Coronavirus en Navarra: una muerte por covid de días anteriores, y bajan las hospitalizaciones y la incidencia

La tasa de positividad cae al 2,2% con 52 casos el martes, 8 en Chantrea y 6 más en Murchante y Rochapea

10.03.2021 | 00:52
Vacunación a mayores de 80 años en Tafalla, este martes.

Navarra detectó el martes 52 nuevos casos de infección por Covid-19, uno menos que el día anterior, según los datos facilitados por el Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra (ISPLN).

La semana comienza con buenos datos, pero destacan los 8 nuevos positivos confirmados en el barrio pamplonés de Chantrea y los 6 más que acumula el brote de Murchante, hasta medio centenar ya.

La tasa de positividad cayó al 2,2%, una de las cifras más bajas registradas hasta ahora, en concreto la más baja desde el 16 de julio, tras realizar 2.295 pruebas (PCR y test de antígenos). 

La incidencia acumulada de casos en los últimos 14 días registra también el mejor dato desde finales de julio, cerca de 120, lejos aún del objetivo marcado por Salud, una media de 50.

74 pacientes permanecían ingresados por COVID-19 en los centros de la red hospitalaria de la Comunidad Foral, cinco menos que el día anterior. En la jornada de ayer se produjeron dos ingresos relacionados con el coronavirus, ninguno de ellos en la UCI. No se registraron fallecimientos por esta enfermedad, pero se notificó un deceso de días previos, un hombre de 31 años. El número total de muertes confirmadas por esta causa en Navarra es de 1.111.

No se contabilizaron casos el 9 de marzo ni en Tudela ni en Estella, Tafalla o Sangüesa, y en la capital Pamplona el total ascendió a 25, la mitad de la cifra global en la Comunidad, con otros 6 en Rochapea.

Cierre perimetral en el puente de San José

El Ministerio de Sanidad ha propuesto a las comunidades autónomas limitar el toque de queda en Semana Santa "como máximo" entre las 23.00 y las 6.00 horas, el mismo horario en el que está establecido actualmente en Navarra. De esta manera, la cartera encabezada por la ministra Carolina Darias amplía una hora respecto al borrador inicial, que planteaba iniciar el toque de queda a las 22.00 horas. Asimismo, Sanidad propondrá hoy en la Comisión Interterritorial mantener el cierre perimetral de todas ellas en Semana Santa, salvo Baleares y Canarias, y también en el puente de San José en aquellas en las que sea festivo el día 19, como es el caso de Navarra.

La idea del Ministerio es realizar actuaciones coordinadas, de obligado cumplimiento en todo el Estado, tanto en lo relativo al cierre perimetral, que "se ha asociado en diferentes etapas de la pandemia a una mejora de los indicadores", como al toque de queda. Así consta en el documento, al que tuvo acceso Efe ayer, en el que Sanidad también plantea reducir las reuniones sociales a un máximo de 4 personas en espacios públicos cerrados y a 6 en espacios públicos abiertos, salvo que se trate de convivientes. En Navarra, están limitadas a un máximo de seis personas las reuniones en el ámbito público, excepto en el caso de convivientes, y en el ámbito privado, a un máximo de seis personas de dos unidades convivenciales distintas.

El Ministerio llevará estas propuestas hoy a la reunión del Consejo Interterritorial de Salud, donde se debatirá el plan de Semana Santa del Ejecutivo –ya acordado en la Comisión de Salud Pública– y que contemplaba cierres perimetrales durante el periodo vacacional. Por otro lado, si bien el acuerdo de la Comisión y la propuesta de Sanidad establecía un toque de queda a partir de las 22.00 horas, ahora el Ejecutivo se abre a retrasarlo una hora, a las 23.00 horas y se debatirá en la Interterritorial. Sanidad quiere que todas estas medidas sean declaradas como actuaciones coordinadas en salud pública de obligado cumplimiento para todas las autonomías durante el periodo comprendido entre el 17 y el 21 de marzo en aquella en las que sea festivo el día de San José –Navarra, Euskadi Madrid, Comunidad Valenciana, Extremadura, Murcia y Galicia–, y desde el 26 de marzo al 9 de abril en el resto, para evitar desplazamientos en esas fechas.

Junto con las actuaciones coordinadas, el Ministerio sugiere una serie de recomendaciones que ya no son obligatorias, como la de no bajar el nivel de alerta en el que se encuentre la comunidad desde las dos semanas previas al inicio de la Semana Santa (es decir, desde el día 12), "aunque los indicadores sean favorables".

