CORONAVIRUS
Navarra detectó el jueves 126 nuevos casos de infección por Covid-19
Festival Flamenco on fire

Cante y baile para poner el broche de oro al Flamenco

31.08.2020 | 00:21
La bailaora cordobesa Carmen 'La Talegona', taconeando durante su actuación en el escenario de la Plazuela de San José.

La plazuela de San José albergó este domingo desde las 13.00 horas las actuaciones del navarro Jolis Muñoz, director de Casa Sabicas, y de la cordobesa Carmen 'La Talegona', a los cuales acompañaron sendos grupos de músicos

La guitarra del madrileño Jesús del Rosario abrió este domingo a las 13.00 horas el espectáculo de la última jornada de conciertos gratuitos en la plazuela de San José del Flamenco on Fire. Subió al escenario y, sin ningún tipo de discurso previo, comenzó a rasgar las cuerdas. El público, que había ido llegando desde hacía media hora llenando todo el lugar, escuchó la pieza en silencio. Al terminar, el publicó aplaudió. Aún duraba la ovación cuando Jolis Muñoz, el director de la Casa Sabicas, ascendió las escaleras que daban al tablao.

El cantaor navarro expresó a la audiencia su deseo de que "pasemos un ratito agradable" y declaró que "la cultura y la música es lo que nos da vida". Acto seguido se acomodó en su asiento y Del Rosario arrancó de nuevo a tocar la guitarra.

El director de la Casa Sabicas llevó a cabo un recital en el que, por un lado, interpretó temas tradicionales del flamenco y, por otro, incluyó un avance de su próximo lanzamiento discográfico. Los quejíos con los que dio comienzo a la canción sonaban por toda la plaza. Los espectadores, convenientemente separados, escucharon en silencio a Muñoz, que cantó con sentimiento y destreza, la primera tonada.

Lucky Losada, con el cajón flamenco; Antonio de Santiago El Makaco y Rico Muñoz, ambos para acompañar con las palmas, se unieron al dúo para la tercera canción, aportando ritmo al concierto. No hubo discursos entre las interpretaciones, cosa que daba un aire solemne al espectáculo. El público seguía en silencio y, a excepción de los olés de Muñoz, no se escuchaba palabra que no fuese cantada. Los aplausos largos entre las interpretaciones mostraban el agradecimiento de la plazuela de San José.

A las 13.35 horas, pusieron el punto y final al concierto. El público les ovacionó con efusividad y cuando ya bajaban del escenario para dar paso a Carmen La Talegona, continuaron aplaudiendo.






TALEGONEANDO En el breve espacio de tiempo entre los dos espectáculos, por el megáfono en el que que antes del evento se trasnmitían las medias de seguridad del #OnfireResponsable, sonó la mítica canción de Camaron de la Isla, Soy Gitano.

Acompañaban a La Talegona dos cantaores, un guitarrista y un cajón flamenco. Los músicos subieron al escenario sin la bailaora y comenzaron la interpretación. A mitad de la pieza, vestida con unos pantalones negros, una chaqueta gris y unos zapatos del mismo color, subió al tablado La Talegona y comenzó a taconerar.

Los cantaores cantaban y golpeaban el tablado con los pies, el cajón flameco y la guitarra sonaban marchosos y los flecos de los pantalones y la chaqueta de la cordobesa se movían con gracia de un lado para otro. Del público se escuchó un voz femenina, emocionada, que decía: "olé del flameco bueno, olé y olé".

Al terminar la actuación Carmen se fue de nuevo, dejando que los músicos tocaran dos piezas más sin ella. A las 14.20 horas volvió subir, peinada con flores y vestida con un traje de flamenca. La parte de arriba, negra con lunares blancos; la de abajo, una flada plateada con volantes; en la mano un abanico con el que bailó las siguientes canciones.

Para las últimas muestras del espectáculo, La Talegona se quitó la falda mostrando un vestido negro y blanco. Sacó una castañuelas y continuó con la última parte de su interpretación. Los espectadores se pusieron de pie, aplaudiendo con entusiasmo, al finalizar último espectáculo en la Plazuela de San José del esta edición del Flamenco on Fire.

noticias de noticiasdenavarra