Vanesa Lorenzo: "Sería hipócrita si dijera que ser modelo es algo durísimo"

Guapa, famosa, ex modelo, pareja del ex futbolista Carles Puyol y madre junto a él de dos niñas. Este podría ser el retrato glamuroso de Vanesa Lorenzo, Pero ella es mucho más y lo relata en su libro 'Crecer juntos', En el que explica la importancia del yoga y de la disciplina positiva para los más pequeños.

02.12.2020 | 20:47
La ex modelo Vanesa Lorenzo, posando en el centro de Bilbao.

Nunca pasa desapercibida, y eso se demostró cuando posaba en el centro de Bilbao para las fotos de esta entrevista durante la presentación de su libro. Su sonrisa es perenne, sabe que enamora a la cámara y aprovecha esa ventaja. Se dice que Carles Puyol no estaba por la labor de salir con una modelo de fama internacional, ni que Vanesa Lorenzo tenía muchas ganas de estar al lado de un futbolista tan conocido, pero los sentimientos nacidos en una cita a ciegas se burlaron de los recelos de ambos. Ella se ríe y no dice nada de aquellos primeros momentos de su relación, aunque se muestra abierta en cualquier pregunta. Ocho años después, modelo y futbolista tienen dos hijas, Manuela y María. Es sincera y dice que nunca había sentido la llamada de la maternidad, y que cuando esta llegó por primera vez no le pareció tan idílica como le habían contado.

Modelo, practicante de la meditación y de yoga, madre de dos hijas, con pareja, con libro recién salido a la calle€ ¿Qué no es Vanesa Lorenzo?
Modelo no soy ahora, lo fui; ex modelo sí que soy. Tampoco soy una persona que se aburra. Soy muy activa y siempre estoy pensando en algo. Disfruté como modelo, empecé muy jovencita y me gustó la profesión. Después fui a la Universidad, ahora tengo pareja, cosa que sabe todo el mundo, y dos hijas. Cada momento es importante para mí, pero lo más importante es sentirme bien y que quienes están a mi alrededor también lo estén.

El yoga parece una constante en su vida. Su primer libro también tenía que ver con esta disciplina.
Era una introducción, una forma sencilla de entrar en el yoga. Cuando empecé, lo que encontraba era denso e intenso y me costó dar con algo sencillo y práctico a la vez. Por eso hice ese primer libro, para mostrar que no es algo complicado. En este, titulado Crecer juntos, quería que el yoga tuviera peso, pero que también lo tuviera la disciplina positiva, un método con el que estoy absolutamente de acuerdo.

¿Y cómo podemos entender lo de disciplina positiva?
Es tratar a los niños, a nuestros hijos, con respeto, con dignidad€

¿No lo hacemos?
No siempre. A veces damos hechos por supuestos sin contar con su participación. Lo que quiero decir es que a los niños hay que tratarlos con el mismo respeto y la misma dignidad que a un adulto. Lo dice el sentido común, pero se olvida muchas veces.

¿Crecer juntos lo plantea solo desde el punto de vista de la madre o también puede ser para crecer junto a la pareja?
Por supuesto que puede dar resultado con la pareja. La psicóloga infantil que me acompaña en este libro me ha comentado que la disciplina positiva puede incluso ser para equipos de trabajo.

Así que con este plan ha dejado de gritar y controla las rabietas, ¿no?
Ja, ja, ja€ No. En casa sigue habiendo gritos, pero menos. Más que evitar las rabietas, el libro nos lleva a enfrentarnos de una mejor forma a esos retos que nos lanzan nuestros hijos o a esos malos comportamientos que tienen en ocasiones. La disciplina positiva nos da herramientas para guiarles mejor.


Vanesa Lorenzo acaba de publicar 'Crecer juntos'.

¿Hace yoga con Carles Puyol, su pareja?
Alguna vez hemos practicado juntos, pero él sigue haciendo pilates, una disciplina que ha practicado durante toda su carrera deportiva. Pero sí, de vez en cuando nos ponemos y hacemos una sesión de yoga juntos.

¿Siendo modelo también era amante del yoga?
Claro, y me ayudó mucho. Empecé a practicarlo hace 20 años, cuando vivía en Manhattan entonces y mi ritmo de vida era muy alto. Hacer yoga y meditación era una ayuda muy importante para mí.

Vemos la profesión de modelo muy glamurosa desde fuera, ¿agobia desde dentro?
Tiene dos caras. Puede agobiar, ser dura y también solitaria, pero luego está la otra, la que se convierte en un regalo y un privilegio. Conoces a mucha gente, te relacionas con un mundo lleno de elegancia y te da muchas oportunidades de crecer. ¿Momentos difíciles? Muchos. Empiezas en edades muy tempranas a vivir en un mundo de adultos. Hay mucha soledad y en cada trabajo te adaptas a países y grupos de personas distintos.

