A prisión tres jóvenes por agredir sexualmente a una niña en Bilbao

La víctima, de 13 años, salió con sus amigos a celebrar el carnaval y fue agredida al quedarse sola

29.02.2020 | 01:44
Concentración en Pamplona contra la violencia machista.

bilbao – Tres jóvenes han sido arrestados y han ingresado en prisión tras declarar ante la autoridad judicial acusados por el intento de agresión sexual a una menor el pasado sábado en la zona de Iturribide-Fika. El alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, lamentó ayer lo sucedido y se quejó de que "personas con un historial delictivo no pueden estar campando a sus anchas por nuestras calles".

Tras ser puestos a disposición judicial, el juez de guardia decretó el ingreso en la prisión de Basauri de los tres varones de entre 18 y 21 años.

Los hechos se produjeron, según la investigación, el pasado sábado cuando la niña habría salido con sus amigos a celebrar el carnaval. La niña debió quedarse sola, por causas que no se conocen, y fue el momento en el que debió ser agredida por los tres jóvenes. Fue una mujer la que la encontró a la seis de la mañana aturdida y llamó a emergencia solicitando ayuda.

Tras recibir la denuncia de la víctima, los agentes encargados de la investigación lograron identificar a las personas implicadas en los hechos y durante la jornada del jueves se procedió a su detención. Los tres varones, jóvenes también, cuentan con numeroso antecedentes policiales, principalmente por delitos contra el patrimonio, según ha trascendido de la investigación.

El alcalde de Bilbao trasladó ayer "a esta niña de 13 años y a su familia nuestra solidaridad" y en segundo lugar señaló la necesidad de "investigar para que los presuntos culpables pasen a disposición judicial como se ha hecho". El alcalde alabó en este sentido la coordinación policial y pidió que "todo el peso de las leyes caigan sobre estos presuntos delincuentes". Aburto les calificó de "personas deleznables, los que cometen hechos de esta naturaleza".

Respecto a los antecedentes de los agresores, el alcalde no quiso desvelar detalles de la investigación, sin embargo, dijo que "una reflexión que hay que volver a hacer es que personas con un historial delictivo no pueden estar campando a sus anchas por nuestras calles".

Respecto a la necesidad de revisar los puntos negros de la ciudad entre los que s encuentra precisamente Solokoetxe, explicó que "los puntos negros en las ciudades tienen que ver con los recovecos, el urbanismo y también con la iluminación y estamos trabajando con diferentes áreas para evitar estos puntos. El Solokoetxe y otros que se encuentran en el mapa de puntos peligrosos".

Por su parte la concejala de Igualdad, Nekane Alonso, reconoció que "el hecho de que se trata de una menor impacta mucho más. Nos dice que debemos seguir trabajando en prevención y en valores".

Añadió que "desde el Área de Igualdad, en la parte de violencia de género, vamos a ponernos en contacto con la familia y les vamos a ofrecer toda la ayuda que esté en nuestras manos". Se refería, en este caso, al tratarse de una menor de atención sicológica "y todo lo que necesiten". Alonso dijo que "estamos intentando ponernos en contacto con la familia".

La concejala de Igualdad lamentó lo ocurrido en unos momentos en los que existe una gran concienciación por parte de la sociedad. Según los datos que han trascendido de la investigación no hay indicios de penetración, ni violación, "pero sigue siendo una agresión en toda regla", dijo rotunda Alonso que insistió en "la necesidad de seguir trabajando en educación y en valores y dejando claro a los chicos que hay que respetar a las mujeres y a las niñas. Y que tengan siempre claro que un no es un no y un sí es un si".

condena e indignación Todos los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento de Bilbao firmaron ayer una declaración en la que expresaron su "máxima condena y su más profunda indignación por la agresión machista, delito que supone un atentado a la integridad física y moral y, en consecuencia, una grave e intolerable vulneración de todos los derechos humanos".

El Consistorio mostró su "rechazo e incomprensión" por estos hechos y transmite su "más sincero apoyo a la mujer, así como a su entorno cercano". Asimismo, recordaba a los bilbaínos que "agresiones sexuales y sexistas como ésta son un reflejo más de la violencia machista que se produce en la sociedad y en la vida cotidiana, tanto en el ámbito privado como en el público". En este sentido, rechazaba cualquier tipo de conducta no respetuosa hacia las mujeres, "desde los gestos y actitudes sexistas hasta las agresiones más extremas". Por ello, el Ayuntamiento de Bilbao, en su compromiso por conseguir una sociedad bilbaína "justa e igualitaria", instaba a toda la ciudadanía a "no ser cómplice de ningún tipo de agresión sexista y, por tanto, a mantener una actitud de tolerancia e impunidad cero".