elecciones del 28 de abril

Rivera promete imponer el español como lengua vehicular en las escuelas

El presidente de C’s acusa a PP y PSOE de haberse plegado a los nacionalistas

08.02.2020 | 20:21
GRAF6138. MADRID, 12/02/2019.- El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, interviene en el debate de totalidad de los presupuestos este martes en el pleno del Congreso. EFE/Kiko Huesca

Bilbao - Albert Rivera se comprometió ayer ante todos los diputados de Ciudadanos a que, si la próxima legislatura es el presidente del Gobierno, "el español será lengua vehicular en todas las escuelas públicas y concertadas de España". Rivera presidió la penúltima reunión del Grupo Parlamentario de Ciudadanos antes de la disolución de las Cortes de cara a las elecciones generales previstas para el 28 de abril.

El presidente de la formación naranja aseguró que él no hará "como Rajoy", que "pedía perdón porque en Catalunya no había escuelas públicas donde se enseñe en español". En su argumentación, culpó alternativamente al PP y al PSOE de haber permitido que la inmersión lingüística arrincone la enseñanza en castellano en las comunidades bilingües. Así, Ciudadanos entiende que en este terreno puede poner tanto en evidencia al PSOE como al PP, formación de la que recuerda siempre el Pacto del Majestic que en 1996 suscribieron Jordi Pujol y José María Aznar. "Yo no voy a pedir perdón como hacía Rajoy porque en Cataluña no hay escuelas públicas donde se enseñe en español. Los ciudadanos no se merecen un gobierno que no tenga el coraje de defender el español en todo el territorio", declaró.

Según señaló Rivera ante los suyos, Ciudadanos tiene "la trayectoria y la autoridad moral" para defender esta medida porque desde el nacimiento de su partido en Catalunya ha apostado por acabar con "ese modelo de exclusión", muchas veces en solitario y otras veces también en contraposición a la postura mantenida por el PSOE y el PP. "Los españoles no se merecen un Gobierno que no tenga el coraje de defender el uso del español en todo el territorio", aseguró Rivera.

Hace un año, en febrero de 2018, con Mariano Rajoy instalado en La Moncloa, Albert Rivera ya advirtió de que Ciudadanos se desmarcaría del Pacto por la Educación que los grupos parlamentarios estaban ultimando en el Congreso, si no se garantizaba que el castellano sería lengua vehicular en las escuelas junto a las lenguas cooficiales. Al final, este Pacto por la Educación no salió adelante porque PSOE y Podemos se desvincularon del mismo.

echar a sÁNCHEZ En la reunión del grupo parlamentario de C's, Rivera defendió la decisión de la Ejecutiva de su partido de negarse a pactar con el presidente del Gobierno español y líder del PSOE, Pedro Sánchez, tras las elecciones generales del 28 de abril, afirmando que en la próxima legislatura Sánchez pretende "reeditar el acuerdo con los golpistas", en alusión a los partidos independentistas catalanes.

El presidente de Ciudadanos señaló que el objetivo es evitar "otro Gobierno Frankenstein". "Sánchez, si puede, lo resucitará, ya que está dispuesto a reeditar un acuerdo con los golpistas, los que han intentado romper nuestro país y han dividido a la sociedad catalana", advirtió. Según Rivera, esto es lo que hace que "cada vez más españoles estén convencidos de que Sánchez es parte del problema", porque lo ven como "el aliado" de "los que quieren liquidar España". "Por tanto, hay que echar a Sánchez para que España tenga un Gobierno, un presidente y una mayoría que defiendan la Constitución y la igualdad entre españoles", subrayó, asegurando que "cada voto a Ciudadanos va a ser un voto para que Sánchez se vaya a la oposición".

Distancias con el pp Asimismo, el máximo dirigente de la formación naranja marcó distancias con el PP, al destacar que "no es lo mismo ser liberal que conservador y no es lo mismo estar limpio de corrupción que tener casos de corrupción".

Tras expresar su convencimiento de que Ciudadanos va a gobernar España, Rivera aseguró que cuando eso ocurra, "los golpistas [en alusión sobre todo a los soberanistas catalanes] nunca más van a mandar sobre el resto de los españoles" ni se les va a permitir "mofarse" de ellos. "A los españoles se les respeta; y si soy presidente del Gobierno, los nacionalistas tienen que saber que no van a poder hacer lo que han hecho estos 40 años con el PP y el PSOE", que es "seguir chantajeando electoral o aritméticamente al pueblo español, porque vamos a tejer alianzas entre los que defendemos España", recalcó el presidente de Ciudadanos. - DEIA