La dieta verde de Vicky Beckham

28.02.2022 | 08:32
La familia Beckham al completo.

Está claro que si te quitas el pintxo de tortilla, la croqueta de media tarde, el gintonic del finde y la 'doble cheese bacon' de cada domingo pierdes peso. Pero... ¿qué mierda de vida te queda? He aquí el 'quid' de la cuestión. Sin duda, un cambio de hábitos a valorar, a deliberar, que a servidor no le merece la pena. ¡Para nada! Porque luciré unas cuantas chichas, está claro, pero también alegría de vivir. Una sonrisa vital que se esfumó hace años del rostro de la 'Spice pija'.

Se mantiene divina y espectacular. Lucidora de una delgadez total que a quienes nos engorda el simple hecho de respirar jamás experimentaremos. Y todo a base de horas y horas de gym, algún que otro retoquito y un ADN terriblemente envidiable. De esos por los que muchos pactaríamos con el diablo. Más aún habiendo dado a luz a cuatro hijos divinos, rubios y espectaculares: Brooklyn (22), Romeo (18), Cruz (16) y la pequeña Harper (10). Pero pasa hambre. ¡Mucha hambre! Y desde hace más de 25 años. Ha sido su también estupendo marido, David Beckham, quien ha facilitado un jugoso dato en un programa de radio. Y en pleno directo: "Mi mujer Victoria lleva 25 años comiendo exactamente lo mismo". ¡Cinco lustros! ¡9.131 días de su acomodada existencia!

Al parecer, y debido a su desconocida faceta como cocinillas, un formato gastronómico de podcasts, River Cafe Table 4, invitó al famoso futbolista inglés al estudio para que preparara el típico roast beef con patatas asadas (en su punto de margarina). Momento íntimo que aprovechó para narrar que Vicky "lleva casi toda la vida comiendo lo mismo: solo verdura hervida y pescado a la parrilla". Así, con la naturalidad de quien sí se mete de vez en cuando una paella o un buen bocadillo de lomo con jamón, el exjugador del Real Madrid lamentó que su esposa nunca pruebe las delicias que habitualmente prepara. Su dieta es estricta y la ejecuta a rajatabla.

Tanto que en solo una ocasión, coincidiendo con el embarazo de Harper, Victoria ha hecho una excepción. "Fue increíble, una de mis veladas favoritas. No recuerdo qué era lo que probó, pero sé que no lo ha comido desde entonces", ha relatado en el mismo podcast salsero el que fue capitán de la selección inglesa. Por cierto, del embarazo al que se refiere Beckham han transcurrido nada más y nada menos que once años. Toda una vida en la que quienes sí sabemos exprimirla hemos ingerido una media de 3.740 croquetas. ¡Ojo al dato! 

noticias de noticiasdenavarra