durante los últimos 15 años

El agua potable robada en Cadreita asciende a unos 5 millones de euros

La documentación que investiga la Guardia Civil indica que la trama se remontaría a 2004

09.02.2020 | 08:06
Entrada a la localidad de Cadreita.

La documentación que investiga la Guardia Civil indica que la trama se remontaría a 2004

PAMPLONA - El valor del agua de abastecimiento público que habría sido robada en Cadreita durante los últimos 15 años ascendería a unos 5 millones de euros. Es la valoración realizada por el Ayuntamiento de la localidad que obra en las diligencias abiertas en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5 de Tudela, que prosigue con la investigación de la supuesta trama que estaría detrás de la apropiación de unos 150.000 metros cúbicos de agua anuales (150 millones de litros) que se estarían usando en una finca cercana al pueblo para el riego de cultivos mediante una red de tuberías subterráneas ilegales.

Los hechos que fueron denunciados el verano pasado por el Consistorio se podrían remontar al año 2004, según la documentación que obra en poder de la Guardia Civil, que se encarga de las indagaciones. Es a partir de ese año cuando, según los registros municipales, se comienza a constatar que Cadreita cuenta con una importante cantidad de agua de abastecimiento público para consumo humano que no tiene destino registrado y, por tanto, queda sin ser pagada.

Sin embargo, fue a partir de 2011, con un cambio de gobierno en el Ayuntamiento, cuando se iniciaron los trabajos para poner al día todas las lecturas de contadores que hasta la fecha eran estimaciones. Asimismo, se implantó un programa de informático de gestión en el Ayuntamiento para registrar los consumos reales y los recibos. Paralelamente se colocaron contadores en todas las dependencias municipales (piscinas, parques, jardines, campos de fútbol, edificios municipales, etc).

Después de otras actuaciones complementarias, incluido un plan de detección de fugas, el Ayuntamiento comprobó que el desfase entre el agua comprada y el agua cobrada seguía siendo superior al 50%, de modo que tras diversas pruebas técnicas se concluyó que la pérdida de agua solo podía deberse a una sustracción, por lo que se denunciaron los hechos ante la Guardia Civil.

Las pesquisas llevadas a cabo hasta la fecha por el Seprona (Servicio de Protección de la Naturaleza) indican la existencia de una supuesta organización criminal que estaría desviando intencionadamente el agua de consumo humano del municipio de Cadreita y la estarían utilizando para conseguir un gran ahorro económico en la producción de sus cultivos, que además gozarían de un agua de riego de gran calidad. El perjuicio total para la localidad rondaría los 5 millones de euros, según las estimaciones aportada por el propio Ayuntamiento al juzgado.

VARIOS INVESTIGADOS Las investigaciones consideran que el grupo investigado, que estaría formado por los propietarios de la finca que estaría beneficiándose de la desviación de abastecimiento público, así como por un directivo de las empresas que tienen arrendados los terrenos para su explotación, dispone de medios suficientes para la comisión del ilícito penal investigado, como tuberías construidas para la captación del agua de abastecimiento público que carecerían de la licencia correspondiente.

En este sentido, los investigadores de la Guardia Civil identifican como implicados, además de a los dueños de la finca y a uno de los directivos de las empresas investigadas, a un agricultor y a trabajadores del Ayuntamiento que serían sospechosos de ser conocedores de la construcción de las tuberías usadas para realizar el desvío del agua.