Osasuna se juega tres puntos vitales y el 'golaverage' ante el Valladolid

Osasuna disputa este sábado un partido clave ante el Valladolid, un rival incómodo al que no ha vencido en El Sadar en Primera División desde el año 2001

11.03.2021 | 21:51
Kike Barja, justo antes de anotar su primer gol con Osasuna en el último triunfo rojillo ante el Valladolid en El Sadar (4-2).

Osasuna afronta este sábado (18.30 horas) un duelo vital en la lucha por la permanencia ante el Valladolid, que derrotó a los rojillos en la ida (3-2) y que llega a El Sadar con 25 puntos, tres menos que los navarros. El partido será fundamental para que Osasuna continúe alejándose de los puestos de peligro y, a ser posible, para ganar el golaverage particular ante un rival directo.

Y la empresa no será sencilla. Pese a que el histórico de enfrentamientos en El Sadar es muy favorable a los rojillos (29 victorias, 16 empates y tres derrotas), la última vez que Osasuna venció al Valladolid como local en Primera fue en el año 2001 (1-0) con gol de Armentano. Desde entonces, siete empates y una derrota.


El primer gol de Kike Barja


Eso sí, el último precedente en Segunda División terminó 4-2 y trae un grato recuerdo a los rojillos. Kike Barja se estrenó como goleador con el primer equipo de Osasuna el 7 de enero de 2018, en el que era el debut del extremo de Noáin en El Sadar. Diego Martínez le dio la oportunidad de saltar al campo en el minuto 62 sustituyendo a Sebas Coris y el extremo navarro lo aprovechó. En el minuto 89, robó un balón en la banda derecha, avanzó con decisión hacia el central y, tras un bonito recorte, disparó a puerta con su pierna izquierda.

Barja empezaba a enseñar sus señas de identidad: intensidad, desborde y buen golpeo de balón con ambas piernas. Su gol dio tranquilidad en un partido previsto para el 6 de enero, pero que fue retrasado un día por una fuerte nevada.


Dos exrojillos en el Valladolid


El conjunto pucelano cuenta con dos exrojillos que ya han anotado ante Osasuna. Pablo Hervías, que no jugará en Pamplona por una lesión de rodilla, le ha metido dos goles de falta a Osasuna. El primero, en la última jornada del año 2018, en el que los rojillos quedaron fuera del play off de ascenso a Primera (2-0) y el segundo, en la visita rojilla a Pucela la temporada pasada (1-1). Por su parte, Kenan Kodro anotó en el triunfo del Athletic en El Sadar el curso pasado (1-2), rompiendo la racha de Osasuna de 31 partidos imbatido como local.