El PP dice que Sánchez "claudica" al tratar a Quim Torra como jefe de Estado

Casado arremete contra el presidente y le acusa de cruzar "todas las líneas rojas de la democracia"

27.02.2020 | 02:58
Casado, durante un pleno en el Congreso.

pamplona – El PP ni siquiera esperó a que comenzará y terminará la mesa de negociación entre los gobiernos español y catalán para lanzarse en tromba contra Pedro Sánchez y tratar de ridiculizar a Quim Torra. La ofensiva contra este foro de diálogo es por tierra, mar y aire, y todos los dirigentes del partido arremetieron con dureza, desde el líder del partido, Pablo Casado, que dijo que la reunión supone el comienzo del "despiece" de España, hasta el vicesecretario de Comunicación, Pablo Montesinos, que se refirió a la reunión como una "claudicación" del presidente español ante su homólogo catalán.

Tras la reunión entre Sánchez y Torra, Génova subrayó que el Ejecutivo de coalición ha cruzado "todas las líneas rojas políticas imaginables en 40 años de democracia" al permitir que "los separatistas planteen como imposición la autodeterminación de Catalunya, el indulto a los golpistas, la fractura definitiva de la sociedad catalana y la ruptura de la integridad territorial de España".

La dirección estatal del PP considera que Sánchez "claudica" ante Torra al tratarle como jefe de Estado y anuncia que tomará "todas las medidas necesarias para defender las reglas de juego". Casado recriminó al presidente español que llame diálogo a lo que es una "humillación". A su entender, con esa reunión en Moncloa con "apariencia de cumbre de Estado" se inaugura el "despiece de la soberanía nacional, la solidaridad interterritorial y la igualdad entre españoles".

Génova cree que ese encuentro es una "cesión más de Sánchez" a los independentistas, en la que se confirma que el presidente del Gobierno "cruza todas las líneas rojas con tal de seguir en Moncloa al ir contra la Constitución y la igualdad de todos los españoles". El PP sostiene que esta mesa supone "premiar la deslealtad y marginar a más de la mitad de la población en Cataluña". El PP denunció que el Gobierno dejara que el president ofreciera una rueda de prensa en la sala de prensa principal de Moncloa, desde la que se informa del Consejo de Ministros y se producen las comparecencias con mandatarios internacionales.