Arrasate: “No hay nada más bonito que el cariño de tu gente”

Entrenador El de Berriatua agradece a sus jugadores el manteo al finalizar el encuentro y asegura que están “disfrutando un montón”

09.02.2020 | 11:24
Arrasate saluda a la grada mientras la afición le canta.

Pamplona - Los jugadores de Osasuna mantearon a un Jagoba Arrasate ovacionado por la grada. El entrenador rojillo, gran artífice de esta espectacular temporada, afirmó que "no hay nada más bonito que que tu gente te quiera, así que estoy emocionado".

Jagoba Arrasate compareció en rueda de prensa tras haber cerrado la decimosexta victoria consecutiva en casa. Casi nada. El entrenador, como un rojillo más, comentó el disfrute que está teniendo con esta campaña que está realizando su equipo. "Estamos disfrutando un montón. No era un partido fácil y hay que destacar la ambición de este equipo y de esta afición. Nos ponemos con 81 puntos y por una parte no queremos que acabe esta temporada porque estamos disfrutando un montón".

Arrasate valoró el encuentro de ayer en el que los rojillos lograron otra victoria más y acercaron su título liguero. "Creo que hemos hecho un gran primer tiempo. Hemos sido el equipo de toda la liga. Luego en la segunda parte nos han dominado pero enseguida otra vez hemos acabado muy bien. Tenemos una afición que no nos deja relajarnos".

El técnico rojillo explicó el porqué decidió alinear a los habituales en vez de hacer algunos cambios. "Queríamos dar continuidad a las alineaciones que estamos haciendo últimamente. A partir de la semana que viene entrará otra gente que está preparada y que se lo merece. Igual todavía tenemos que sacar algún punto más y lo vamos a intentar en Córdoba", confirmó el técnico.

Por último, Jagoba contó cómo ha vivido todos estos días de celebraciones. "Me quedo con toda la semana. Lo del lunes fue apoteósico, lo del martes fue increíble y lo de hoy muy bonito porque queríamos celebrarlo con nuestra gente en El Sadar, donde se ha cimentado el ascenso. Pongo a la misma altura los tres días".

Y así terminó la penúltima rueda de prensa en casa de un entrenador querido por sus jugadores y por toda la masa social rojilla.