Mikel Oyarzabal: "Ante Osasuna es un partido diferente"

No para de incidir en lo enchufado que está el equipo. Mikel se siente más implicado que nunca en el proyecto y confía en salir por la puerta grande en la Liga y en la Copa

11.06.2020 | 09:22
Mikel Oyarzabal: "Ante Osasuna es un partido diferente"

donostia. Empieza lo bueno...

?Es lo que nos gusta y es por lo que jugamos. No está mal entrenar, pero lo que te llena es el fin de semana y estamos con ganas de volver a la normalidad, regresar a la rutina de siempre, ir jugando y entrar en la nueva normalidad esa.

Algunos lo ven como una fase final de selecciones. Usted sabe bien que el primer día siempre es duro.

?Sí y también sabemos que es importante empezar ganando, porque los primeros partidos te marcan mucho. El equipo está bien, con ganas, enchufado, y lo importante es eso, ya que vamos a necesitar de todos. O estamos los veintimuchos a tope o la cosa no va a ir bien. En ese aspecto estoy tranquilo porque veo que la gente está bien, con ganas de seguir haciendo las cosas como las dejamos.

Dicen que están como motos?

?Sí. Yo veo bien a la gente. Todos éramos conscientes de la situación en la que nos encontrábamos, con una final de Copa y clasificados en el cuarto puesto. El tirarlo todo por la borda por dos meses en los que no te cuidas? Todo el mundo ha hecho lo que tenía que hacer y yo veo bien a la gente. Yo estoy contento y deseando empezar ya.

Les beneficiaba que no se jugase, pero son los que más han luchado para que se reanudase.

?El hecho de dejar para otro año el final de la Liga puede tener muchas variantes y factores externos que te pueden delimitar o hacer ver las cosas de otra manera. Queríamos jugar, que la gente disfrutara con nosotros y más en el momento en el que estamos, que el fútbol es una vía de escape, que la gente disfrute poco a poco, aunque sea de otra manera, de su pasión. Todos estamos en la misma tesitura más o menos.

El salto de ambición en el mensaje ha sido revelador...

?Es lo que todos queremos, pero muchas veces si dices equis y no lo cumples, se utiliza para otras cosas, que es lo que no nos gusta. A veces estamos con la boquita pequeña para evitar eso. En la situación en la que estamos necesitamos estar enchufados, que la gente sepa que el equipo quiere hacer las cosas bien, seguir como hasta ahora y que todo salga.

Ya parece que solo les llenaría la Champions...

?Dada la situación que se ha dado, que estamos cuartos y teniendo la posibilidad de disputar la Champions y estar en la final de Copa, como estamos, si las cosas luego no salen bien o como queremos, es normal que nos dé algo de bajón. Hay que ir poco a poco, son once partidos en pocos días, tenemos que estar todos enchufados porque habrá bajones y debemos estar disponibles para sacarlo adelante. A nadie le va a salir todo perfecto.

Su calendario es difícil y los rivales directos son muy peligrosos.

?No me fijaría tanto en contra quién sino en nosotros mismos. Tengas quien tengas delante, las cosas se nos pueden complicar, como hemos visto esta temporada, que nos ha pasado a nosotros en Anoeta o las dificultades que hemos generado fuera. Si estamos bien y hacemos las cosas que tenemos que hacer, creo que la cosa va a ir más favorable que pensando que tenemos que jugar contra este o aquel.

Sevilla y Atlético, fuera, últimas jornadas...

?Sí. Puedes llegar a la situación de que en el último partido te estés jugando mucho y, a priori, tenemos un calendario complicado. Debemos ir partido a partido, aprovechar esa pequeña ventaja de que otros equipos no estén tan bien como nosotros, y hay que aprovechar que contamos con una plantilla joven, sobre todo al principio. Luego ya se verá cómo va saliendo todo.

¿Qué les favorece y qué les perjudica en este final?

Por mucho que sea joven, en el equipo hay jugadores que han jugado ya muchos partidos. Yo, personalmente, me veo con capacidad para solventar situaciones en las que otros compañeros no se han visto por no llevar tanto tiempo. Creo que hay más cosas a favor que en contra. No es lo mismo estar parado con 19-22 años que con 34, obviamente. Por esa parte tenemos cierta ventaja y hay que aprovecharla desde el primer minuto.

La Real pierde mucho sin el factor Anoeta...

