Agentes inmobiliarios dicen que firmaron el recibo para obtener un contrato

22.01.2020 | 16:57

Pamplona. Los agentes inmobiliarios Cristina Valencia y Albert Nolla han declarado, en el juicio sobre presunto amaño de partidos, que firmaron a Osasuna un recibo falso de 900.000 euros confiando en obtener un contrato para el cambio de iluminación del estadio El Sadar por tecnología led.

Según el escrito de calificación del fiscal, en junio de 2013, en el momento de presentar las cuentas al auditor, los directivos de Osasuna acusados en este juicio pidieron al gerente, Ángel Vizcay, que buscase una solución contable para justificar los reintegros en efectivo realizados en el club.

Según la fiscal, el gerente ordenó al contable del club que hiciese un apunte por 900.000 euros como "inversiones inmobiliarias", sin entregarle documento alguno que lo justificase.

Cuando el auditor pidió al gerente la justificación documental de ese gasto de 900.000 euros, se agrega en el escrito, los directivos ahora acusados contactaron con Valencia, que consiguió que una empresa valenciana realizase un anteproyecto de reforma del estadio de El Sadar que nunca se llevó a cabo.

Valencia y Nolla, considera la fiscalía, firmaron un recibí falso por 900.000 euros por estas gestiones y Osasuna les pagó finalmente 30.000 euros, que se repartieron a medias.

Valencia, al igual que Nolla, solo ha respondido a las preguntas de su abogado. Ambos han asegurado que nunca han actuado con ánimo de delinquir y que no han recibido 900.000 euros de Osasuna.

La agente inmobiliaria ha relatado que, tras realizarse en abril de 2013 el anteproyecto de reforma del estadio, en junio el club se puso en contacto con ella nuevamente para determinadas gestiones patrimoniales y en ese momento propusieron también al club navarro cambiar las luces del estadio por leds, porque era la actividad a la que se dedicaban entonces.

Valencia ha comentado que recordó al club que el anteproyecto de reforma del estadio aún no se había pagado y acordaron con el gerente la firma de un recibí a cuenta por importe de 900.000 euros.

El motivo de que accedieran a firmar ese recibí a cuenta, ha subrayado Nolla, fue el deseo de llegar a un acuerdo con Osasuna sobre el proyecto de iluminación.

Con la declaración de Valencia y Nolla ha terminado la tercera sesión del juicio, en cuyos instantes finales la abogada del expresidente de Osasuna Miguel Archanco ha pedido disculpas, en nombre de su representado, por los insultos que en un determinado momento ha dirigido hacia el letrado de la LFP.