Los cambios miran arriba

El equipo /  Los problemas de Rubén García, Cardona y Enric Gallego inciden en los planes para el Betis

07.07.2020 | 01:14
Varios de los jugadores que participaron en el partido del domingo, en el entrenamiento de ayer junto con el preparador físico, Sergi Pérez. Foto: CA Osasuna

pamplona – Los numerosos cambios, la rutina en la que se han embarcado los equipos en esta fase a la carrera de la Liga tras el parón, volverán a estar presentes en la alineación de Osasuna en el partido de mañana frente al Betis. En esta ocasión, no solo será una cuestión de refresco de futbolistas, sino de la incidencia en los planes de Arrasate del estado físico de los jugadores.

Marc Cardona sufrió una lesión en el bíceps femoral de la pierna izquierda en el partido ante el Getafe y a los nueve minutos se vio obligado a abandonar el terreno de juego. El delantero no se entrenó ayer, no estará en condiciones de jugar frente al Betis y, en función de la gravedad del percance, del que no se ha comunicado su profundidad, probablemente se pierda algún encuentro más, como el del sábado ante el Celta. El partido contra el conjunto gallego será el cuarto que disputen en diez días –la serie empezó en Eibar, siguió con el Getafe, mañana toca en Sevilla con el Betis y termina con los vigueses– y esto castiga fuerzas e incide todavía más en los preparativos si hay una lesión de por medio y corta el ritmo establecido de partido, descanso, entrenamiento, partido€

La sesión de entrenamiento de ayer también tuvo incidencia en cuanto a uno de los jugadores estrella del equipo. Rubén García tuvo que abandonar el terreno de juego al sufrir unas molestias. Sin datos sobre el alcance de ellas, habrá que esperar a ver si entra en la lista de convocados para viajar a Sevilla para saber si Arrasate cuenta con un elemento importante que aporta calidad y trabajo.

Las incógnitas en Osasuna se concentran en los futbolistas de perfil ofensivo ya que Enric Gallego, ausente ante el Getafe por acumulación de amonestaciones, prosiguió ayer con su trabajo específico para recuperarse de la lesión que sufrió en el aductor de la pierna izquierda en el partido ante el Eibar. El espigado delantero tuvo que ser sustituido en el encuentro en Ipurua el jueves pasado y ha tenido menos de una semana para tratarse y restablecerse de estos problemas. Como en el caso de Rubén García, la sesión de esta mañana puede resultar decisiva para definir sus opciones de viajar y contar para el encuentro de mañana con el Betis.

El estado físico de estos futbolistas es otro factor que entra en la baraja de posibilidades de Arrasate para conformar por un lado la convocatoria y específicamente la alineación para jugar con el equipo sevillano. Con tan pocos días entre un encuentro y otro, los cambios en la alineación seguro que rondarán los ocho, como ante el Getafe. Jugadores como Nacho Vidal, David García, Moncayola, Roberto Torres, Lato, Rubén García –dependiendo de su recuperación– parecen seguros entre los elegidos.

La plantilla de Osasuna se entrenó ayer en Tajonar y hoy vuelve a hacerlo desde las 10.00 horas. En la sesión de ayer, por un lado, los jugadores que disputaron el domingo más minutos ante el Getafe realizaron trabajo de recuperación, mientras que el resto de sus compañeros completó ejercicios de técnica y posesión.

dos jornadas unificadas La Liga y la Federación anunciaron ayer que las dos últimas jornadas del campeonato se disputarán en horario unificado siempre que los encuentros tengan incidencia en la clasificación. En principio, los de la penúltima jornada se disputarán el jueves 16 de julio y los de la última serán el día 19. No se han decidido los horarios. Si no hay nada en juego en los partidos de Osasuna ante Barcelona y Mallorca, probablemente cambien los días de los partidos.

los datos

Tres lesionados. Rubén García, Marc Cardona y Enric Gallego arrastran distintos problemas físicos.

El viaje, mañana. Osasuna se desplazará a Sevilla en vuelo chárter mañana por la mañana, el mismo día del partido.

El partido

35

Grados

A pesar de que el partido de mañana se ha retrasado una hora, a las 20.30 horas, los rojillos deberán mentalizarse de que deberán afrontar unas condiciones pésimas, ya que la previsión es de 35 grados de temperatura.

noticias de noticiasdenavarra