El acto de derribar las estatuas irrita a la derecha, que lo utiliza de nuevo para pedir que se excluya a Bildu de la política

12.10.2020 | 20:18

El presidente de UPN y portavoz de Navarra Suma, Javier Esparza, ha condenado "con total rotundidad los intolerables ataques de la izquierda abertzale a la figura del Rey de España que han sucedido esta mañana delante de la sede del Gobierno de Navarra".

Esparza, en nombre de la coalición que integran UPN, Ciudadanos y PP, considera lo sucedido en Pamplona -donde Sortu ha colocado una estatua del Rey Felipe VI y otra de Colón y las ha derribado- como "un nuevo atentado a la convivencia protagonizado por grupos de la izquierda abertzale que actúan movidos por el odio a quienes no piensan como ellos y a todo lo que representa España".

Para Esparza, "el futuro de Navarra y el futuro de España no pueden quedar en manos de quienes promueven este tipo de actos". "Pedimos al PSN y al PSOE que se replanteen sus pactos y alianzas con EH Bildu, que hoy, una vez más, ha demostrado que lo único que busca es atacar a España y destruir la convivencia", ha afirmado.

Además, el portavoz de Navarra Suma ha calificado lo ocurrido como "una grave y flagrante agresión institucional y un acto de apología de la violencia". "La mayoría de los navarros y las navarras valoran y respetan a la monarquía, figura recogida en la Constitución y garante de la unidad de España", ha asegurado.

Esparza ha añadido que "es una minoría la que pretende imponer sus ideas a través de la violencia y la falta de respeto y eso es algo que no se puede ni se debe tolerar". "La sociedad navarra tiene derecho a que le dejen vivir en paz y a que no la sigan crispando ni inoculando odio a los más jóvenes. Esto tiene que parar de una vez y para eso tenemos que estar y actuar unidos todos aquellos que lo rechazamos", ha señalado.

También la presidenta del PP de Navarra, Ana Beltrán, ha exigido a Pedro Sánchez y María Chivite que "veten de inmediato" a EH Bildu en todo tipo de negociación después del acto.

"Mientras Bildu se dedica a humillar a nuestras instituciones, el Gobierno sigue cediendo y pactando con ellos a cualquier precio", sostiene Beltrán en un comunicado, en el que afirma que construir nuestro país es incompatible con pactar con quienes quieren destrozarlo".

Considera por ello que el Gobierno "no puede mirar hacia otro lado mientra Bildu ataca al Rey e incita al odio hacia las instituciones de nuestro país", lo que implica a su juicio que tanto el Gobierno central como el navarro "deben condenar estos actos y posicionarse junto a los españoles".

"No pueden ponerse de perfil ante estos ataques dejando de lado a la gran mayoría de navarros y españoles que nos sentimos orgullosos de nuestro país, de nuestra bandera y de nuestro Rey", concluye Beltrán.