Brote de Murchante

La localidad ribera de Murchante acumula 50 casos activos detectados en la última semana, tras los 6 de ayer, debido a un brote detectado en el municipio y que el departamento de Salud está controlando a través del rastreo de contactos estrechos. El domingo se notificaron 7 contagios y el lunes se informó de otros 8. Debido a la existencia de estos contagios se cerró la semana pasada la mezquita, debido a que la mayoría de casos afectan a población musulmana que, como recalcó el alcalde, Luis Sancho, supone una parte relevante de la localidad que ahora está sufriendo con mayor intensidad la infección. "Antes ya habíamos tenido casos en los que estábamos mal y no fue responsabilidad de este colectivo. Por tanto, no hay ningún motivo para la alarma", afirma.

Los responsables sanitarios decidieron realizar por tal motivo un cribado entre una veintena de personas, vecinos del barrio donde estaban apareciendo casos y ahí solo se arrojaron tres positivos más. Dos aulas del colegio tuvieron que confirnarse días atrás, pero hasta el momento no ha habido mayor afección.

La localidad de Murchante ya había tenido brotes importantes en el mes de noviembre cuando incluso fue sometida a un cribado y estuvo cerrada perimetralmente.

Prórroga de las actuales restricciones

La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, deslizó ayer en una visita a Alsasua que la Comunidad Foral prorrogará las actuales restricciones contra el coronavirus, que incluyen el confinamiento perimetral, el toque de queda de 23 de la noche a 6 de la mañana, el límite de aforo de los interiores de la hostelería al 30% y el máximo de seis personas de dos ámbitos convivenciales en las reuniones en el ámbito privado, entre otras.

El Decreto Foral de la Presidenta y la Orden Foral, normas que rigen estas medidas, están en vigor hasta mañana, día 11, por lo que es necesaria la toma de decisiones respecto a aumentar su vigencia o cambiarlas, algo que se anunciará hoy en la rueda de prensa posterior a la sesión de Gobierno, donde también la consejera de Salud, Santos Induráin, valorará los datos actuales en lo referente a la situación epidemiológica, unas cifras de contagios que han aumentado un 9% en la última semana, en la que se ha notado la relajación de las medidas tomadas hace ya doce días.

"Los casos han aumentado un 9%, hay una prudencia absoluta", afirmó Chivite, que aseguró que "tenemos que ser muy prudentes para avanzar en el levantamiento de las restricciones".

Además del incremento en el número de positivos, otro añadido a la preocupación es el crecimiento de la variante proveniente de Reino Unido. "Tiene que ver mucho la cepa inglesa, que es más contagiosa y ya es prevalente en este momento en nuestra comunidad. Tenemos que ganarle tiempo al tiempo", aseguró.

Respecto a la vacunación, la presidenta recordó que ya ha empezado "la vacunación a mayores de 80 años" y avanzó que, "en el mes de mayo, si todo va según lo establecido con el calendario de vacunas vamos a avanzar mucho en el proceso de vacunación", aunque incidiendo en "proteger a todas las personas vulnerables".

Asimismo, Chivite animó a "seguir con responsabilidad y de tiempo a avanzar", aunque admitió que, tras casi un año de confinamientos y restricciones, "la fatiga pandémica nos está afectando muchísimo".

Más datos del martes

Por zonas, en Pamplona / Iruña y su comarca se registraron el 70% de los casos positivos, en el área de Tudela, el 12% y en la de Estella-Lizarra, el 6%. Los demás positivos (12%) se reparten por otras zonas de Navarra.

Respecto a las y los profesionales sanitarios del Sistema Público de Salud afectados por COVID-19, según informa el Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea, en la actualidad hay cinco positivos activos y en la última semana se han producido cuatro nuevos contagios. La plantilla está compuesta por casi 13.000 profesionales.

En cuanto a la distribución por franjas de edad de los nuevos casos registrados, los grupos mayoritarios son el de 15 a 29 años, con el 30%, y los de 45 a 59 años y de 30 a 44, con un 20% respectivamente. A continuación, se sitúa el grupo menores de 15 años, con un 18%, seguido del grupo de 60 a 75 años, con un 12%. Finalmente, no se ha registrado ningún nuevo contagio en el grupo de mayores de 75 años (0%). La edad media de los nuevos positivos se sitúa en los 34,1 años.

Con respecto al género, el 56% de los casos son mujeres y el otro 44%, hombres.

Desde la perspectiva de la ocupación hospitalaria, según informa el Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea, tras el balance de ingresos y altas, 74 personas permanecen ingresadas con y por COVID-19 (cinco menos que ayer), 16 de las cuales se encuentran en puestos UCI (mismo número que ayer) y otras siete en hospitalización domiciliaria (dos menos que ayer). Los demás, 51 pacientes, están en planta (tres menos que ayer). Todas estas personas dieron positivo en una prueba PCR, sea esta infección o no el motivo de su ingreso hospitalario, y ocupan espacios COVID-19.