Tal y como lo está pintando, no sé qué decir sobre lo de regalazo.
Tal y como lo pinto es lo real, pero todo lo real tiene dos caras, en la moda y en otros ambientes. No todo es positivo o negativo de forma absoluta. Si eres positiva cogerás lo mejor de cada momento que vivas. Creo que sería hipócrita si dijera que ser modelo es algo durísimo. Hay cosas mucho más duras en la vida. Haber sido modelo internacional siempre lo he considerado como un regalo.

¿Repetiría?
Sin dudarlo un momento. Es más, no cambio ni un solo minuto de mi vida, pero no solo en la moda, en ninguna otra faceta. Me habré equivocado, me habré sentido feliz, sola, cansada€ Pero lo vivido, hasta ahora es todo mío.

Tiene dos hijas. ¿Qué les diría si quisieran seguir sus pasos? ¿Un sí de buenas a primeras, o les instaría a estudiar?
A mí, mi madre me dijo esto último que estás diciendo: Continúa estudiando y luego ya verás. Qué necesidad tienes de irte y no hacer una carrera. Yo no le hice caso, fui modelo muy joven y fui a la universidad con 30 años. Qué quieres que te diga, mis compañeros tenían 18 años cuando yo empecé.

30 años no es mucha edad para ir a la universidad...
Pues a mí sí me lo pareció. ¿Quieres que te sea sincera? Yo les diría a ellas lo mismo que me dijo mi madre a mí: Estudia. Tienes tiempo después. Y más ahora que la industria de la moda ha cambiado tantísimo. Además, es mundo muy relativo, no lo puedes elegir tú. Tu físico tiene que encajar con determinados patrones. Pienso que las cosas han cambiado y que muchas chicas son de temporada y lo fundamental es tener un plan B, y sobre todo es esencial formarse. Quizá sí que hubiera cambiado algo, estudiar. Al final, me veo diciendo lo que mi madre me decía a mí.

He leído una frase suya que es valiente y que muchos no entienden o simplemente, prefieren no entender: "La maternidad no es idílica, tuve que aprender a querer a mi hija".
Quería ser muy honesta en el libro. Flaco favor nos hacemos los unos a los otros si decimos que todo va bien cuando no es así, que todo es idílico. La maternidad es muy compleja y no fue, en mi caso, tan idílica como la gente me había dicho. Tiene momentos de felicidad, momentos maravillosos, pero también tiene otros que no lo son tanto. A lo mejor hay que pensar cuando llega un hijo que necesitas ayuda, y pedirla es muy importante. Ser padre o madre no significa que seas un buen educador.

Suele ser prueba error, más o menos.
Ja, ja, ja€ Y suele funcionar, pero quizá necesitas más herramientas. Por eso me gustaría compartir el yoga y la disciplina positiva para niños.

¿No sentía la llamada de la maternidad?
Siendo sincera, no. No a determinada edad, no era algo que me plantease a los veintitantos. Cuando decidí tener mi primera hija estaba convencida, y con la segunda también, pero no era algo que priorizase años antes. Fue tiempo después.

Una modelo internacional y un exfutbolista y referente del Barça y de la selección juntos. Una pareja rica y famosa. ¿Hasta dónde llega el nivel de egos personales en su casa?
¿Rica y famosa? ¿Egos? Ja, ja, ja€ No sé hasta dónde llegamos, pero los dos tenemos personalidad, la verdad que sí. También es cierto que las profesiones que hemos tenido condicionan un poco. Quizá, como nos hemos conocido siendo ya mayores, porque no empezamos juntos siendo unos jovencitos, nos respetamos mucho los espacios. Creo que es fundamental para tener una buena convivencia. Hemos viajado mucho por nuestra actividad y también hemos convivido mucho con la soledad desde edades muy tempranas.

¿Y encuentran sus espacios?
Sí, claro que sí. Quizá por todas estas circunstancias necesitas que la persona que esté a tú lado respete tu espacio en momentos determinados. ¿Sabes lo que digo? Que lo importante es que Carles y yo estemos alineados en valores comunes, creo que eso es lo más importante y lo que puede disolver esos posibles egos personales. Ojo, egos los tenemos todos, ¿eh? Tengo que confesar que Carles ha respetado mucho mi forma de ser, el que de vez en cuando necesite un espacio exclusivo.

El físico en la que fue su profesión lo es todo.
Era muy importante, tenías que encajar en unos parámetros, pero no es lo único que cuenta.

Seguro. Pero, ¿cuánto le importa su físico ahora que no está en el escaparate de la moda?
Desgraciadamente sigue importándome mucho, pero no tiene tanto que ver con la profesión, algo sí por supuesto, sino con otros temas. Tanto para los hombres como las mujeres, sobre todo para nosotras, la estética puede ser una carga. Es algo que está en nuestra sociedad, la importancia del aspecto físico. Y claro, también tiene cosas buenas cuidarse y mantenerse bien.

