Los dos nuevos radares de la N-121-A, verificados y en breve empezarán a multar

Tráfico está a la espera de recibir la certificación para activar los cinemómetros en Arraitz y Bera

01.02.2021 | 19:58
Dos vehículos circulan junto al radar instalado en la entrada norte a Ventas de Arraitz.

Los dos nuevos radares instalados por la Dirección General de Tráfico (DGT) en la carretera N-121-A (Pamplona-Behobia) a la altura de Ventas de Arraitz y Bera fueron sometidos a verificación metrológica la semana pasada, por lo que su activación está pendiente únicamente del certificado correspondiente. Fuentes de la Jefatura Provincial de Tráfico indican que la previsión es que los dos cinemómetros empiecen a denunciar los excesos de velocidad en breve.

Uno de los dos nuevos radares se ha instalado en la entrada norte de Ventas de Arraitz, a la altura del kilómetro 25,700 en sentido Pamplona, con una limitación de 50 kilómetros/hora, mientras que el otro radar se ubica en el punto kilométrico 60,200 en sentido Behobia, a la altura del término municipal de Bera. Este aparato estará situado entre el viaducto de Etxalar y el túnel de Amixelaieta, en un tramo que se encuentra limitado a 80 kilómetros/hora.

La verificación metrológica de los dos radares, es decir, la comprobación técnica de que los dos aparatos funcionan correctamente, se llevó a cabo el pasado miércoles 27 de enero y ahora la DGT se encuentra a la espera de que el Centro Español de Metrología (CEM) emita los correspondientes certificados. Una vez se reciban, Tráfico activará los dos nuevos cinemómetros que, al igual que el resto de radares existentes en Navarra, estarán conectados al Centro de Tratamiento de Denuncias Automatizadas situado en la provincia de León.

Siete radares en vías interurbanas


Estos dos nuevos radares fijos se suman a los cinco que Tráfico ya tiene en varias vías interurbanas de Navarra. El primero de ellos fue instalado en 2009 en la Autovía de Leitzaran (A-15), en el punto kilométrico 127,6, en sentido Pamplona, a la altura de Lekunberri, y lo largo del año 2011 se instalaron otros tres radares que se encuentran operativos en la Comunidad Foral: el ubicado en la Autovía del Norte (A-1), en el punto kilométrico 401,5 en sentido norte, a la altura de Alsasua; el situado en el punto kilométrico 91,3 de la carretera N-113, en sentido Pamplona, cerca de Cintruénigo; y el localizado en la N-121-A entre el túnel de Belate y el túnel de Almandoz, concretamente en el punto kilométrico 32,5 en sentido Behobia. En octubre de 2014 se activó otro radar en la Autopista Vasco-Aragonesa (AP-68), a la altura de Murchante, en el punto kilométrico 218,2 en sentido Zaragoza.