Volkswagen suspenderá la producción de sus fábricas europeas en las próximas semanas

La compañía cerrará sus plantas en Alemania dentro de 15 días, mientras que Martorell (Barcelona) y Navarra paran esta semana

17.03.2020 | 11:17
Planta de ensamblaje del Volkswagen ID.3 en Zwickau, Alemania.

MADRID. El grupo automovilístico Volkswagen suspenderá la producción de sus fábricas europeas en las próximas semanas para evitar la propagación del coronavirus, por lo que a finales de esta semana detendrá sus fábricas en España, en la planta de Seat de Martorell (Barcelona) y en Landaben (Navarra), en Portugal, en Eslovaquia y en Italia.

Así lo ha señalado el presidente del consorcio alemán, Herbert Diess, en la conferencia anual de resultados del grupo, que se ha realizado de forma telemática para evitar contagios. Diess ha añadido que la mayoría del resto de plantas en Alemania y en Europa se están preparando para paralizar su producción dentro de dos semanas.

"El objetivo principal es disminuir la propagación del coronavirus tanto como sea posible", ha indicado Diess, tras lo que ha añadido que ante el "importante deterioro" de las ventas por la pandemia y la "incertidumbre" con respecto al suministro de componentes, la decisión de la compañía es detener las plantas.

Por el contrario, Volkswagen ha asegurado que la producción en China ya se ha reanudado después de esta crisis sanitaria, a excepción de en sus factorías de Changsha y Urumqi.

"La gravedad y la duración del impacto que el coronavirus tendrá en el grupo Volkswagen es incierto. Es prácticamente imposible emitir un pronóstico fiable. Estamos haciendo pleno uso de todas las medidas para apoyar a nuestros empleados y para estabilizar nuestro negocio", ha subrayado el director financiero de Volkswagen, Frank Witter.

Por este motivo, Diess ha señalado que 2020 será un año "muy difícil", ya que la pandemia presenta desafíos financieros y operativos "desconocidos". "Al mismo tiempo, existen preocupaciones sobre los posibles impactos económicos sostenidos en el tiempo", ha indicado.

Según el directivo, la situación en China se ha estabilizado, y las ventas están creciendo otra vez en marzo, pero la crisis todavía está por llegar a Europa y al resto del mundo. A pesar de ello, Diess ha destacado los buenos resultados obtenidos por el consorcio alemán el año pasado, cuando ganó 13.346 millones de euros, un 12,8% más que en 2018.

ELECTRIFICACIÓN

En otro orden de cosas, el presidente de Volkswagen ha augurado un futuro "eléctrico" de la compañía, por lo que la empresa ya se está preparando para él, con el desarrollo de modelos híbridos y eléctricos.

"Este año será decisivo para los nuevos objetivos de dióxido de carbono (CO2) de la Unión Europea", ha indicado Diess, por lo que ha señalado que la forma "más eficiente" de cumplir la nueva normativa climática es a través de la venta de modelos eléctricos "rentables" e híbridos enchufables.

De esta manera, el consorcio trata de anticiparse al futuro durante este año y 2021, cuando tendrá 15 modelos eléctricos y 18 nuevos híbridos enchufables en el mercado. "La electrificación prevista de nuestra flota ya está en marcha", ha subrayado.

"Las ventas de vehículos electrificados han cobrado un impulso significativo en las últimas semanas. La cartera de pedidos para algunos ya se extiende más allá de mediados de este año", ha asegurado Diess, quien ha añadido que ahora Volkswagen se esfuerza por asegurar el suministro de baterías.