Controlados y vigilados en cada movimiento

Los avances tecnológicos permiten seleccionar, filtrar e identificar objetos, personas y vehículos en segundos

10.02.2020 | 04:36
Los asistentes al acto de ayer escuchando la intervención del alcalde peraltés.

Qué color de chaqueta llevamos, qué clase de mochila, si usamos gafas o no, si vestimos con un chándal o con un vaquero, a qué velocidad vamos en el coche e incluso cuántas personas han entrado en un recinto en un determinado momento son datos que se pueden filtrar y conocer en apenas unos segundos a través de las cámaras de vigilancia y los últimos software del mercado. Aunque a algunos les pueda parecer que es una forma de estar vigilados, lo cierto es que el objetivo de esta tecnología es el de mejorar la seguridad y ayudar a los efectivos de policía y a los sanitarios en su día a día.

Peralta ejerció ayer como anfitriona de la presentación, a través de seis empresas punteras, de lo último del mercado en cámaras de vídeovigilancia y software. De la mano de la firma navarra Navatres, la casa de cultura acogió un acto por la mañana en el que estuvieron presentes más de un centenar de personas vinculadas a este mundo tecnológico, representantes políticos de la zona como Falces y Funes, y de poblaciones de la Comunidad Autónoma Vasca, así como miembros de SOS Navarra, Policía Foral, Guardia Civil, Guardia Civil de Tráfico, Policía Nacional y agentes municipales, entre otros.

las ponencias En primer lugar, el gerente de Navatres, Luis Carmona, fue el encargado de romper el hielo al hablar de la última tecnología en cámaras con 'Avigilon'. Con ejemplos sobre la Estafeta de Pamplona, los allí presentes pudieron comprobar la calidad y la nitidez con la que se puede identificar y ver a las personas, los carteles o los objetos a una distancia de más de 200 metros.

Además, aquí abordó brevemente el tema de la lectura de matrículas, algo que ya está en marcha en municipios como por ejemplo Valtierra y Peralta. Carmona mostró, a través de un vídeo, cómo a pesar de ser de noche o de contar con inclemencias meteorológicas las cámaras pueden leer a la perfección la matrícula de cualquier vehículo.

La jornada, que se alargó hasta más allá del mediodía, también contó con la presentación de unos paneles informativos que tratan de buscarle una solución, en este caso, a los problemas más habituales con los que se encuentran los vehículos de emergencias. Para ello explicaron que uno de estos paneles situado, por ejemplo, junto a un semáforo puede dar información a los ciudadanos, con el objetivo de apartarse, sobre los metros a los que se encuentra el vehículo en emergencia, de la dirección que va a tomar e incluso de si lo que viene es una ambulancia o un coche de policía. Todo ello, eso si, complementado con aplicaciones móviles.

Después se abordó la analítica de vídeo, que consiste en pasar de un sistema pasivo de seguridad a un sistema activo en el que se le dota a la cámara de inteligencia artificial para poder detectar alarmas; el uso de las cámaras como sensores, y además, y aprovechando el cambio de tema para realizar preguntas a los ponentes, se abordó la cuestión de los mapas de ruido, que evalúan de forma global la exposición de la población al ruido producido por distintas fuentes en una zona determinad. Para último presentaron un software forense que detecta, busca y filtra objetos o personas al detalle.