Tyrannosaurus rex

Descubren un pariente del T-Rex de menos de un metro de altura

09.02.2020 | 07:21
Vista del esqueleto de un Tyrannosaurus rex Trix expuesto en el museo.

MADRID. El dinosaurio recién bautizado como 'Suskityrannus  hazelae' tenía una altura de aproximadamente 3 pies (91,44  centímetros) hasta la cadera y tenía aproximadamente 9 pies (2,74  metros) de largo.

Todo el animal era ligeramente más largo que el cráneo de un  'Tyrannosaurus rex' completamente desarrollado, según Sterling  Nesbitt, profesor asistente en el Departamento de Geociencias en la  'Virginia Tech College of Science', en Estados Unidos, Nesbitt  encontró el fósil a los 16 años mientras era estudiante de secundaria  que participaba en una expedición de excavaciones en Nuevo México en  1998, liderado por Doug Wolfe, autor del informe.

En total, se cree que 'Suskityrannus hazelae' pesó entre 45 y 90  libras (20,41 y 40,82 kilogramos). El peso típico de un  'Tyrannosaurus rex' adulto es de aproximadamente 9 toneladas. Su  dieta probablemente consistía en lo mismo que su contraparte más  grande que comía carne, con 'Suskityrannus hazelae' probablemente  cazando animales pequeños, aunque se desconoce qué cazaba. El  dinosaurio tenía al menos 3 años cuando murió, según un análisis de  su crecimiento a partir de sus huesos.

El fósil se remonta a 92 millones de años del Periodo Cretácico,  una época en la que vivieron algunos de los dinosaurios más grandes  que encontrados. "Suskityrannus' nos ofrece un vistazo de la  evolución de los tiranosaurios justo antes de que se apoderaran del  planeta --dice Nesbitt--. También pertenece a una fauna de  dinosaurios que solo procede de las faunas de dinosaurios icónicos en  el último cretáceo que incluye algunos de los dinosaurios más  famosos, como el 'Triceratops', depredadores como 'Tyrannosaurus  rex', y dinosaurios de pico de pato como 'Edmotosaurus".

Los hallazgos se publican en la última edición digital de 'Nature  Ecology & Evolution'. Al describir el nuevo hallazgo, Nesbitt,  apunta: "Suskityrannus' tiene un cráneo y un pie mucho más delgados  que sus primos posteriores y más grandes, el 'Tyrannosaurus rex'. El  hallazgo también vincula a los tiranosauroides más viejos y pequeños  de América del Norte y China con los tiranosaurios mucho más grandes  que duraron hasta la extinción final de los dinosaurios no avianos.

Abundan las bromas sobre que el 'Tyrannosaurus rex' tenía brazos  pequeños. Los investigadores no están muy seguros sobre cómo de  pequeños eran los brazos de 'Suskityrannus'. No se encontraron  fósiles de brazos de ninguno de los especímenes, pero se hallaron  garras parciales de las manos, que son bastante pequeñas. Tampoco se  sabe si 'Suskityrannus' tenía dos o tres dedos.

HALLADOS DOS ESQUELETOS PARCIALES

Se encontraron dos esqueletos parciales. El primero incluía parte  de un cráneo que fue encontrado en 1997 por Robert Denton, ahora  geólogo senior de Terracon Consultants, y otros en la Cuenca Zuni del  oeste de Nuevo México durante una expedición organizada por el líder  del Proyecto Paleontológico Zuni Doug Wolfe.

El segundo ejemplar, más completo, fue hallado en 1998 por  Nesbitt, estudiante de secundaria con un creciente interés en la  paleontología, y Wolfe, con asistencia en la recolección por James  Kirkland, ahora miembro del Servicio Geológico de Utah. "Siguiendo a  Sterling para ver a su dinosaurio, me sorprendió lo completo que  estaba expuesto un esqueleto en el sitio", relata Kirkland.

Durante gran parte de los 20 años desde que se descubrieron los  fósiles, el equipo científico no supo qué tenían.

"Esencialmente, no  sabíamos que teníamos un primo del 'Tyrannosaurus rex' durante muchos  años", cuenta Nesbitt. Añade que el equipo primero pensó que tenían  los restos de un dromaeosaurio, como el 'Velociraptor'. A fines de la  década de 1990, los parientes cercanos de 'Tyrannosaurus rex'  simplemente no se conocían o no se reconocían. Desde entonces, se han  encontrado primos más lejanos del 'Tyrannosaurus rex', como 'Dilong  paradoxus', en toda Asia.

Los restos fósiles fueron encontrados cerca de otros dinosaurios,  junto con restos de peces, tortugas, mamíferos, lagartos y  cocodrilos. Desde 1998 hasta 2006, los fósiles permanecen almacenados  en el Museo de Historia Natural de Arizona en Mesa, Arizona. Después  de 2006, Nesbitt llevó los fósiles con él a través de varias  publicaciones como estudiante e investigador en Nueva York, Texas,  Illinois y ahora en Blacksburg. El acredita el descubrimiento, y sus  interacciones con los miembros del equipo en la expedición, como el  comienzo de su carrera.

"Mi descubrimiento de un esqueleto parcial de 'Suskityrannus' me  puso en un diario científico que ha enmarcado mi carrera", reconoce  Nesbitt, también miembro del Centro de Cambio Global de 'Virginia  Tech'. "Ahora soy profesor asistente que puede enseñar sobre historia  de la Tierra", agrega.

El nombre 'Suskityrannus hazelae' se deriva de "Suski", la palabra  de la tribu nativa americana Zuni para "coyote", y de la palabra  latina 'tyrannus' que significa rey y 'hazelae' por Hazel Wolfe, cuyo  apoyo hizo posible muchas exitosas expediciones de fósiles en la  Cuenca Zuni. Nesbitt dice que el Consejo Tribal Zuni les dio permiso  para emplear la palabra "Suski".