Eguino (I-E) asegura que Pamplona "se la juega para impedir tener un Ayuntamiento de derechas, tirando a facha"

La candidata ha dicho que tienen "el aval del trabajo bien hecho en estos cuatro años, sobre todo garantizar derechos sociales e igualdad"

09.02.2020 | 07:55
Edurne Eguino.

PAMPLONA. La candidata de Izquierda-Ezkerra a la Alcaldía de Pamplona, Edurne Eguino, ha afirmado que el 26 de mayo "nos la jugamos para impedir tener un ayuntamiento de derechas, tirando a facha, que ya están prometiendo gastarse el dinero público para deshacer todo lo que se ha hecho estos cuatro años".

"Están prometiendo el despilfarro otra vez e ir hacia atrás en vez de hacia adelante", ha criticado Eguino, que ha insistido en que "necesitamos cuantos más votos mejor" para que sea Izquierda-Ezkerra la que "frene" las "amenazas de las derechas" y para "poder influir en un gobierno progresista, tirando a izquierdas".

En declaraciones a los medios, Edurne Eguino ha dicho que Izquierda-Ezkerra tiene "el aval del trabajo bien hecho en estos cuatro años, sobre todo garantizar derechos sociales e igualdad de oportunidades para las personas que peor lo están pasando".

Por su parte, Pilar Gastón, número dos en la lista de la coalición al Consistorio, ha resaltado que, en los próximos comicios, "nos jugamos elegir entre una vivienda digna que nosotros defendemos frente a los que apoyan a los fondos buitres y el exceso de alquileres". Asimismo, ha contrapuesto a quienes "luchamos contra el cambio climático" y "priorizan el transporte público" frente a quienes "priorizan el vehículo privado" y "cierran los ojos a esta evidencia y realidad".

Finalmente, Rubén Ramallo, tercero en la candidatura de I-E al Ayuntamiento de Pamplona, ha subrayado que "hay que elegir entre los que defendemos los derechos de las mujeres, la igualdad entre hombres y mujeres, y los derechos del colectivo LGTB, y quienes defienden el sistema machista imperante y nos quieren retrotraer a épocas pasadas".

Asimismo, ha destacado que el 26 de mayo hay que elegir "entre los que defendemos la demolición de los Caídos, tras más de 80 años de humillación, frente a quienes quieren seguir manteniéndolo o no se atreven a tirarlo".