Macron denuncia el colonialismo francés como “un profundo error”

El presidente galo renuncia a la futura pensión vitalicia que cobraría al dejar el cargo

23.12.2019 | 06:15

parís - El presidente francés, Emmanuel Macron, denunció el sábado el colonialismo francés en África como un "profundo error" durante un acto en Abiyán, Costa de Marfil, acompañado por el presidente marfileño, Alassane Ouattara.

"Con demasiada frecuencia, hoy en día se percibe a Francia" como si tuviera "un aspecto de hegemonía y los oropeles del colonialismo, que fue un profundo error, una falta de la República", dijo Macron, según recoge el periódico francés Le Monde.

Macron subrayó que él pertenece a una generación que "ya no es la de la colonización". "El continente africano es un continente joven. Tres de cada cuatro personas de su país no han conocido la colonización", recordó.

"A veces, los jóvenes culpan a Francia por los problemas y dificultades que pueden haber experimentado y Francia no puede hacer nada. Lo sé, nosotros (Francia) a veces somos el objetivo obvio. Es más simple (...). Cuando es difícil, decimos 'es culpa de Francia'", añadió. Sin embargo, invitó a la "joven África" a "construir con una nueva Francia una asociación de amistad mucho más fructífera".

Ya en febrero de 2017 Macron, aún candidato presidencial, criticó el colonialismo, un "crimen de lesa humanidad". "Es un crimen. Es un crimen contra la humanidad. Es una verdadera barbarie", afirmó en una entrevista con una televisión argelina.

unos 6.220 euros al mes Macron ha decidido renunciar a la futura pensión que le correspondería como exmandatario y tampoco será miembro del Consejo Constitucional, anunció el Elíseo. El jefe del Estado, que ayer cumplió 42 años, rechaza beneficiarse de una ley de 1955 por la cual los jefes de Estado reciben de por vida al abandonar la Presidencia una dotación equivalente al salario de un consejero estatal, de unos 6.220 euros brutos al mes.

Macron hubiera tenido derecho a esa cuantía al final de su mandato en 2022, con 44 años, o en 2027, a los 49, si decide presentarse a un segundo quinquenio y resulta elegido. Esa ley no se aplicará a ningún futuro presidente de Francia y en su lugar se instaurará un nuevo sistema en el marco del futuro régimen universal de pensiones por puntos que se está negociando. - E.P./Efe