Aparte de que la Real pierde sin Anoeta, el fútbol también pierde sin el espectador porque es así. Lo importante es que las gradas están llenas. Aquí siempre hay buen ambiente, siempre hemos sentido el apoyo de nuestra gente. Ahora se dice que puede que haya sitios en los que vaya a haber público. Ese factor va a dar que hablar.

¿Le parece precipitado?

Que unos tengan gente y otros no desvirtúa la competición. Lo más justo es que cuando sea posible que en todas las ciudades haya público en los campos se adopten las medidas de reducción que sean necesarias. Pero no me parece justo. Aunque sea nuestro caso, porque en Gipuzkoa la situación está yendo bien y podríamos tener la oportunidad de jugar con público antes que otros a los que les ha ido peor, pero no sería justo porque es un factor importante y puede condicionar la competición.

Lo que no han tardado en aparecer son los lloros por los horarios...

Siempre va a haber alguno un poquito perjudicado. No sé a quién le va a tocar, pero, habiendo tantos partidos en tan poco tiempo, es normal que a alguno le toque jugar más seguido y con menos descanso.

¿Imanol se ha recuperado de la depresión por la suspensión?

Conociendo a Ima y sabiendo cómo es, cómo siente todo, cómo lo hace ver a los demás? (risas). Yo estoy tranquilo con todos, veo a la gente enchufada, a los ayudantes y la gente que trabaja en Zubieta también con ganas de que todo salga adelante y de que vaya bien para todos. Va a ser un año bonito y a ver si se acaba de la mejor forma posible.

Ya han temblado los cimientos de Zubieta con alguna bronca...

Esas son inevitables, siempre están ahí. Le conocemos y mientras él esté aquí va a ser así. En cierto modo es beneficioso para nosotros, porque nos pone las pilas, te mete en el partido y siempre viene bien.

La confianza en el plantel es total. Aperribay dice que no van a fichar.

Estamos bien y creo que la confianza que ha puesto el club en nosotros se la hemos devuelto. Para ellos es motivo de alegría ver que la gente en la que ha confiado y ha traído esté respondiendo bien, que la cosa está yendo como esperamos. La gente rinde y lo hace bien. Será buena señal que la gente de arriba esté contenta con nosotros y con lo que hacemos.

Se avecinan buenos tiempos para la Real en época de crisis...

La labor que le ha tocado hacer a Jokin desde que ha llegado ha sido muy buena. La Real lo está agradeciendo y el club puede estar tranquilo porque es solvente y las cosas están yendo bien, tanto deportivamente como económicamente. Hay que seguir haciéndolo como hasta ahora, porque nos encontramos en una línea muy buena.

El jugador de fuera quiere venir y los que están no se quieren ir.

Es lógico y es un buen indicador para nosotros. Señal de que las cosas dentro de Zubieta se hacen bien. Tenemos que seguir manteniendo esta línea tanto nosotros como la gente de arriba, que trabaja sin parar. Es buena señal que los que vienen se sientan a gusto y que haya jugadores que quieran venir a la Real como club grande que es.

Usted dijo en la Ser que Odegaard les había dicho que se quedaba...

Al 100% nadie puede asegurar nada, porque es una decisión suya que hay que respetar, pero yo si tuviera que apostar, viendo cómo se siente y cómo disfruta aquí este año, apostaría que quiere seguir y que se va a quedar. Luego la decisión será suya y nadie tiene que influir en eso.

¿Le ha sorprendido su nivelazo?

No le conocía y ver que las cosas le van bien y que de esa manera nos va bien a nosotros siempre es bueno. No es el hecho solo de jugar sino todo lo que trae consigo, que es mucho. Está haciendo un año muy bueno, tiene que seguir en esta línea, ayudándonos como lo ha hecho este año, y sus éxitos serán los nuestros.

Presente el arsenal ofensivo de la Real. ¿Que le gusta más de Martin?

Me parece un jugador muy completo, que tiene muchas cosas, si tuviera que quedarme con una así de primeras no sabría cuál decirte.

¿Portu?

El gruñón que lleva dentro, lo cascarrabias que es, acaba siendo bueno para que un equipo vaya bien. Es importante contar con gente así, que siempre respete al de al lado para que todo vaya bien, pero con ese punto.

¿Januzaj?

Su calidad, indudablemente.

¿Barrenetxea?

Su descaro y uno contra uno, que es lo que le ha hecho llegar y le hará crecer mucho.

¿Willian José?

