Condenado en Pamplona por agarrarle el glúteo a una mujer a la que le alicataba el baño de su piso

Le imponen una multa de 5.280 euros, además de una indemnización de 600 euros a la víctima por el daño moral

24.03.2022 | 12:19
Baldosas, en un cuarto de baño.

La titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Pamplona ha condenado por un delito de abusos sexuales a una multa de 22 meses a 8 euros diarios, en total 5.280 euros, a un acusado de nacionalidad rumana, R.F., que agarró del culo a una clienta cuando coincidió con ella mientras le alicataba el baño de su piso de Berriozar.

El procesado deberá además indemnizar con 600 euros en concepto de responsabilidad civil a la mujer por el daño moral causado.

Los hechos ocurrieron el 4 de agosto de 2021 hacia las 20.00 horas cuando el acusado se encontraba realizando una obra de albañilería en el domicilio de la mujer.

Según recogen los hechos probados de la resolución, "aprovechando que el procesado había salido del baño en el que estaba colocando unas baldosa, la mujer entró en el mismo para comprobar cómo iban las obras de reforma", Fue entonces cuando el acusado regresó a dicho lugar y, sin necesidad de utilizar violencia o intimidación y actuando con ánimo lúbrico, se acercó por detrás a la víctima y sin que mediara consentimiento de ella, "le agarró y le apretó el glúteo".

La jueza otorga credibilidad al testimonio de la víctima, quien afirmó que los hechos habían ocurrido de esa manera y se quedó muy nerviosa. Su versión era contraria a lo que dijo el procesado, quien defendía que él había tocado a la mujer fruto de un roce accidental con el dorso de la mano cuando trasladaba unas baldosas.

La sentencia continúa recordando que la víctima le recriminó su acción y le dijo que iba a llamar a su pareja. Fue entonces cuando el acusado abandonó la vivienda, esperando al marido de la denunciante en la puerta de la calle para pedirle disculpas. Allí se personaron dos agentes de la Policía Municipal de Berriozar que se encontraron al acusado sentado en la acera y a la víctima en un estado de nerviosismo en su domicilio.

noticias de noticiasdenavarra