Sánchez pide a iglesias que desista de la coalición por su desastre electoral

Garzón discrepa del líder de Podemos y no ve necesario entrar en el Gobierno
El presidente pide desde Bruselas a Cs que reconsidere su veto al PSOE y lo traslade a Vox

09.02.2020 | 12:06
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a su llegada a la sede del Consejo Europeo en Bruselas para la cumbre informal sobre el reparto institucional.

los apuntes

Los barones del PP más moderados no quieren a Álvarez de Toledo como portavoz. El nombre de Cayetana Álvarez de Toledo como posible delegada de Pablo Casado en el Congreso inquieta a los barones autonómicos que se consideran "de centro" y tampoco cae bien entre destacados miembros del Grupo Popular. Consideran que sería una portavoz dura y brillante, pero que no reúne las cualidades necesarias para "hacer equipo" ni para negociar con los demás partidos en una legislatura en la que el PP tendrá que hablar "con todo el mundo". Casado retrasa nombramientos hasta ver cómo quedan los pactos autonómicos.

Dimite un coordinador de Vox por promocionar el uso de burundanga con mujeres. El coordinador de Vox en Moguer (Huelva), Luis Mántaras, ha dimitido después de que el sábado circulara en WhatsApp un "videotutorial" protagonizado por él sobre el uso de burundanga, droga que anula la voluntad. En el vídeo, explica que se trata de "un tutorial" sobre dicha droga "eso que coloca a las tías; se la das y las vuelve to locas y... pasan cosas que... No sé, La Manada y no sé cuantos".

Un voto para Abascal en su municipio. Vox solo logró un voto en el municipio cántabro del

que desciende el líder del partido, Santiago Abascal.

pamplona - Las elecciones del domingo han supuesto un punto de inflexión para Pedro Sánchez. El presidente del Gobierno en funciones ha pedido a Unidas Podemos que desista del Gobierno de coalición. El líder socialistas recordó ayer que el PSOE se presentó a las elecciones porque quería "confirmar un Gobierno liderado por el Partido Socialista abierto y progresista" incorporando al Gobierno independientes de reconocido prestigio. "Esa es la línea que vamos a seguir trabajando después del 26 de mayo, con más convicción porque los ciudadanos han validado esa perspectiva", zanjó Sánchez.

El presidente instó a "todos" los partidos políticos a "reconsiderar sus estrategias" tras las elecciones del 26 de mayo. Sánchez: Primero lanzó un mensaje directo al líder de Ciudadanos, Albert Rivera, para que se vuelva a acercar al PSOE y pacte con ellos varios Ejecutivos autónomos. "Los ciudadanos han hablado ya cuatro veces y han dicho que quieren que el PSOE lidere sus Gobiernos", dijo para recordar que los socialistas han ganado cuatro comicios diferentes en un mes. "Por tanto, hay que quitar el cordón sanitario al PSOE. Todas las formaciones tienen que reconsiderar sus estrategias. No podemos descansar en formaciones antieuropeístas instituciones tan importantes como un Ayuntamiento o una comunidad autónoma".

Y después, llegó el mensaje, más suave -tiene que negociar con él una investidura- pero también muy claro para Iglesias, al que pidió que "reconsidere su estrategia" de reclamar una coalición después del resultado del domingo, pésimo para Podemos. El presidente del Gobierno quiso aclarar si aceptaría la entrada de Podemos en un Gobierno del PSOE, y aunque no descartó de forma rotunda la coalición o la entrada del propio Iglesias en el Gobierno ante una pregunta concreta a su llegada a la cumbre de Bruselas, su respuesta ha alejado muchísimo esa posibilidad.

Sánchez insistió en que "lo importante es la estabilidad" y confió en que en "las próximas semanas, los partidos reconsideren sus estrategias y piensen en el bienestar de los ciudadanos y la estabilidad institucional".

