Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro

Piden investigar qué bienes inscritos por la Iglesia son comunales

08.02.2020 | 20:22
Manifestación de la Plataforma en Defensa del Patrimonio de Navarra frente el Arzobispado.

Pamplona.  Una representación de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro ha pedido al Parlamento Foral que inste al Gobierno de Navarra a investigar si más de 700 inmatriculaciones de bienes de la Iglesia Católica pudieran ser de bienes comunales.

El portavoz de la Plataforma de Defensa del Patrimonio Navarro, Andrés Valentín, ha pedido a la Cámara navarra que promueva una resolución por la que se inste al Gobierno Foral a recabar del colegio de los registradores de la propiedad las notas simples de los bienes inmatriculados por la Iglesia Católica antes de 1998.

También de las realizadas por los registros de la propiedad números 3 y 8 de Pamplona entre 1998 y 2008, y de todas las realizadas en Navarra entre 2008 y 2015.

En un segundo apartado se emplazaría al Ejecutivo navarro a investigar âsi las inmatriculaciones realizadas pudieran ser de bienes comunalesâ y que, en caso de serlo, realizase las âacciones oportunas para la recuperación de los mismosâ, asignándose para ello los ârecursos humanos suficientesâ.

âSospechamos que estas 700 y pico inmatriculaciones de bienes rústicos en muy buena parte puedan ser comunalesâ, ha afirmado en una sesión de trabajo parlamentaria, donde ha destacado que âsolo el 5 % de los bienes inmatriculados por la Iglesia Católica son edificios dedicados al cultoâ.

Valentín ha destacado que el hecho de que el 95 % de estos bienes no tenga ânada que verâ con el culto âtira por tierra el sistemático argumento de la Iglesia Católica, que trata de explicar que se han quedado lo que era suyo porque se ha dedicado siempre a usos religiososâ.

âNo se trataba solo, ni mucho menos, de garantizar la titularidad de los bienes dedicados al culto, más bien podemos afirmar que arramplaron con todoâ, ha lamentado Valentín, que ha puesto de manifiesto que hasta 1998 estaban âespecíficamente prohibidas por ley las inmatriculaciones de bienes dedicados al culto, lo que significa un claro fraude de leyâ.

Según ha indicado, tradicionalmente se pensaba que âantes del 98 las inmatriculaciones eran algo casi excepcional, que cuando se habían hecho en gran volumen era a partir de la reforma de Aznarâ.

âLa sorpresa consiste en que en Navarra, antes de esa fecha, aparecen 1.431 inmatriculaciones, lo que nos lleva a tener en este momento documentadas más de 2.500â, ha explicado. Sin embargo, ha asegurado que esta cifra ascendería hasta 3.000 porque a día de hoy no se tiene información alguna sobre el listado entre 2008 y 2015.

Valentín, que ha apostado por que âeste tipo de investigación se pueda realizar también en el resto de comunidadesâ, ha anunciado que la plataforma seguirá âhaciendo gestiones para conseguir que esta información vuelva a poner en primera línea de la agenda política, mediática y social el tema de este expolio monumental que representan las inmatriculacionesâ.

Por otro lado, ha advertido de que los registros 1 y 8 de Pamplona recogen respectivamente 0 y 4 inmatriculaciones, lo cual les resulta âaltamente sospechosoâ.

âNo creemos que haya razón alguna para que el obispado haya discriminado de esta forma tan bestia a una serie de registros. Nos tememos que se trata de comportamientos irregulares de algunos registradores de ahí que pueda aumentar todavía más el número de inmatriculacionesâ, ha trasladado.