Nuevas ayudas en Navarra para la rehabilitación de viviendas y edificios

El Gobierno de Navarra anuncia tres nuevas líneas, una de ellas con hasta 12.000 euros por vivienda para actuaciones de mejora de eficiencia energética

28.03.2022 | 09:56
Edificio de viviendas rehabilitadas del barrio de Lezkairu.

El Gobierno de Navarra ha activado ya tres nuevas convocatorias extraordinarias de ayudas a la rehabilitación energética de viviendas y edificios con cargo a los programas financiados por los fondos de recuperación europea Next Generation. Las solicitudes para dos de estas convocatorias –viviendas y elaboración del Libro de Edificio Existente- se pueden tramitar desde hoy, tras su publicación en el Boletín Oficial de Navarra (BON), y la tercera –para edificios- se podrá hacer a partir de este próximo jueves.

La primera de las convocatorias, publicada hoy en el BON, para viviendas individuales, dirigida a administraciones públicas o personas físicas, sean propietarias o arrendatarias y sin requisito alguno de renta o ingresos máximos, subvenciona actuaciones que logren una reducción del consumo de energía primaria no renovable de al menos un 30% o bien una disminución de la demanda de calefacción o refrigeración de al menos un 7%.

El coste mínimo de las obras que se acometan en esta línea de ayudas –entre otras actuaciones, por ejemplo, cambio de ventanas- será de 1.000 euros (IVA incluido) y se subvencionará un 40% del coste, con un máximo de 3.000 euros por vivienda. Estas podrán tener cualquier antigüedad o tipología –unifamiliar o colectiva-. Las solicitud se deberá realizar en un plazo máximo de tres meses desde la finalización de las actuaciones, teniendo en cuenta que en todo caso la ejecución de las actuaciones tendrá que estar finalizada antes del 30 de junio de 2026.

La segunda convocatoria de ayudas, tiene como objeto la elaboración del Libro de Edificio Existente (LEE), un instrumento que sustituye al actual Informe de Evaluación de Edifico (IEE) y que será obligatorio para todos los inmuebles de residencia colectiva a partir de 2023.

El LEE tiene como finalidad que las comunidades vecinales sean capaces de conocer e interpretar cuál es el estado integral de su edificio, así como el margen de mejora y las actuaciones a llevar a cabo para conseguir dicha mejora. De este modo, se debería fomentar la demanda de una rehabilitación integral y de alta calidad en los edificios que, junto a la mejora de la accesibilidad, seguridad de utilización, confort, habitabilidad o digitalización de los edificios, entre otros, incluya también la mejora de la eficiencia energética y, en su caso, la incorporación de fuentes de energía renovables.

La cuantía máxima de la subvención será de 3.500 euros en el caso de edificios de más de 20 viviendas y de 1.900 euros si son menos. Si no se dispone de un IEE, las ayudas podrán ascender hasta un 50%.

Eficiencia energética en vivienda colectiva y amianto

Una tercera convocatoria –que se publicará en el BON este jueves- estará destinada a edificios de uso residencial. Financiará entre 10.000 y 12.000 euros por vivienda en una intervención global para todo el edificio –la antigüedad mínima requerida para el inmueble se reduce de los 25 años de las ayudas ordinarias a los 20 años- en actuaciones de mejora de la eficiencia energética o la envolvente térmica y tiene como destinatarios comunidades vecinales, personas físicas o jurídicas o administraciones públicas.

Para municipios de hasta 5.000 habitantes y los municipios no urbanos de hasta 20.000 habitantes en los que todas sus entidades singulares de población sean de hasta 5.000 habitantes se otorgarán subvenciones con importes máximos de 11.600 euros y 16.000 euros, en función del ahorro energético conseguido.

Además, en aquellos casos en los que haya que proceder a la retirada de elementos con amianto, podrá incrementarse la cuantía máxima de la ayuda en la cantidad correspondiente a los costes debidos a la retirada, la manipulación, el transporte y la gestión de los residuos de amianto mediante empresas legalmente autorizadas, hasta un máximo de 1.000 euros por vivienda o 12.000 euros por edificio objeto de rehabilitación.

Por otro lado, se concederá una ayuda a las personas físicas propietarias o usufructuarias de la vivienda afectada, que se encuentren en situación de vulnerabilidad económica, con un importe que, en función de la renta familiar, no podrá superar los 6.000 euros por vivienda o 3.000 euros.

Contando estas tres convocatorias, el Departamento de Ordenación del Territorio, Vivienda, Paisaje y Proyectos Estratégicos activará, en conjunto, un total de 5 programas de ayudas extraordinarias Next Generation, que vienen a complementar y reforzar las subvenciones ordinarias en intervenciones de rehabilitación protegida de viviendas y edificios que el Ejecutivo foral concede con carácter permanente, llegando a superar durante el pasado año los 28 millones de euros concedidos.

Recuperación de ciudades y barrios

El Gobierno de Navarra pretende que estas convocatorias extraordinarias refuercen su estrategia de rehabilitación y regeneración urbana con los objetivos de favorecer la recuperación de ciudades, pueblos y barrios, contribuir a la descarbonización o transición ecológica del parque residencial o mejorar la cohesión social en entornos urbanos.

Concretamente, se trata de los cinco programas destinados a rehabilitación en el medio rural, viviendas individuales, ayudas para la elaboración del Libro del Edificio Existente (LEE), edificios por comunidades y barrios, respectivamente.

noticias de noticiasdenavarra