Su juego de espaldas y con su cuerpo. Utiliza muy bien su cuerpo y conoce sus puntos débiles y fuertes.

¿Isak?

Su velocidad. Eso sí que no tiene vuelta.

El nivel es tan alto que hasta Merquelanz duda en volver por el temor a no jugar...

Eso es bueno. Que tenga esa duda confirma que el nivel que hay en Zubieta es muy alto y muy bueno. Yo si le tuviera que dar un consejo le diría que viniera, que, después de lo que le pasó el año pasado, ha sabido darle la vuelta, algo muy difícil, y hay que darle el valor que se merece. Va a tener la oportunidad de demostrar, como todo el mundo, porque la Real también cuenta con él.

La Real vuelve con un fichajazo: el regreso de Illarra

Es una situación difícil para él. Volver después de tanto tiempo nunca es fácil y menos cuando el equipo se encuentra fuerte. El equipo está tan bien como se fue y reincorporarse es complicado, pero lo está haciendo bien y seguro, y más pronto que tarde volverá a ser uno más.

Le va a quitar el brazalete...

Eso no me importa lo más mínimo. Quiero que esté con nosotros y si tiene que llevar el brazalete todos los partidos y todo el año que viene, no tengo ningún problema. Mientras juegue y nos ayude todo lo que pueda me conformo

Lo digo por la final de Copa que se avecina. ¿Se ha recuperado ya del disgusto por su retraso?

Es una cosa que no estaba en nuestras manos y tampoco hay que darle tantas vueltas. Estábamos en un buen momento, con confianza y era una oportunidad de darle un cierre muy bonito a la temporada. Pero, dada la situación, ha sido una decisión correcta jugarla con gente, y que la afición disfrute. Si se hubiese podido, lo mejor habría sido jugarla cuando estaba previsto, y ahora se deberá disputar cuando se pueda.

Como capitán, ¿le consultaron?

Se habló con todo el mundo sobre lo que se quería hacer, pero íbamos todos por el mismo camino. Queríamos jugar con gente y había que dar margen de tiempo. Lo ideal sería jugar este mismo año con gente, aunque veremos qué pasa.

Parte de la afición no entiende el jugar en otra temporada, porque a la final ha llegado este plantel.

Es lógico. A nosotros no nos gustaría que se juegue la final y cuatro o cinco de los que estamos ahora no estén. A nadie nos gustaba la decisión, pero, poniendo la balanza, había una opción que, aunque no nos convenciera del todo, ganaba a la otra.

Tenía que ver con sentirse más favoritos ahora en lo deportivo...

No veo favorito a nadie en ningún momento. En 90 minutos, en partido único y siendo una final, puede pasar cualquier cosa. Habría que ver cómo llegaba cada uno y qué pasaba luego.

¿Ha hablado ya con los muchos amigos que tiene en el Athletic?

Los amigos se quedan ahí. Una vez que empieza el partido, te olvidas. Pero los días previos o al llegar al estadio esa amistad está ahí y es necesaria. Tener rivalidad dentro del campo sí, pero también es bonito contar con amigos con los que hablar de eso.

¿Los duelos ante Osasuna son especiales también?

Es un partido diferente, con gente conocida, cercana, a la que has visto más que a otros. Los partidos de cerca, que has visto tanto, son más especiales. Para los navarros más que para nosotros, pero sí. Como yo cuando juego contra el Eibar.

Son emocionantes los derbis.

Están siendo emocionantes y divertidos y nos están yendo bien. Esperemos que siga así y que este también caiga de nuestro lado.

Me centro en usted. En una situación así, no se va ni loco...

Siempre he dicho que estoy bien aquí y contento donde estoy. No le doy más vueltas de las que le dais vosotros. Estoy centrado en estos once partidos, en jugar y hacerlo lo mejor posible.

Una periodista sueca me preguntó si va a ser otro 'One Club Man'...

Estoy contento y no pienso más que eso. Quiero seguir trabajando para seguir creciendo, hacer bien las cosas que me han traído hasta aquí y seguir mejorando para crecer.

Le tasan en 97 millones de euros, el cuarto de la Liga. ¿Le impresiona?

Un dato más de los que sacan. A nosotros ni nos va ni nos viene ni nos influye. A la gente le gusta sacar esas cosas, pero a nosotros personalmente no nos lleva a ningún sitio.

Tiene contrato hasta 2024. ¿Toca revisar o no espera llamada?

