Kike Barja destaca en un encuentro gris

01.08.2021 | 01:43
Kike Barja, autor del tanto de Osasuna en el día de ayer, trata de marcharse de un jugador del Mirandés.

Los cambios ayudaron a Osasuna y Budimir asistió al de noáin en el primer balón que tocó

Arrasate siguió con la fórmula ya empleada ante el Amorebieta y dio más carga de minutos a los jugadores que participaron ayer ante el Mirandés. El técnico rojillo cambió el dibujo, con el Chimy Ávila y Kike García como pareja de delanteros –ante los vizcaínos jugó Barbero como único delantero hasta que entró Budimir en la segunda– y dejando a Darko y Javi Martínez como únicos centrocampistas. Osasuna sufrió, sobre todo en la última media hora de la primera mitad y en el comienzo de la segunda, ante un Mirandés que supo superar con relativa facilidad la presión de los rojillos.

Respecto al partido del miércoles únicamente repitieron David García, Aimar Oroz, Jaume Grau, Diego Moreno, Roberto Torres y Budimir –ninguno fue titular en Urritxe–, y solo el primero jugó los 90 minutos.

Juan Pérez. Jugó los 90 minutos. Estuvo seguro por alto y cuando tuvo que intervenir lo hizo con una gran parada.

Areso. Fue sustituido en el minuto 76. Mostró una mejor versión que en los dos primeros partidos. Asistió al Chimy en la ocasión más clara de Osasuna en la primera parte.

Juan Cruz. Jugó los 90 minutos. Estuvo correcto. Llegó en varias ocasiones por la banda izquierda.

Diego Moreno. Entró en el minuto 76. Participó poco, aunque dejó una acción de calidad.

David García. Jugó los 90 minutos. Se mostró contundente, quizá demasiado en algunos momentos. Tuvo algún fallo de comunicación con Pablo Ibáñez en la primera parte.

Ramalho. Entró en el descanso y jugó sus primeros minutos en la pretemporada. Comenzó algo dubitativo, pero rápidamente se asentó sobre el verde.

Pablo Ibáñez. Jugó los primeros 45 minutos. Estuvo bien en la salida de balón, pero una pérdida y un mal despeje suyos estuvieron a punto de terminar en goles del rival.

Darko. Jugó los 90 minutos. Sufrió en el centro del campo, sobre todo en la última media hora de la primera mitad y al inicio de la segunda.

Javi Martínez. Fue sustituido en el minuto 76. Jugó en el doble pivote junto a Darko y sufrió en los mejores momentos del Mirandés.

Jaume Grau. Entró en el minuto 76. Estuvo agresivo sin balón y ayudó a dar salida de balón al equipo.

Roberto Torres. Entró en el minuto 65. Se colocó en el centro del campo hasta que entró Jaume Grau.

Aimar Oroz. Entró en el minuto 76. Se colocó en la banda izquierda, pero participó poco.

Rubén García. Fue sustituido en el minuto 65. Estuvo más impreciso que en los dos primeros partidos de la pretemporada.

Kike Barja. Fue sustituido en el minuto 76. Fue el que más y mejor lo intentó de los hombres de ataque y encontró el premio del gol en la segunda mitad.

Chimy Ávila. Fue sustituido en el minuto 65. Tuvo menos peso en el juego de ataque que otros días. Aun así, llevó una contra que pudo acabar en gol de Kike García y tuvo la mejor ocasión de Osasuna en la primera parte.

Budimir. Entró en el minuto 65. Asistió a Barja en el primer balón que tocó. Mostró una mejor versión que el día del Amorebieta.

Kike García. Jugó los 90 minutos. Corrió y peleó, como acostumbra. Pudo marcar en el 80, pero su disparo se marchó a centímetros de la escuadra.

noticias de noticiasdenavarra