ALERTA SANITARIA

127 casos de violencia de género han denunciado durante el confinamiento

La oficina de atención a víctimas alerta de que es posible mucha más casuística de violencia que esté soterrada

08.05.2020 | 01:31
Manifestación en el Día Internacional de la Violencia contra la Mujer en noviembre pasado. Foto: Javier Bergasa

PAMPLONa – El vicepresidente del Gobierno de Navarra, Javier Remírez, manifestó ayer que desde el Ejecutivo se ha prestado "la mejor cobertura" a las víctimas de violencia de género durante el confinamiento y se han puesto en marcha "todas las medidas posibles". En respuesta a una pregunta formulada en el pleno del Parlamento por Ramón Alzórriz (PSN), cifró en 127 las denuncias interpuestas por violencia de género desde que se declarara el estado de alarma, para lo que han trabajado, aseguró, "en coordinación con las fuerzas de seguridad para garantizar un seguimiento de los casos".

La oficina de atención a víctimas del delito, que dirige Izaskun Gartzaron, ya informó ayer que, pese a estos números a la baja en porcentaje de denuncias, es posible que se esté produciendo un soterramiento de las denuncias tanto de violencia de género como las de violencia intrafamiliar, por lo que indicó que cuando se produzca la desescalada es previsible un aluvión de casos.

Remírez destacó que el centro de emergencias para víctimas haya podido duplicar el número de plazas disponibles, un centro gestionado por la Fundación Xilema, "y que cuenta con un equipo de profesionales durante las 24 horas". Desde su apertura, el pasado 6 de abril, se ha atendido a 19 mujeres y a 26 de sus hijos e hijas, apuntó. Remírez indicó que "desde el inicio se valoró como prioridad" transmitir que los equipos de atención integral a las víctimas de violencia de género y los recursos de acogida "iban a estar abiertos y a disposición en caso de necesidad".

UNA SITUACIÓN TERRIBLE Alzórriz recordó al formular la interpelación que la situación de los cientos de mujeres víctimas de violencia de género ha sido "una de las preocupaciones durante el confinamiento. Si denunciar en condiciones normales es complicado, en esta situación se complica más. Las llamadas al 016 han aumentado casi un 50% en relación con el mismo periodo de 2019. El confinamiento encubre una situación terrible: el silencio de las mujeres al encontrarse con sus agresosres en cuatro paredes. Se han reforzado seguimientos telemáticos y Navarra va a poder optar a los fondos extraordinarios disponibles a través de los pactos con el Estado contra la violencia de género, que suman 100 millones de euros en todo el Estado".