Sin pasarse, ¿no?
Obsesionarse siempre es negativo. Cuando hablo de aspectos positivos estoy hablando de una buena alimentación, de hacer deporte y llevar una vida saludable.

¿Qué ocurre si se ve una arruga nueva cuando se mira al espejo? ¿Se echa a llorar?
Uy, no, la verdad es que ahora no, pero confieso una cosa: las primeras arrugas que me empezaron a salir las sobrellevé peor, ja, ja, ja€ Decía mirándome al espejo: ¡Ostras! Esto parece que va a cambiar. Eso me pasaba como a los 35 o 37 años, que es cuando tu físico empieza a ser como de adulto. Una arruga me chocaba más entonces, pero ahora que he pasado los 40 lo llevo mejor. Es lo que toca y te puedes enfadar o entristecer mucho, pero es algo que no vas a poder cambiar.

Sigue teniendo cuerpo de modelo. Seguro que dirá que es pura genética.
Cuido la alimentación y me gusta moverme, pero reconozco que siempre he sido delgada y que a nivel de peso me cuesta mucho engordar.

¡Qué suerte!
O no. El querer adelgazar y no poder, o el querer engordar y no conseguirlo, pueden resultar igualmente frustrantes y crear malestar. A mí me gusta mucho cuidarme. Una cosa es el aspecto físico, pero por encima está la salud. Yo ya me cuido por salud, me importa menos el peso. ¿Que me gustaría tener tres kilitos más? Claro que sí.

¿Cómo ve el mundo de la moda desde la distancia?
¡Dios mío! Ha cambiado tanto... Es inmediatez, como lo es nuestra sociedad. Hay muchas marcas, con las que colaboro yo también, desde las que estamos intentando dar otros productos. Incluso las grandes marcas y corporaciones están intentando dar pasos para mejorar las malas praxis a las que nos hemos acostumbrado.

Cuando habla de malas praxis se refiera a€
A almacenar tanta ropa y a ese consumo tan intenso al que nos hemos acostumbrado. Tenemos que intentar cambiar nuestros hábitos, está claro que son insostenibles.

¿Qué ocurre si abrimos su armario? ¿Tiene más ropa de la que necesita?
Absolutamente. A mí la moda me parece un ejercicio de creatividad, un viaje maravilloso. Me gusta mucho expresarme a través de un estilismo, pero está claro que no necesito tanto como lo que hay en mi armario.

Utiliza mucho vaqueros, camisetas y jerséis de cuello vuelto. ¿Es práctica?
Cómoda. Siempre me he dejado llevar por el tacto y me gustan telas que sienta cómodas en mi piel, de ahí que mi estilo pueda parecer más informal. Pero me gusta vestirme y en momentos determinados sacar otra mujer más sofisticada de mi interior.

¿Cuántas mujeres hay en Vanesa Lorenzo?
Pienso que muchas, pero no creo que sea algo que me pasa solo a mí. Todas las mujeres hemos aprendido a adaptarnos a los momentos, más que los hombres, y somos de colores distintos a lo largo del día.

¿Carles Puyol sigue sus consejos de moda, o va a su aire?
Se deja aconsejar, pero tampoco es que le preocupe mucho la moda. Si yo soy práctica y cómoda, él es lo siguiente. Carles no se pondrá nunca nada con lo que no se sienta cómodo. Lo tiene claro, la ropa para él es un elemento que le da un servicio. ¿Qué se puede decir de el? Que es un hombre muy práctico. 

PERSONAL
Edad: 43 años (7 de enero de 1977).
Lugar de nacimiento: Barcelona.
Familia: Tiene pareja desde 2012, Carles Puyol, ex capitán del Barça. Ambos son padres de dos niñas de seis y cuatro años: Manuela y María.
Formación: Tras dejar su profesión de modelo estudió Moda y Diseño.
Trayectoria: A los 17 años, y desoyendo los consejos de su madre, se embarcó en la aventura de ser modelo y desfiló a nivel internacional. Está considerada una de las mejores modelos españolas y ha trabajado para las firmas más conocidas del Planeta: Pepe Jeans, Ralph Lauren, Escada, Giorgio Armani, L'Oreal, Yves Saint Laurent o Victoria's Secret, entre otras muy reconocidas. Ha sido portada de las principales revistas de moda a nivel internacional: Vogue, Cosmopolitan, Woman, Elle o Glamour. También tuvo sus coqueteos con el cine y diferentes papeles en Entreacte, Fireworks y El topo y el hada
Publicaciones: Ha escrito Yoga, un estilo de vida y Crecer juntos.
noticias de noticiasdenavarra