Mi querida Olivetti

América antigua y moderna en Carlos Fuentes

08.05.2022 | 00:43

Carlos Fuentes cursó estudios en diferentes localidades de distintos países, ejerció el periodismo en medios como El Espectador y obtuvo, en 1987, el Premio Cervantes pero al lector, lo que atrae especialmente del escritor es, lógicamente, su producción literaria y, en tales cuestiones, debe recordarse que en 1954, ya se dio a conocer con Los días enmascarados y también que Cantar de ciegos (1964) es una de las populares colecciones de relatos breves populares pertenecientes a sus primeros años creativos.

Fuentes, un creador de quien el 15 de mayo del presente año pueden recordarse los diez años de su desaparición, es el autor de otro tipo de obras, algunas de ellas tan emblemáticas como las novelas La región más transparente (1958) o La muerte de Artemio Cruz (1962). Es, igualmente, quien siguió el camino de la experimentación formal y de contenido en novelas de madurez como La cabeza de la hidra (1978) o Gringo viejo, ya de 1985, y es también autor de ensayos de la talla de La nueva novela hispanoamericana, todavía de 1969, donde el lector descubrirá obras diversas en gran medida desconocidas de aquellas latitudes.

Es, por su parte, el pasado 2021, el año en el que el sello DeBolsillo presentó obras de Fuentes menos populares, como La frontera de cristal o La Silla del Águila, y el año en el que la RAE y la ASALE (Asociación de Academias de la Lengua Española) prepararon una nueva edición conmemorativa de La región más transparente, nueva buena noticia para los amantes de las literaturas a las que ambas instituciones prestan relevante atención.

Y es Tiempo mexicano, otro de esos libros relativamente desconocidos de Carlos Fuentes renacidos (éste, el presente año) gracias al sello De Bolsillo, el que pretende reavivar la llama del autor a lo largo de este 2022, el mismo que permite recordar vida y obra del estadounidense Philip Roth, quien fallecería el 22 de mayo de 2018. Si ahora se cumplen cuatro años de tal pérdida, también ahora se cumple el cuarto de siglo de la aparición de una de sus obras más populares: Pastoral americana, Premio Pulitzer 1997.

Otros trabajos suyos no menos interesantes, como Deudas y dolores (1962), El profesor del deseo (1977) o Sale el espectro (2007), acaban de renacer gracias a Literatura Random House pero es, para colmo de efemérides, J. R. R. Tolkien quien nació el 3 de enero de 1892, hace 130 años. Autor de una obra tan sugestiva como El Hobbit, originaria de 1937 y reeditada hace nada por Minotauro, que también vuelve a presentar Cuentos inconclusos, narraciones (todas ellas y otras más, como la no menos influyente El señor de los anillos) esenciales en la evolución de la literatura fantástica.

Y este mayo, finalmente, cumple los cien años España invertebrada, libro de José Ortega y Gasset que puede hoy leerse como obra significativa del presente social y cultural del Estado español que, al igual que otras como Vieja y nueva política (1914), obligaría al influyente filósofo y ensayista a huir de los espasmos controlados de los más reaccionarios en 1936. l

noticias de noticiasdenavarra