Estoy tranquilo y contento. Me siento querido y valorado, no me puedo quejar. De momento, no tenemos nada pendiente ni se piensa en ello.

¿No descarta que les pidan hacer otro esfuerzo el próximo curso?

Nosotros hablamos con el club de que en estos momentos no tenían una previsión exacta de lo que iba a pasar. Hicimos lo que teníamos que hacer, porque todos teníamos que arrimar el hombro. De cara al año que viene no se ha hablado nada, pero estamos aquí gracias a la Real, nunca hemos tenido problemas para hablar con Aperribay u Olabe y saben que estamos aquí para hablarlo. Y lo contrario también, si nosotros queremos hablar, no hay ningún problema. Aparte de lo profesional, se agradece que haya una relación tan amigable en la que se pueden decir las cosas sin problema.

¿Le sigue impresionando el ser estrella de la Real y de la Liga?

Nosotros no le damos tanta importancia a eso. Ahora mismo te centras en el fútbol y en hacerlo bien, y con el paso de los años es cuando empiezas a valorar eso. Cuando esto se acabe, que espero que sea dentro de mucho, es cuando te darás cuenta de lo que has hecho y le darás el valor que se merece

Antes se decía que los realistas se volvían locos cuando iban a la selección absoluta...

Hoy en día, hay más ayudas para nosotros, mental, consejos... Es una situación más normalizada. Al principio te impresiona porque no estás acostumbrado, pero te vas a haciendo a la situación y mantienes los pies en el suelo.

Era un verano muy ilusionante con Eurocopa y Juegos Olímpicos...

Son situaciones que no están en mi mano. No puedo frustrarme por cosas que no puedo controlar. Me centro en entrenar y si el año que viene me toca, genial.

¿Si le dan a elegir?

Unos Juegos Olímpicos son una oportunidad única y si tuviera que elegir, elegiría esa. Pero ojalá no tenga que elegir y pueda ir a los dos eventos.

¿Cómo valora su temporada?

A mí también me gustaría hacerlo mejor de lo que lo he hecho. Estoy contento porque estoy creciendo y haciendo las cosas bien, aunque ha habido días en los que las cosas no me han salido. El trabajo y la constancia están ahí, hay días que no estás acertado, pero que no sea por falta de ganas, esfuerzo y sacrificio.

¡Por fin ha podido descansar!

No sé si he descansado, ¿eh?... Casi hacíamos más en casa con los preparadores que cuando estábamos en Zubieta (risas). No pierdes la forma, pero te lo tomas de otra manera. Nos habrá venido bien a muchos que llevábamos muchos partidos para coger un poco de aire y fuerzas.

Diez goles y diez asistencias. ¿Piensa en superar su marca personal?

No me vuelvo loco pensando en eso. Me como la cabeza pensando en cómo hacer daño al rival durante el partido, analizándolo con los entrenadores; lo primero es que las cosas le vayan bien al equipo y luego todo lo que venga, bienvenido sea.

Tengo un ácido crítico en la cuadrilla que le llama 'Penalzabal'.

Oportunidades ya he tenido, las he fallado y ya está. Me hubiera gustado marcar algún gol más, obviamente, pero la situación se da como se da. Viví un segundo año en el que no vi puerta hasta la jornada 34 y me sirvió para valorar otras cosas, además de los goles, porque, aunque a todos nos gusta marcar, hay muchos aspectos en los que puedes ayudar. A mí me gusta meter más de los que logro, pero sin volverme loco ni obsesionarme.

Sus registros llevan camino de ser una leyenda txuri-urdin. Su camiseta arrasa...

Te das cuenta y te hace ilusión. Ver que la gente te pide la camiseta antes y después del partido es bonito. Forma parte de esto y ojalá pueda seguir aquí muchos años y se compren muchas camisetas con mi nombre.

Ya se ha convertido en un donostiarra con vistas al mar...

Era ya el segundo año que estoy aquí y estoy contento, feliz. Tanto mi entorno como yo. Hay que seguir así.

¿Piensa estudiar más después de haber acabado ya la carrera?

No me lo he planteado. Lo miraré más adelante porque ahora mismo no sé qué quiero hacer en el futuro. Tengo tiempo para hacer algo especial. Erasmus no, ya tuve la oportunidad de ir y no me fui (risas).

Última. ¿Qué firma a día de hoy?

Que el equipo quede tercero y se clasifique para la Champions, jugar la final de Copa cuanto antes y con gente... Y que ganemos.

 

noticias de noticiasdenavarra