renta. Los Congozantes (19 Municipios, 2 Valles y 1 Monasterio) hacen caja: 210 millones de euros en veinte años (7 anuales en el primer periodo; 14 en el segundo). Bardenas es el único polígono de tiro del Ejército del Aire y uno de los cuatro más importantes para la OTAN. Inaugurado el 5 de junio de 1951, tiene capacidad para cien operaciones diarias. Bardenas Reales es Parque Natural por Ley foral de 1999 -el tercero después del Señorío de Bértiz y de Urbasa-Andía- y Reserva de la Biosfera (2000-UNESCO). En sus prácticas, los aviones sobrevuelan 50 km2 de zonas habitadas. El último medio siglo registra 32 accidentes, con 21 militares muertos. ETA voló las instalaciones hace 25 años y causó tres heridos. El primer fin de semana de junio se celebra una marcha anti-polígono. La activista Gladys del Estal fue abatida por tiro de guardia civil en 1979. La exigencia de desmantelamiento del polígono de tiro es demanda recurrente. Testimonial. Populista. El negocio de las armas, cómplice de dictaduras, genocidios y masacres. Una industria fabricante y unos gobiernos vendedores, sin escrúpulos. La ética, aniquilada.