Educación reajusta las rutas del bus escolar de Garralda, pero deja cabos sueltos

Las familias afectadas se concentran este miércoles a las 12.00 frente al Parlamento

09.09.2020 | 00:51
Las familias del centro escolar piden a Educación que tomen las decisiones "con sentido común". Foto: cedida

garralda – Tras días de protestas por los cambios en el transporte escolar de la escuela de Garralda, tanto el centro como el servicio de transporte recibieron ayer a las 12.40 por parte del Departamento de Educación la noticia de que se mantenía el servicio taxi para el alumnado de Abaurregaina y Garaioa. Con esta nueva medida, se evita que los alumnos de estas localidades tengan que alargar su trayecto 11 kilómetros a través de una carretera con desnivel y numerosas curvas para recoger a los alumnos de Hiriberri, tal y como recogía la última propuesta de Educación.

Al parecer, el cambio se debe a una cuestión de logística, ya que el Departamento de Educación contaba con 9 alumnos inscritos en mayo, que no cabían en el taxi traccionado de 8 plazas. "Con 9 alumnos, se decidió organizarlo de otra manera. El valle se enfadó y protestó, y el fin de semana una familia nos dice que ya no necesita transporte. Así que no hay ninguna rectificación, sino que antes había 9 alumnos y ahora hay 8; por lo que el servicio se mantiene", señalaban ayer desde Educación. Sin embargo, desde la escuela remarcan que "ya se les mandó la semana pasada la lista de alumnado actualizada" y que "nadie se ha puesto en contacto con nosotros para trabajar una propuesta con sentido común".

El servicio de taxi traccionado de 8 plazas es la solución más idónea para las familias de Abaurregaina y Garaioa, sobre todo en invierno cuando hay nieve y hielo en la carretera. Sin embargo, parece ser que el servicio de taxi sólo se ofrecerá durante este curso ya que desde el Departamento de Educación comunicaron ayer que "reajustaremos las rutas a fin de lograr la mayor efectividad de los recursos y, por lo tanto, para el curso próximo se licitará esa zona exclusivamente con microbuses". Una solución a futuro que no contenta a las familias, ya que exponen que el taxi traccionado es más seguro que un microbús y que, por su tamaño, realiza antes el trayecto.

Por otro lado, ayer a última hora de la mañana Educación envió la última actualización del resto de rutas. Por una parte, se va a mantener como el año pasado el microbús que realiza la ruta Hiriberri-Orbara-Aria-Aribe-Garralda (20, 5 kilómetros, 40 minutos). Por otra, los escolares de Orotz-Betelu, que con la última medida debían recorrer 29 kilómetros (52 minutos) cuando en realidad están a 8 kilómetros de la escuela, de momento pasarán a recoger en microbús a los niños de Orbaizeta, reduciendo en 4 kilómetros el trayecto (42 minutos). "Le han quitado algo de tiempo y algún kilómetro, pero sigue siendo un sinsentido", expuso ayer Ainhoa Mendía, directora de la escuela. Sin embargo, la medida no parece definitiva ya que según fuentes de Educación, "el Departamento está analizando distintas opciones, no hay nada cerrado".

Mientras tanto, las familias siguen en su protesta diaria. Ayer se volvieron a manifestar a las 9 h frente a la escuela y hoy van a acudir al Parlamento a las 12 h para exigir "un transporte digno para el Pirineo".


Concentración de este miércoles por la mañana
 

Carta de la Apyma de Orotz-Betelu y Olaldea y del Ayuntamiento de Orotz-Betelu

La familias de Orotz-Betelu esperábamos con mucha ilusión este curso. Llevamos muchos años llevando a nuestros hijos e hijas en nuestros coches particulares a la escuela, a Garralda. Nos ha costado muchos años que admitiesen nuestra propuesta de cambio de  mapa escolar. ¡Y este curso por fin íbamos a tener el transporte! Además, se iba a beneficiar también el alumnado de Lakabe que acude a Garralda desde hace, al menos, 18 años, pero no ha entrado en el cambio de mapa.

