Archanco: "No he hecho nada de lo que avergonzarme ni arrepentirme"

10.05.2021 | 19:37
El expresidente del Club Atlético Osasuna, Miguel Archanco

El expresidente del Club Atlético Osasuna, Miguel Archanco, ha asegurado este lunes no haber hecho nada de lo que avergonzarse ni arrepentirse y ha defendido su trabajo dentro de la Junta Directiva del club, pese a la condena judicial hoy ratificada.

Archanco ha hecho estas declaraciones a su salida del Palacio de Justicia de Navarra tras la ratificación del acuerdo que le condena junto a otros cuatro exdirectivos de Osasuna a 4 meses y medio de prisión por un delito contra la Hacienda Foral por retenciones indebidamente practicadas o no ingresadas por importe de 191.718,55 euros.

"Yo no he hecho nada de lo que avergonzarme y nada de lo que arrepentirme", ha asegurado para criticar que "tienes que aceptar lo que no has hecho y muchas veces, a la vista de lo que se viene produciendo, casi terminas diciendo que no eres hijo de tu padre".

En este aspecto, se ha mostrado visiblemente dolido porque los casos abiertos contra los exdirectivos del club "han traído unas consecuencias terroríficas a las familias en el aspecto social, económico y profesional".

Archanco ha recordado que el exgerente de Osasuna, Ángel Vizcay, a quien ha evitado nombrar, "había estado 25 años al frente del club" y "tenía en el bolsillo la indemnización correspondiente a esa jubilación o despido encubierto".

"Si alguien se cree que la actuación de este señor fue voluntaria yo voy a tener que seguir pensando en los reyes magos", ha zanjado dejando claro que "nunca" ha creído esta versión.

El expresidente de Osasuna ha criticado que la Hacienda Foral esté persiguiéndoles por 190.000 euros cuando él como presidente pagó 22 millones de euros a Hacienda mientras esta "miraba para otro sitio durante años y años".

En este sentido, ha subrayado que recogieron todo lo que Hacienda les dijo sin poner "ni una coma" y junto con el extesorero del club, Sancho Bandrés, y la colaboración de la entonces consejera del Gobierno, Lourdes Goicoechea, cerraron un acuerdo por 43 millones de euros para pagar su deuda con Hacienda.

El actual presidente del club, ha recriminado Archanco, "ha llegado a decir que Osasuna no tiene deudas pero se le ha olvidado que Osasuna tampoco tiene patrimonio porque lo entregaron a cambio de la deuda", algo que a él, ha aclarado, no le dejaron hacer.

Cuando llegó a la Junta Directiva en el 2002, ha subrayado, "Osasuna no tenía a su nombre los terrenos" y "su patrimonio no estaba escriturado", algo de lo que ellos se encargaron.

Posteriormente, ha añadido, incrementaron el patrimonio tanto en Tajonar como en las instalaciones del Sadar dejando cuando se fue de la Junta una tasación de 45 millones de euros e hicieron que los 147.000 metros cuadrados de Tajonar se incrementaran de forma gratuita por cómo tramitaron esos aprovechamientos urbanísticos.

"Yo había luchado por el patrimonio de Osasuna durante un montón de años pensando que eso era lo que el socio de Osasuna quería" y "ahora veo que no", ha reflexionado.

En este sentido, ha ironizado que "el campo ha quedado muy bonito con los 7.000 metros cuadrados de más", posibles gracias a su actuación, y ha señalado que ellos quisieron hacer una reforma en el campo que fue imposible porque no se les ofreció aval.

El exdirectivo ha recordado que incluso se nombró el estadio como Reino de Navarra para recibir 1,4 millones de euros dirigidos a pagar los impuestos criticando que "ningún año se cumplió" este acuerdo y "el año que más se pagó fue un millón".

Cuando Osasuna descendió de la primera categoría del fútbol español, ha comentado, se redujeron considerablemente los ingresos por Televisión para poder apoyar los acuerdos que se habían alcanzado con Hacienda, comenzándose entonces las negociaciones.

Tras el descenso, ha indicado, "inmediatamente" propuso una junta extraordinaria de compromisarios ofreciendo su participación, asegurando a este respecto que "nunca" ha sido de agarrarse al cargo ni de tirarse por la borda.

Debido a la presión de los medios y por el sufrimiento de su familia, ha referido, no tuvo más remedio que cambiar ese orden del día por su dimisión y "a partir de ahí se abre la caja de Pandora" pues en marzo, "no antes porque no me he enterado antes de nada", se le detiene y "empieza todo este tinglado" por las "supuestas declaraciones voluntarias" del entonces gerente.
noticias de noticiasdenavarra