Editorial de diario de noticias

Señales de alarma en la carretera

El Gobierno de Navarra ha puesto en marcha este fin de semana la campaña ‘Elige bien tu destino’ que, dirigida a los más jóvenes, trata de concienciar contra los efectos de las drogas y el alcohol en la conducción

09.02.2020 | 07:15

El Gobierno de Navarra ha puesto en marcha este fin de semana la campaña ‘Elige bien tu destino’ que, dirigida a los más jóvenes, trata de concienciar contra los efectos de las drogas y el alcohol en la conducción.

El consumo de drogas, alcohol o psicofármacos aparece en el 44% de las personas fallecidas en accidente de tráfico en Navarra en 2017 y sometidos a autopsia. En cifras, serían unas 12 sobre el total de 29 muertes registradas en ese año. Pese a las campañas preventivas realizadas por la Dirección General de Tráfico y el filtro habitual de los controles policiales en las carreteras, no parece que ni el riesgo a que se exponen (y exponen a los demás) ni las sanciones hagan reflexionar a quienes todavía se ponen al volante con las facultades perceptivas mermadas. Si nos atenemos a las estadísticas que maneja la Policía Foral, el pasado año este cuerpo llevó a cabo 4.057 pruebas de drogas, un 49% más que en 2017. A raíz de estas intervenciones a pie de carretera fueron denunciados 1.259 automovilistas (el 31,8% de los análisis), en los que también se hallaron en el test en saliva otras sustancias como cannabinoides (57,9%), anfetaminas y metaanfetaminas (43%), cocaína (25,6%) y opiaceos (3,1%). Uno de cada tres estaba bajo influencia de sustancias nocivas. El dato resulta alarmante. Por este motivo, durante el fin de semana el Gobierno de Navarra ha puesto en marcha la campaña Elige bien tu destino que, dirigida especialmente a los más jóvenes, trata de concienciar contra los efectos del consumo de drogas y alcohol en la conducción y, por extensión, también de sus repercusiones en el organismo y de posibles adicciones. No quiere esto decir que el sector de menos edad con carnet de conducir sea el más señalado por las pruebas: informar y prevenir es el primer paso para ir descartando esos hábitos que pueden adquirirse con la edad. Porque se corre el riesgo de poner la lupa en un sector de la población, cuando quizá el objetivo habría que enfocarlo en otro, más difícil de adoctrinar ya. Llama la atención, por ejemplo, la reiteración en informaciones procedentes de la propia Policía Foral en las que se da cuenta de detenciones en carreteras navarras de camioneros (cada vez más) a quienes en el preceptivo control se les detecta varias sustancias a la vez en su organismo, desde cannabis y cocaína hasta THC. Por ahí también habrá que emprender acciones formativas o aplicar un mayor rigor en las multas. Aunque el conocido Si bebes no conduzcas está en la mente y boca de todos y existe una mayor concienciación, el detectado consumo de drogas obliga a mantener firmes las alertas.