La incidencia acumulada de infecciones por el virus, según los reportes diarios y una vez realizado el correspondiente ajuste mensual con los datos del Ministerio de Sanidad, se sitúa en Navarra en 51.902.





Vacunación: 1.792 dosis administradas ayer


En cuanto al proceso de vacunación, ayer se administraron 1.792 dosis, lo que eleva el número de vacunas administradas a 79.838, de las 99.265 recibidas hasta el momento. Las personas que han completado su vacunación hasta la fecha son 25.870, tras haber recibido ayer su segunda dosis 551 de ellas.

Informe epidemiológico: aumentan los nuevos casos un 7%

En el último Informe Epidemiológico del ISPLN, correspondiente a la semana del 1 al 7 de marzo, se han confirmado 428 casos por PCR o por antígeno (65 por 100.000 habitantes), con un ascenso del 7% respecto a la semana anterior en la que se detectaron 402 casos por PCR o por antígeno (61 por 100.000 habitantes) que no llega a ser estadísticamente significativo.

El 72% de estos nuevos casos eran sintomáticos, y el 74%, habían sido contactos de otros casos confirmados. El ámbito del domicilio sigue siendo el más frecuente (45%), seguido por el de los casos que desconocen el origen de la infección (25%), y el ámbito social, que incluye reuniones de familiares no convivientes (15%). La transmisión en el ámbito laboral supone el 3,3%, en el escolar el 11% de los casos. Se observa un desplazamiento de la transmisión del ámbito del domicilio al ámbito de otros.

La tendencia es desigual en función de la edad. Los diagnósticos de COVID-19 aumentan en los grupos de 15 a 34 años (31%), de 55 a 74 años (23%) y mayores de 75 años (60%). Por el contrario, los diagnósticos descienden en los menores de 14 años (-12%) y de 55 a 74 años (-11%). Aunque los cambios porcentuales parecen importantes, la variación en número de casos no es grande. El aumento en mayores requiere atención por si pudiera tener impacto en las próximas semanas en hospitalizaciones y defunciones.

En lo que se refiere a tasas, durante la semana del 1 al 7 de marzo las menores tasas se registran en mayores de 75 años (38 por 100.000), y en el grupo de 55 a 74 años (47 por 100.000). La tasa mayor se registra en el grupo de 15 a 34 años, con 100 casos por 100.000. Desciende la incidencia en el Área de Salud de Estella/Lizarra (32 por 100.000), se estabiliza en la de Pamplona (64 por 100.000) y aumenta en la de Tudela (70 por 100.000).

Aumentan los ingresos y se mantienen los fallecimientos


Entre el 1 y 7 de marzo se produjeron 31 ingresos hospitalarios por COVID-19, frente a los 20 de la semana anterior. Los cambios son de poca entidad en los ingresos en la UCI atribuibles a COVID-19, que pasaron de 6 a 5 casos, y en las defunciones por COVID-19 se han mantenido en 4 semanales.

Entre los casos confirmados desde el 28 de septiembre, el 6,5% requirió ingreso hospitalario, 7,3 por mil ingresó en la UCI y 14,4 por mil falleció a causa del COVID-19. El riesgo de hospitalización entre los casos confirmados de COVID-19 desde el 28 de septiembre es apreciable (1,7%) en menores de 5 años, desciende en niños de 5 a 14 años, y aumenta progresivamente en los siguientes grupos de edad. A partir de 65 años la proporción de ingresados alcanzó el 18,8%, y a partir de los 85 años fue del 32,2%.

Los ingresos en la UCI se han producido a partir del grupo de 25 años, y alcanzan el 4,0% en el grupo de 65 a 74 años. Los fallecimientos se produjeron en los grupos de 35 años en adelante, y entre los casos mayores de 85 años fallecieron el 23,3%.

Predominio de la variante inglesa


En el Complejo Hospitalario de Navarra se han analizado 167 muestras de los SARS-CoV-2 detectados en Navarra entre el 25 de febrero y el 3 de marzo, y se han encontrado 108 casos (65%) con el Gen S negativo, lo cual es altamente sugestivo de la variante inglesa (VOC 202012/01). Este porcentaje ha aumentado en comparación con el 59% del periodo anterior, y sugiere que esta variante es ya la predominante en Navarra. Esta variante se ha detectado en algunos brotes que han afectado a un número alto de personas.