Putin pide una tregua inmediata en Karabaj para evitar "una tragedia"

La UE se muestra alerta por la "falta de información" sobre lo que está sucediendo en el terreno

08.10.2020 | 00:18
Un soldado armenio disparando una pieza de artillería en la región de Artsakh Foto: Ministerio de Defensa de Armenia

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, calificó hoy de "tragedia" la guerra entre las fuerzas armadas de Azerbaiyán y Armenia en el enclave separatista de Nagorno Karabaj, al tiempo que instó de nuevo a un cese al fuego.

"Esto es una tragedia. Nos afecta mucho. Porque Azerbaiyán y Armenia, Nagorno Karabaj, son todos territorios en los que viven personas que no nos son ajenas. Basta con decir que viven unos 2 millones de azerbaiyanos en Rusia y más de 2 millones de armenios, según nuestros cálculos", afirmó Putin en una entrevista con el canal de televisión Rossía-1.

Resaltó que "un gran número" de rusos mantienen relaciones amistosas estrechas e incluso familiares con ambas repúblicas.

"Desde luego es una gran tragedia. Muere gente, hay pérdidas grandes en ambos lados. Esperamos que este conflicto termine en un futuro muy cercano. Pero si no se resuelve de manera definitiva (el conflicto), aparentemente esto está lejos, en cualquier caso instamos a un alto el fuego. Y hay que hacerlo cuanto antes", dijo.

Rusia se lleva bien con ambas naciones y suministra armas a los dos países, pero tiene una base militar en Armenia y es aliado de Ereván en la alianza político-militar postsoviética Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC).

Desde la reanudación del enfrentamiento armado en Nagorno Karabaj el pasado 27 de septiembre, Putin ha hablado en varias ocasiones con el primer ministro armenio, Nikol Pashinián.

Sin embargo, hasta este martes no había conversado con el presidente azerbaiyano, Ilham Alíev. Este llamó a Putin para felicitarle por su 68 cumpleaños, según informó Bakú, pero ambos líderes aprovecharon la ocasión para hablar del conflicto en Nagorno Karabaj y de las relaciones bilaterales.

Putin recordó en la entrevista que Armenia es miembro de la OTSC y que por ende Rusia tiene "ciertas obligaciones" con ese país.

"Pero las acciones bélicas, muy a nuestro pesar, continúan hasta hoy, pero no se llevan a cabo en el territorio de Armenia", indicó el presidente ruso.

Armenia puede recurrir al OTSC solo si su territorio es atacado y por cuanto Nagorno Karabaj es un territorio no reconocido, ni siquiera por Armenia, Rusia no puede intervenir.

"En cuanto al cumplimiento de nuestras obligaciones bajo este tratado, siempre las hemos cumplido, las estamos cumpliendo y las continuaremos cumpliendo. Estoy en permanente contacto con el primer ministro armenio y el liderazgo armenio no tiene ninguna queja sobre el cumplimiento de Rusia de sus obligaciones", sostuvo Putin.

Este miércoles los bombardeos de las fuerzas armadas azerbaiyanas y armenias en Nagorno Karabaj continuaban tras una noche intensa en las que los ataques no cesaron en toda la línea de separación, informó el Ministerio de Defensa azerí.

El parte militar azerbaiyano informa de ataques en seis zonas: Terter, Bardá, Agdam, Agjabedin, Fizuli y Dzhabraíl.

El Ministerio de Defensa de Azerbaiyán advirtió de acciones de represalia contra las fuerzas armenias.

Al mismo tiempo aseguró haber repelido anoche un ataque armenio con misiles contra la sección de Yevlakh del oleoducto que conecta Bakú, Tiflis (Georgia) y Ceyhan (Turquía), el proyecto estratégico más grande de la región y que juega un papel importante en la seguridad energética de Europa.

La portavoz del Ministerio de Defensa de Armenia, Sushán Stepanián, ha calificado de "mentira descarada" esta afirmación, y recordó que Ereván ha dicho repetidamente que no ataca infraestructuras petroleras y gasísticas.

Ereván aseguró además que las fuerzas azeríes intentaron avanzar sin éxito esta mañana en la parte sur de la línea de separación.

En tanto, los bombardeos continuaron anoche sobre la capital de Nagorno Karabaj, Stepanakert.

El Ministerio de Defensa de la autoproclamada república informó de la muerte de otros 40 soldados karabajíes en la zona de conflicto, por lo que desde el pasado 27 de septiembre el número de militares del Ejército de Nagorno Karabaj muertos asciende ya a 280.