La inflación se mantiene estable en navarra en junio

La tasa de variación anual del IPC se sitúa en el 1%, tres décimas menos que en mayo

09.02.2020 | 19:39
Vehículos del grupo Volkswagen guardados en una de las dos torres de almacenaje del centro Autodstad en Wolfsburgo.

pamplona - La tasa anual del índice de precios al consumo (IPC) disminuyó en junio en casi todas las comunidades autónomas respecto al mes de mayo, mientras que en Navarra no experimentó variaciones (0,0%).

Las aportaciones positivas más destacadas se dan en Ocio y Cultura (2,3%), Alimentación (0,9%) y Hoteles, cafés y restaurantes (0,5%), informó el Instituto de Estadística de Navarra (NaStat). Las bajadas más relevantes se dan en los grupos de Transporte (-1,2%), Vivienda (-0,9%) y Vestido y calzado (-1,3%).

Por su parte, la tasa de variación anual del IPC en junio se sitúa en el 1%, tres décimas menos que en mayo.

Las diferencias negativas más destacadas son las de Vivienda (-1,5%), que disminuye un punto y siete décimas respecto al mes anterior; y Transporte (-1,5%), que se sitúa un punto y seis décimas por debajo del mes anterior.

En el lado opuesto, las diferencias positivas más importantes se registran en Ocio y cultura (0,2%), que aumenta nueve décimas; Otros bienes y servicios (2%), que crece cuatro décimas; y Hoteles, cafés y restaurantes (2,1%), que sube tres décimas.

Los sectores de Vestido y calzado y de Enseñanza repiten la tasa anual registrada el mes anterior.

cambio de tendencia En cuanto al Estado, la caída de los precios de la energía ha contribuido a moderar la inflación en junio, que al situarse en el 0,4% anual marca la tasa más baja desde septiembre de 2016, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). El IPC profundiza así en el cambio de tendencia observado en mayo, cuando descendió siete décimas hasta el 0,8%, lejos del 1,5% de abril. El factor clave en esta evolución es la energía, ya que el precio de los productos energéticos era en junio un 2,6% más bajo que un año antes y el de los carburantes y combustibles, un 0,5% más bajo.

Como consecuencia de esto, la tasa anual del IPC del transporte se desplomó casi dos puntos en junio hasta quedar en cero, fundamentalmente por la caída del precio de los carburantes y lubricantes. El abaratamiento de la electricidad y los combustibles líquidos también lastró la inflación del grupo de vivienda, que se redujo más de un punto hasta una tasa negativa del 1,5%. - Efe