Teníamos razones para estar ilusionadas, el parlamento de navarra aprobó por unanimidad en Noviembre de 2018 el informe de la Ponencia de los Pirineos Orientales. En el mismo se proponía la elaboración de una Ley Foral de Territorios en Despoblación que, en un plazo no superior a seis meses a partir del inicio de la última legislatura, diera respuesta a la problemática y a las características específicas de la zona. El gobierno tomó la encomienda del parlamento con interés y ya está creada la comisión interdepartamental para trabajar el tema. Teníamos grandes expectativas ¿Cómo dará respuesta el Departamento de Educación a las peticiones que le ha hecho el parlamento y el propio Gobierno de Navarra?.
 
Cuando la semana pasada nos hicieron saber la ruta propuesta para Orotz-Betelu, nuestro primer asombro se ha convertido en rabia. Una de las principales razones para pedir el cambio en el mapa escolar era la cercanía de Garralda frente a las demás opciones. No queríamos que nuestros hijos e hijas hiciesen tantos kilómetros (hasta Aoiz) cuando tenemos la escuela a escasos 8 km de casa, o a 5 km en el caso del alumnado de Olaldea. No tiene ningún sentido meter al alumnado de Orotz-Betelu en un autobús para aproximarse  a 1 km de la escuela después de haber hecho algo más de 7 km y de repente, desviarse carretera abajo hasta Orbaizeta a casi 9 km del cruce, para volver a hacer el mismo camino y llegar unos 35 minutos más tarde a Garralda. No es lógico.
 
Bueno, sí tiene su lógica, la lógica de la optimización de recursos económicos a costa de la calidad y dignidad de los servicios. ¿No sería mejor señal de apuesta por el desarrollo rural la optimización de recursos humanos futuros ya existentes en el ámbito rural? Es decir, apostar por los niños y niñas que viven aquí. Porque señor Consejero, sin niños no hay repoblación y sin servicios de calidad no hay niños en el medio rural. 
 
¿Cuántas familias van a  querer vivir en estos pueblos cuando los servicios esenciales se prestan con la mirada puesta en el coste económico y a costa de exponer a los menores a rutas innecesariamente largas por carreteras de montaña? 
 
No somos los únicos decepcionados con las propuestas de transporte del Departamento de Educación para este curso. Las familias de Garaioa y Abaurregaina conocieron el mismo día que nosotros la propuesta de ruta para sus hijos e hijas. 
 
No es la primera vez que intentan alargar el trayecto incluyendo a Hiriberri/Villanueva en la ruta. Hasta ahora se ha impuesto la cordura y el conocimiento de los tramos que se proponen. Basta hablar con cualquiera que recorra estas carreteras a diario para darse cuenta de lo que se está proponiendo. Y si no, le invitamos a que venga a conocerlo de primera mano. 
 
Pero parece que en el departamento de educación las decisiones se toman sin consultar con los afectados, o con los que pueden aportar un poco de conocimiento de la zona. Hemos intentado, desde que conocimos las propuestas, hablar, razonar, conocer y proponer argumentos con los responsables del servicio de transporte, pero no ha sido nada fácil. 
 
Estamos hartos y hartas de que unos técnicos en un despacho tomen decisiones que nos perjudican de semejante manera, con unos criterios economicistas y sin consultar con nadie más que con google maps o con la guía michelin.
 
¿Tenemos que esperar a que ocurra una desgracia para que cambien su visión del transporte escolar en el Pirineo? ¿No se han comprometido ya a discriminar positivamente a esta zona para su correcto desarrollo? 
 
La solución es sencilla: dar el mejor servicio a los habitantes del entorno rural, que se sientan apoyados y no menospreciados por la administración, que sientan que son navarros y navarras de primera. Quizá sea la mejor inversión en desarrollo rural que se puede plantear. 

Les pedimos que asuman que para revertir la despoblación no bastan solo palabras y declaraciones oficiales, el compromiso debe ser firme y en forma de recursos directos.