PSOE y Unidas Podemos se acusan de "tacticismo" y enfrían la posibilidad de un acuerdo de gobierno

Echenique califica de "poco responsable" la estrategia del PSOE para negociar - La ministra Montero le replica que fue el "tacticismo" lo que llevó a la formación morada a rechazar la propuesta socialista

09.02.2020 | 23:53
El secretario de Acción de Gobierno de Podemos, Pablo Echenique

MADRID. El secretario de Acción de Gobierno de Podemos, Pablo Echenique, ha calificado de poco responsable la estrategia negociadora y el "tacticismo" del PSOE en las negociaciones para la formación de un nuevo gobierno.

En respuesta a las declaraciones del secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, en las que no descartaba un acuerdo con Unidas Podemos "en el último minuto", Echenique ha dicho en la cadena Ser que le parece "una actitud poco responsable llevar una negociación al pitido final".

"Hemos estado siempre dispuestos a sentarnos a negociar un acuerdo integral de gobierno", por lo que llevar las negociaciones al último minuto "no es la mejor de las ideas", ha dicho.

En su opinión, eso puede responder a algún tipo de táctica del PSOE pero yo "creo que con las cosas de comer y con la vida de la gente, con un país entero no se deben hacer tácticas de partido".

Tras asegurar que no hay nuevos contactos con los socialistas, Echenique se ha mostrado convencido de que el PSOE está pensando en nuevas elecciones.

Concretamente, el dirigente de Podemos cree el PSOE trabaja centrándose en tres opciones: un acuerdo para que la derecha se abstenga y facilite su investidura, un gobierno en solitario "de ordeno y mando" y la repetición electoral.

"Las tres serían malas", a juicio de Echenique, quien no se plantea que Podemos tome la alternativa y llame a los socialistas para marcar cuanto antes una reunión.

"No tenemos que convertir la política en una novela para adolescentes (...) no debemos entrar en este juego de quien llama, eso no cambia nada", ha precisado.

RESPUESTA DE MONTERO La ministra de Hacienda y Función Pública en funciones, María José Montero, ha respondido a las críticas del secretario de Acción de Gobierno de Podemos, Pablo Echenique, que fue Unidas Podemos quien actuó con "tacticismo" al rechazar la "magnífica" propuesta que le hizo el PSOE el pasado julio para formar parte del futuro Gobierno de Pedro Sánchez.

"Probablemente el tacticismo que ha comentado Echenique es lo que les llevó a no aceptar la propuesta", ha declarado en una entrevista en la Cadena SER, recogida por Europa Press. En otra entrevista, el dirigente del partido morado había criticado al PSOE por retrasar las negociaciones y lo había acusado de recurrir al "tacticismo" porque lo que realmente quiere es gobernar en solitario o con Ciudadanos.

Además, Montero ha señalado que Unidas Podemos "no quiere sentarse a hablar del acuerdo programático" ahora y no quiso tampoco en julio, antes de la investidura fallida de Sánchez, en aquel momento porque quería que previamente se garantizase la presencia de Pablo Iglesias en el Ejecutivo y ahora porque condiciona el inicio de esos contactos a que se conforme un Gobierno de coalición.

"Nosotros hemos propuesto a Podemos que se siente para hablar del programa y ha dicho que solo se sienta a partir de la propuesta del Gobierno de coalición", ha afirmado la ministra, agregando que ya cometieron anteriormente el "error" de "priorizar el reparto de las carteras antes que hablar de los problemas cotidianos de la gente".

Pero "volvemos a hacer un llamamiento a que nos sentemos a hablar de los problemas de la gente", ha añadido, insistiendo en que "desde el primer día" el PSOE ha apostado por Unidas Podemos como "socio preferente". En cuanto al PP y Cs, ha dicho que simplemente piden su abstención para que la investidura no tenga que depender de los votos de los partidos independentistas.

QUIZÁ PODEMOS SE ARREPIENTE DE HABER DICHO NO

A su juicio, en Podemos quizá se arrepientan ahora de no haber aceptado la "magnífica" oferta que les hizo en su momento el PSOE para ocupar una Vicepresidencia de carácter social y tres Ministerios --Vivienda y Economía Social, Igualdad y Sanidad y Consumo--, aunque no ha querido revelar si algún representante de Unidas Podemos le ha transmitido esta opinión.

"Me parece un despropósito que se siga calificando esa propuesta como decorativa", ha manifestado, destacando la relevancia de la política sanitaria o la de vivienda e indicando que el hecho de estar en el Consejo de Ministros "significa hablar de todo, más allá de la cartera que uno dirija".

Cuando le han preguntado si el PSOE volverá a plantear aquella oferta, ha respondido que "quedó rechazada porque la rechazaron ellos".

La ministra de Hacienda ha defendido la actuación de los socialistas al recalcar que fueron moviendo su posición para facilitar el acuerdo, pero el problema fue que su interlocutor no demostraba tener "confianza" y pretendía crear "un Gobierno de Unidas Podemos dentro del Gobierno del PSOE".

CONFLUENCIAS DE UNIDAS PODEMOS

Respecto al papel que desempeñó el coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, en la anterior negociación, ha preferido no dar detalles, pero ha afirmado que "IU intervino en el último momento", justo antes de la segunda votación en la sesión de investidura en el Congreso, y "entre todos" intentaron articular una propuesta.

Montero ha descartado que el PSOE entable ahora conversaciones oficiales con las confluencias que integran Unidas Podemos y ha señalado que pretenden negociar con "la totalidad de los diputados" que conforman este grupo.

No obstante, ha agregado que "serían las confluencias o aquellos que quisieran separarse de esa posición que hasta ahora han mantenido en común los que tendrían que transmitir que están en esa disposición".

"ACTIVIDAD FRENÉTICA" DE SÁNCHEZ

Sobre las recientes declaraciones del ministro de Fomento, José Luis Ábalos, que ha dicho que "estas situaciones suelen resolverse en el último minuto", cree que su compañero no se refería a que haya que dejar la negociación para el último minuto.

Además, ha recalcado que en la anterior negociación ya se avanzó y ambas partes se intercambiaron documentos, y que ahora Sánchez se ha reunido con distintos colectivos para "recoger todas las aspiraciones" y seguirá haciéndolo a finales de febrero. Por ello, no entiende que, pese a esta "actividad frenética", algunos le critiquen por haberse ido ahora de vacaciones.

La ministra ha asegurado que el Gobierno y el PSOE están trabajando para evitar que haya que repetir las elecciones generales. Pero "no puedo descartar nada en este momento porque no tenemos las alianzas y los votos comprometidos para poder llegar a la investidura", ha añadido.

Por último, sobre su posible continuidad como titular de Hacienda, Montero ha afirmado que le gustaría terminar el trabajo que ha iniciado y sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado acordados con Unidas Podemos que finalmente no fueron aprobados. Pero, según ha explicado, aún no ha hablado de esta cuestión con el presidente del Gobierno porque ahora están centrados en posibilitar la conformación de un nuevo Ejecutivo.