Alerta Roja: empresas de eventos reclaman medidas para volver a la actividad

Miles de personas secundan en todo el Estado el llamamiento realizado por Alerta Roja

18.09.2020 | 00:51
Alerta Roja: empresas de eventos reclaman medidas para volver a la actividad
Protesta en Pamplona, en el paseo Sarasate. Foto: Iban Aguinaga

pamplona – Trabajadores de empresas de organización de eventos se manifestaron ayer en Pamplona, en respuesta al llamamiento realizado por el movimiento internacional Alerta Roja, para hacer hincapié en que "la cultura es segura" y reclamar medidas para recuperar la actividad en este sector.

Los participantes en la marcha se concentraron en la plaza de Baluarte desde donde iniciaron su recorrido precedidos de dos carros con focos de luz roja, seguidos de cuarenta cajas con ruedas de almacenaje de equipos de sonido e iluminación empujadas por otras tantas personas.

La marcha, convocada por las asociaciones del sector ATEN, ARE y Acople, recorrió en silencio las calles del centro de Pamplona hasta llegar al paseo Sarasate, frente al Parlamento de Navarra, cuya fachada iluminaron de rojo con focos. En este lugar se procedió a la lectura del manifiesto nacional de esta jornada de movilizaciones.

Oscar García, de ATEN, comentó a Efe que, con este acto de protesta, "estamos reclamando que la cultura es segura, porque somos profesionales de ello y llevamos mucho tiempo organizando eventos".

García destacó que éste es "un sector que está muy fragmentado, que no tiene un convenio, que no tiene nada de organización y con esta situación del covid nos hemos visto relegados, porque hemos sido los primeros que hemos parado y los últimos que vamos a volver a trabajar".

La protesta fue secundada por miles de personas en todo el Estado. A lo largo del día, diversas caras conocidas respaldaron estas protestas desde las redes sociales, desde Alejandro Sanz, Ana Torroja o Raphael hasta Vetusta Morla, pasando por Mónica Naranjo, Izal, Sidonie, Jorge Drexler, La Bien Querida, Lori Meyers, Miguel Ríos, Vega o Rozalén, entre otros.

Bajo el hashtag#alertaroja, las palabras de todos ellos han estado dirigidas a un sector que "está pasando momentos duros" y que "cada vez está latiendo más lento".