El líder socialista aprovechó su nuevo papel en Bruselas, como hombre fuerte de los socialistas europeos y triunfador de las últimas elecciones, para meter presión también a Rivera con la idea de que nadie en Europa entiende que un liberal se apoye en la extrema derecha de Vox para gobernar en comunidades y ayuntamientos. Al ser preguntado si el presidente francés, Emmanuel Macron, le expresó malestar por la actitud de Ciudadanos de no cerrarse a pactar con la extrema derecha, Sánchez dejó claro que "lo que no se entiende en Europa es que un partido que se autodefine como liberal se apoye en la ultraderecha para conformar gobiernos, ni en Andalucía ni en otros lugares" y criticó la "contradicción muy importante" del líder de Cs, Albert Rivera, por ello.

José Luis Ábalos, que dirigirá el comité negociador del PSOE, también reiteró que la posición del partido sigue siendo la misma que antes y después de las generales del 28 de abril, es decir, que los socialistas están dispuestos a dialogar con todos, pero que su gobierno será "de orientación socialista, abierto a independientes y progresistas comprometidos con el cambio social y los nuevos tiempos y sensibilidades, pero un gobierno socialista". No obstante, no quiso descartar que Pablo Iglesias pueda convertirse en ministro de Sánchez, con el argumento de que "le corresponde al presidente del Gobierno" tomar esa decisión.

oposición "Los resultados de las Elecciones Generales siguen siendo los mismos. Los españoles no pensaban en el Gobierno cuando han votado este domingo. Pensaban en alcaldes, eurodiputados...", puntualizaron desde Podemos como respuesta al presidente del Gobierno. El partido morado insiste en pedir un Gobierno de coalición a los socialistas. Su posición inicial desde el pasado 28-A no ha cambiado y aseguran que tampoco cambiará en los próximos días. De hecho, valoran estar como oposición si no consiguen llegar a un acuerdo con Pedro Sánchez.

Los malos resultados del 26-M deja a Unidas Podemos en una posición de debilidad a la hora de negociar el futuro Ejecutivo. Pablo Iglesias lo reconoció este lunes: "Somos conscientes de la fuerza que tenemos, y a la hora de negociar el gobierno no vamos a poder pedir muchos elementos que nos gustaría". Pero insistió en que él no pedirá nada que no "le corresponda" a una formación que tiene 3,7 millones de votos en las generales. De hecho, tras el fracaso del domingo, entrar en el Gobierno se ha convertido en un elemento aún más importante para Podemos, que ve en esa posición estratégica la única tabla de salvación en su momento más difícil desde su fundación.

Alberto Garzón, sin embargo, sí contempla llegar a un acuerdo programático con el PSOE sin entrar en el Gobierno. "Estamos abiertos a cualquier opción. Es posible que acabemos en un gobierno con el PSOE, es posible otra fórmula y es posible que el PSOE pacte con Ciudadanos", indicó el líder de IU. La organización quiere primar su programa antes que el reparto de carteras y destaca que lo primero que se tiene que negociar es el acuerdo para decidir "si entrar en el Gobierno es bueno o es malo".

El dirigente de IU tiene dudas sobre las intenciones del PSOE ya que todavía no ha comenzado ninguna negociación y cree que se está abriendo la puerta a un pacto con Ciudadanos: "Hemos escuchado a Ábalos hablar en términos distintos", dijo en este sentido. - D.N.

El Post-it

Silencio. Pablo Rivera coincidió por Pedro Sánchez en Bruselas, donde estaba reunido con los primeros ministros liberales, mientras Pablo Casado también viajó a la capital belga para verse con los conservadores. El líder de Cs no quiso contestar a preguntas de la prensa para evitar hablar de Vox, pero fuentes de su grupo señalaron que nadie le ha reprochado en Bruselas que pueda utilizar sus votos. En el entorno de Rivera descartan la idea de que Vox pueda entrar en los gobiernos con consejerías o concejalías. El modelo es Andalucía, donde no entró, y ahora incluso tiene menos peso por su caída electoral, señalaron.